December 27, 2021
De parte de Peri贸dico El Roble
341 puntos de vista

Luego de la rebeli贸n popular algunos fen贸menos de recuperaci贸n sindical fueron claves para trazar el ascenso que vivi贸 el clasismo en el per铆odo siguiente. PEPSICO y PRAXAIR en zona norte, Casino y DANA, FATE como algunos de los primeros hechos que van marcando la irrupci贸n de una nueva camada de activistas sindicales que llevar谩n aquellas experiencias a los lugares de trabajo.

Las jornadas de diciembre expresaron tambi茅n una profunda cr铆tica a la burocracia sindical, que durante el menemismo hab铆a dejado avanzar la flexibilizaci贸n laboral y la desocupaci贸n, las privatizaciones y el saqueo de las jubilaciones.
Por otro lado, los sectores que aparecieron como cr铆ticos a la pol铆tica de 鈥渓os gordos鈥, la CTA primero y luego el MTA de Moyano, tampoco llevaron la lucha a fondo. En el caso de los primeros, la Ley Federal de Educaci贸n rompi贸 el poder de resistencia de CTERA y la 鈥渃arpa blanca鈥 como s铆mbolo de resistencia pasiva, levantada por la expectativa en el gobierno de De La R煤a pintan de conjunto a este sector de la burocracia. El MTA llev贸 adelante una serie de paros generales, que al paralizar el transporte de conjunto, funcionaba como paralizaciones casi completas de la estructura econ贸mica. Este sector de la burocracia enfrent贸 el ajuste delarruista pero en el 2001, comenz贸 a aflojar las medidas y en el marco de la revuelta directamente se borraron.
La cr铆tica al sindicalismo empresarial entr贸 en el 鈥渜ue se vayan todxs鈥 y durante mucho tiempo lxs sindicalistas fueron mal vistos socialmente. Sin embargo, al calor de esta experiencia fermento social, se afianz贸 otra idea: la recuperaci贸n sindical. La lucha por recuperar los organismos sindicales en sus diferentes niveles (comisiones internas, cuerpos de delegadxs, seccionales, etc.) se fue haciendo cada vez m谩s fuerte en sectores de la clase trabajadora que luego de 2002 se fueron incorporando al aparato productivo. A la primera recuperaci贸n de SUTEBA Matanza, y las experiencias de SUTEBA Bah铆a Blanca y Marcos Paz, se sumaron las primeras recuperaciones de comisiones internas en f谩bricas, como PRAXAIR y la lucha de PEPSICO, que iba a conquistar la figura del delegadxs de hecho con Balaguer y Nornelia del PTS a la cabeza.
Los conflictos de DANA, del Casino, y especialmente la rebeli贸n de FATE, fueron otros puntos de apoyo del clasismo en los sindicatos. Esta corriente favorable a la recuperaci贸n sindical tuvo en la d茅cada posterior importantes expresiones como en mec谩nicos, alimentaci贸n, papeleros, jaboneros, frigor铆ficos, ceramistas, transporte, ferroviarios, aceiteros, estatales y docentes.
Por otro lado, tal como explicamos en la nota sobre el movimiento piquetero, este proceso abierto de recuperaci贸n sindical no debe entenderse por fuera de la memoria colectiva de la clase obrera que demostr贸 contar en su haber aquellas experiencias del clasismo de los 鈥70 con el fen贸meno del sindicalismo de base, las coordinadoras fabriles, la CGT de los argentinos y los 鈥渁zos鈥. Por supuesto, sin comparar magnitudes ni la acumulaci贸n expresada en aquellas luchas, s铆 podemos rastrear el elemento de la democracia obrera, la acci贸n directa y la delimitaci贸n clara de las patronales y el gobierno.
Nuevas camadas de trabajadorxs se incorporan al trabajo, sobre todo ya a partir de la reactivaci贸n econ贸mica tras la salida de la convertibilidad, la devaluaci贸n del peso y la estabilizaci贸n pol铆tica del r茅gimen lograda por el gobierno de Kirchner.
La lucha por recuperar los sindicatos signific贸 enfrentar a la burocracia sindical, a las patronales y al Estado, muchas veces en forma simult谩nea. Este proceso es, a煤n hoy, una experiencia viva que reivindicamos como herencia del proceso pos 2001 y que, desde el activismo clasista, debemos profundizar en la lucha contra los planes de sometimiento y ajuste que nos toca enfrentar nuevamente.

Por Facundo Anarres.




Fuente: Periodicoelroble.wordpress.com