September 23, 2021
De parte de A Las Barricadas
216 puntos de vista



Emoci贸n por las felicitaciones

As铆 que recibo mensajes de agradecimiento. Como lo o铆s. Concretamente desde Suiza me escriben por haber inspirado una ocupaci贸n de quinientas viviendas para personas de escasa renta a trav茅s del Sindicato de Inquilinas. Esto me ha dejado perplejo, me he tenido que tomar media botella, la que me quedaba, porque no solo yo no conozco a nadie en Suiza, si no que adem谩s pensaba que en Suiza no hab铆a pobres. Pero parece que la pobreza est谩 bien repartida, s铆. 

Mensajes de este tipo, varios hay, me llenan de extra帽eza, porque yo pienso que 鈥揾onestamente en lo poco que lo soy鈥 no hago nada, salvo limpiar mi asociaci贸n “La casa de la Rata”, dedicada a alimentar y proteger a esos simp谩ticos roedores a quienes tanta gente odia.  A m铆 me queda claro que quienes llevan a cabo acciones positivas son otros/as protagonistas y actores, personas que han decidido centrar su mirada en problemas concretos a los que intentan dar soluci贸n. Para ello han creado sindicatos de trabajadores, de inquilinos, de precarios, de acogida a inmigrantes鈥 Y son esas personas y esas organizaciones, que no reciben subvenciones como la de las “Enemigas del Deporte”, y que no tienen profesionales como la de “Hacemos la 芦o禄 con un canuto” quienes est谩n creando escuela y camino. 

Porque resulta que muchas veces la militancia se deprime. Se jarta uno de militar, perdiendo tiempo, recursos, juventud, dinero, oportunidades鈥 Se emplea a fondo en el mundillo sindical, por ejemplo, ve que la cosa avanza y 隆de repente! un retroceso: alguien ha convocado una reuni贸n a las doce de la noche para discutir sobre la sororidad de la palabra “relisiliencia”. Y nos da la impresi贸n de que todo es in煤til y que se saca m谩s partido de estar borracho todo el d铆a que de estar cavilando en c贸mo meterle mano a ese patr贸n que no paga el mes a la precaria.

Pero si amamos la ciencia y hemos hecho la ESO, sabemos que la naturaleza tiene leyes. Que simplemente observando se modifica el comportamiento de un electr贸n que pasa por una ranura. Ya s茅 que no ten茅is ni idea, pero eso es as铆: observar es cambiar el mundo, y actuar en 茅l es modelarlo, introducir fuerzas que interfieren en el acontecimiento. Nos enfrentamos a una realidad en la que las m煤ltiples posibilidades est谩n coexistiendo simult谩neamente. Y tenemos que aprender a trabajar con este universo tan fant谩stico y extraordinario y a la vez tan opuesto a nuestro sistema de pensamiento l贸gico, que ve una sola realidad cuando existen tantas posibilidades. 

Por toda la Pen铆nsula, y m谩s all谩 se est谩n creando nuevas estructuras, otras formas de pensar, sin pol铆ticos, sin partidos, sin pendejadas, sin ideas arcaicas de vanguardias redentoras, sin trepas de medio pelo, sin Eximios Ide贸logos del Libro gracias al empuje y al ejemplo de organizaciones que est谩n mostrando no solo que esas posibilidades existen, que son viables, si no que tambi茅n t煤, que no sabes por donde tirar, puedes crearlas y participar en la epopeya. Porque observar modifica el entorno, y actuar en 茅l va a darle la vuelta como a un calcet铆n. 脕nimo pues y a la batalla, que me toca turno en “La Casa de la Rata”.




Fuente: Alasbarricadas.org