896 puntos de vista

Las organizaciones que conforman la Red Sindical Internacional de Solidaridad y de Lucha reiteran su apoyo al pueblo afgano y, en particular, a las mujeres de este pa铆s. La situaci贸n all铆 es dram谩tica : la mayor parte de la poblaci贸n no tiene asegurados la comida, la salud, la educaci贸n y los derechos m谩s b谩sicos. Esto es lo que se constata unos meses despu茅s de que los Talibanes volvieran al poder. Es tambi茅n el resultado de a帽os de ocupaci贸n americana.

Nos congratulamos del trabajo realizado por nuestras compa帽eras de Rawa, cuya informaci贸n damos a conocer a trav茅s de la web de la Red Sindical Internacional de Solidaridad y de Luchas y de las organizaciones que la integran en los distintos pa铆ses. Dar a conocer la situaci贸n del pueblo afgano, de las mujeres afganas y de los movimientos como Rawa forma parte de lo que hacemos como expresi贸n de nuestra solidaridad internacionalista.

Hace veinte a帽os, en diciembre de 2001, la Asociaci贸n Revolucionaria de Mujeres Aftagnas (Rawa, por sus siglas en ingl茅s) fundada en el a帽o 1977, celebr贸 la ca铆da de los talibanes en Afganist谩n, al tiempo que denunciaba a la Alianza del Norte del comandante Massoud, quien estaba al servicio de las fuerzas amerianas. Rawa denunci贸n su participaci贸n en violaciones masivas y ridiculiz贸 la pretensi贸n del nuevo gobierno impuesto por los ocupantes de defender la democracia y los derechos de las mujeres. La organizaci贸n se帽al贸 que 鈥渆l fin del humillante requisito de vestir el burqa no es suficiente para probar que realmente se ha producido un cambio de mentalidad en relaci贸n con los derechos y libertades de las mujeres. En marzo de 2002, Rawa predijo el fracaso de una guerra que solo ten铆a una dimensi贸n militar y la corrupci贸n del gobierno y llam贸 al pueblo afgano a alzarse contra todos los fundamentalistas.

Humildemente nos unimos a la conmemoraci贸n del 35 aniversario de la muerte de Meena, fundadora de Rawa, que fue asesinada por los servicios de inteligencia afganos en 1985. La pelea por la vida y la libertad de las mujeres afganas continua su lucha.




Fuente: Laboursolidarity.org