March 27, 2023
De parte de Nodo50
2,305 puntos de vista


La V铆a Campesina expresa la profunda solidaridad de nuestro movimiento campesino mundial con lxs campesinxs de Francia que luchan contra el acaparamiento de agua y la imposici贸n de mega-balsas promovidas por el gobierno y los lobbies del agronegocio.

En contraste con los peque帽os embalses construidos tradicionalmente para almacenar el agua de lluvia y que cumplen una funci贸n social y ecol贸gica, las mega-balsas promovidas por el gobierno franc茅s bombean el agua subterr谩nea en cr谩teres plastificados de hasta 18 hect谩reas, secando los suelos, afectando al ciclo del agua y a la biodiversidad circundante. Adem谩s, acent煤an la desigualdad en el acceso al agua, la despoblaci贸n de las zonas rurales y el acaparamiento de tierras por parte de las grandes empresas que practican la agricultura intensiva.

Desde hace seis a帽os, la lucha contra las mega-balsas re煤ne a organizaciones ecologistas, sindicales y campesinas, como La Conf茅d茅ration Paysanne, una de las organizaciones miembros de LVC en Francia, en movilizaciones junto a cientos de activistas por un reparto justo de este bien com煤n vital. Muchos de estos manifestantes han sido perseguidos en procesos judiciales destinados a amedrentar a la creciente poblaci贸n que se opone a estos proyectos extractivistas. Cinco de estos megaproyectos han sido declarados ilegales tras 14 a帽os de batalla legal. Estas protestas se han saldado con penas de prisi贸n suspendida y multas para lxs campesinxs s贸lo por haber protestado. Asimismo, el portavoz de la Conf茅d茅ration Paysanne fue procesado por los acaparadores de agua tras una acci贸n simb贸lica en la que se desmantel贸 la bomba de una mega-balsa.

En un contexto de cambio clim谩tico, proteger el agua y la tierra es un deber moral que nadie puede eludir. Preservar estos bienes comunes del acaparamiento por parte del agronegocio, as铆 como los medios de subsistencia de quienes alimentan a la mayor parte de la poblaci贸n y est谩n en primera l铆nea contra la mercantilizaci贸n de la vida, requiere un esfuerzo colectivo de solidaridad. Este esfuerzo est谩 en consonancia con la defensa de la aplicaci贸n de la Declaraci贸n de las Naciones Unidas sobre los derechos de lxs campesinxs y otras personas que trabajan en zonas rurales (Undrop), que establece claramente el derecho de lxs campesinxs a acceder al agua, a los recursos necesarios para la producci贸n de alimentos y a participar en la gesti贸n de estos bienes comunes.

En oposici贸n a la voluntad del gobierno de proseguir la construcci贸n de nuevas mega-balsas perjudiciales para el medio ambiente y el empleo agr铆cola, una nueva gran manifestaci贸n internacional tendr谩 lugar los d铆as 24, 25 y 26 de marzo en la regi贸n de Poitou, donde la Conf茅d茅ration Paysanne y La V铆a Campesina se har谩n presentes para exigir al gobierno franc茅s que detenga los proyectos de acaparamiento de agua (a trav茅s de una moratoria) y la revisi贸n de las pol铆ticas de gesti贸n de bienes comunes para garantizar proyectos que respondan a una transici贸n agr铆cola justa y a los desaf铆os clim谩ticos.

Tambi茅n expresamos nuestra preocupaci贸n por la negativa del gobierno a dialogar, expresada recientemente con la prohibici贸n de la pr贸xima manifestaci贸n por orden de la prefectura de Deux-S猫vres. Si las autoridades no escuchan la voz de lxs campesinxs y de todxs aquellxs que han demostrado el sinsentido de estos proyectos, despreciando el debate democr谩tico con la poblaci贸n directamente afectada por sus medidas, se terminar谩 imponiendo la desobediencia civil y ah铆 estaremos para globalizar la lucha y globalizar la esperanza.




Fuente: Prensarural.org