March 18, 2021
De parte de Nodo50
361 puntos de vista

En 2018 una casa de Sant Cugat del Vall├ęs estaba a punto de ser derribada. As├ş que sus due├▒os revisaron todo su interior. Encontraron en la casa del abuelo una caja roja llena de fotograf├şas desconocidas de la Guerra Civil Espa├▒ola. Eran de Antoni Campa├▒├á, uno de los fot├│grafos pictorialistas m├ís importantes que trabaj├│ durante la contienda y escondi├│ todo el material en aquella caja. Ahora se exponen en el Museu Nacional dÔÇÖArt de Catalunya.

Todav├şa se encuentran tesoros, todav├şa hay esperanzas. En 2018 apareci├│ una caja roja con centenares de im├ígenes in├ęditas que ahora se exponen en el Museu Nacional dÔÇÖArt de Catalunya. Es el trabajo que realiz├│ durante la Guerra Civil uno de los fot├│grafos m├ís importantes del pictorialismo espa├▒ol.

Antoni Campañà

Antoni Campañà. Barricada. Calle Hospital, Barcelona, 25 de julio de 1936. Arxiu Campañà

La Guerra Civil espa├▒ola fue un laboratorio de pruebas para muchas cosas. Durante los a├▒os que dur├│ numerosos fotoperiodistas trabajaron en ambos bandos para contar lo que pasaba y experimentar con la fotograf├şa. No podemos olvidar que acababan de aparecer las c├ímaras de 35 mm, las famosas Leica que permit├şan estar en el centro de la acci├│n con un equipo discreto y r├ípido.

A todos nos suenan Robert Capa y Gerda Taro, Agust├ş Centelles y otros grandes de la foto espa├▒ola que poco a poco van llamando m├ís la atenci├│n. Pero pocos hubi├ęramos relacionado a Antoni Campa├▒├á con este tipo de fotograf├şa.

Antoni Campañà

Antoni Campa├▒├á. Tracci├│n de sangre, 1933. Dep├│sito de la Generalitat de Catalunya. ColÔÇólecci├│ Nacional de Fotografia, 1999. Museu Nacional dÔÇÖArt de Catalunya, Barcelona

Pues bien, ahora el MNAC expone desde el 19 de marzo hasta el 18 de julio de 2021 el trabajo in├ędito de uno de los mejores fot├│grafos art├şsticos de antes de la guerra: ‘La guerra infinita. Antoni Campa├▒├á. Las tensiones de una mirada (1906-1989)‘.

Los primeros años de Antoni Campañà

La fotograf├şa corr├şa por sus venas desde peque├▒o. Muy pronto entr├│ en contacto con la Agrupaci├│n fotogr├ífica de Catalu├▒a. Y aprovech├│ el viaje de novios para asistir a un curso de Willy Zielke, lo que llev├│ a abrazar los principios est├ęticos de la Nueva objetividad y la Nueva visi├│n.

Durante los a├▒os 30 crea un estilo propio en el que se mezclan los preceptos del pictorialismo con la est├ętica novedosa de las vanguardias fotogr├íficas. Esta uni├│n hace que su trabajo sea ampliamente reconocido en los salones internacionales de fotograf├şa de aquellos a├▒os.

Antoni Campañà

Antoni Campa├▒├á. Sin t├ştulo [Exhibici├│n de las momias de las monjas, convento de las Salesas], Paseo de Sant Joan, Barcelona, julio de 1936. Arxiu Campa├▒├á

Me considero obligado a producir fotograf├şas con puntos de vista originales y creo un deber mostrar al mundo la naturaleza, bien resuelta por la mano divina.

Muchos conoc├şamos sus brom├│leos pictorialistas de aquellos a├▒os. Un prodigio de t├ęcnica que anunciaba la fotograf├şa digital. En una libreta hac├şa un boceto y luego creaba la imagen a├▒adiendo elementos de distintos negativos hasta dar con lo que hab├şa imaginado en el papel. ┬┐Os suena de algo cambiar el cielo en una imagen? ├ël ya lo hac├şa en los a├▒os 30.

Antoni Campana Barricada De Joguina Carrer Diputacio Agost 1936

Antoni Campañà. Barricada infantil detrás de la Universitat de Barcelona, agosto de 1936. Arxiu Campañà

Pero lleg├│ la verg├╝enza de la guerra civil. ├ël era un republicano, nacionalista y cat├│lico que busc├│ respuestas con la fotograf├şa. En la ├ępoca actual lo llamar├şan equidistante. No dud├│ en fotografiar desde la profanaci├│n de las iglesias hasta mujeres anarquistas que terminaron en convertirse en iconos de las revistas de aquellos a├▒os.

Esas fotograf├şas que ahora conoceremos por la exposici├│n las debi├│ esconder personalmente para poder seguir trabajando. No pod├şa consentir que le impidieran conseguir trabajo. O tal vez quer├şa olvidar algo tan traum├ítico.

La exposici├│n que reconoce su trabajo

Durante mucho tiempo sus fotograf├şas de la guerra fueron consideradas an├│nimas. Y algunas de ellas formaron parte del libro ‘El alzamiento, la revoluci├│n y el terror en Barcelona’ (1944). Pero fue entonces cuando decidi├│ juntarlas todas y esconderlas en la caja roja que descubri├│ su nieto en 2018.

Antoni Campañà

Antoni Campa├▒├á. Sin t├ştulo [Iglesia de la Concepci├│n]. Calle Girona, Barcelona, 1936-1937. Arxiu Campa├▒├á

Abandon├│ el pictorialismo que tanta fama le hab├şa dado y apost├│ por la fotograf├şa comercial y por algo tan rompedor en Espa├▒a como las fotograf├şas postaleras. A ├ęl le debemos algunos de los anuncios de Seat (la relaci├│n con Ortiz Echag├╝e est├í llena de puntos de encuentro) y la imagen tur├şstica de Espa├▒a.

Fue considerado en su tiempo como el primer fot├│grafo espa├▒ol y 25┬║ del mundo en cantidad de premios recibidos en los salones de fotograf├şa, era representante de Leica en Espa├▒a gracias a la tienda que ten├şa, su obra form├│ parte de la exposici├│n ‘Idas & Chaos: Trends in Spanish Photography 1920-1945’, comisariada por Joan Fontcuberta en el International Center of Photography de Nueva York…

Pero ser├í a partir de ahora cuando su nombre empezar├í a sonar de nuevo con fuerza dentro de las historias de la fotograf├şa. Con la retrospectiva del Museu Nacional dÔÇÖArt de Catalunya se recuperar├í la obra de uno de los fot├│grafos m├ís importantes del siglo XX que hubiera llegado muy lejos si no hubi├ęramos ca├şdo en el error de una guerra.

Antoni Campañà

Antoni Campa├▒├á. Francesc NelÔÇólo pintando el tren antifascista del sindicato de dibujantes, 1936. Arxiu Campa├▒├á

ÔÇśLa guerra infinita. Antoni Campa├▒├á. Las tensiones de una mirada (1906-1989)ÔÇÖ

Del 19 de marzo al 18 de julio de 2021

Museu Nacional dÔÇÖArt de Catalunya

Parc de Montjuïc

08038 ÔÇô Barcelona ÔÇô Espa├▒a

Precio de la entrada: 6 euros

www.museunacional.cat




Fuente: Xatakafoto.com