April 19, 2021
De parte de Contrainformacion Anarquista
314 puntos de vista


Extraído de attaque

En febrero, el encarcelamiento del rapero Pablo Hasél y los disturbios en Linares, Andalucía, tras la paliza de policías de paisano a un hombre y su hija fueron la chispa de un breve momento de revuelta en el territorio ibérico, especialmente en Cataluña. Los motivos van más allá de la libertad de expresión: odio a la policía, rechazo al toque de queda, situación económica y social, etc. El sábado 27 de febrero se produjeron disturbios en el centro de Barcelona: se destrozaron bancos y comercios, se quemaron cajeros automáticos, se produjeron enfrentamientos y barricadas contra schmits, y se quemó ligeramente un camión de la policía. En el plano represivo, hubo muchos heridos, un centenar de detenidos y una docena de encarcelados, entre ellos ocho compañeros detenidos el 27 de febrero y el 1 de marzo por la quema del furgón policial.

Más información: presxs27febrer.noblogs.org

27/03/2021
Hola a todos.

Soy Danilo, uno de los detenidos en la protesta del 27 de febrero. Como muchos ya saben, escribo desde Brians 1 (Martorell). Hoy se cumple un mes desde que nos detuvieron y quería escribir antes, pero tenía que hacerme una idea de lo que iba a pasar, tanto para mí como para los demás, también para recibir noticias del exterior, etc.

Dicho esto, quiero empezar agradeciendo los numerosos gestos de solidaridad que hemos recibido, mucha gente se ha implicado en esto, aportando mucho, ya sea materialmente con cartas, dinero, postales, ropa, etc. o prácticamente con manifestaciones, iniciativas, etc. Cada una de estas contribuciones ayuda mucho a mantener la moral alta y a sentirse apoyado, lo que es muy importante aquí, así que ¡gracias!

En resumen, para quien no lo sepa, se nos acusa de intento de homicidio, atentado a la autoridad, desórdenes públicos, daños continuados y pertenencia a grupo criminal. Recientemente, la compañera acusado de incendiar el camtar de la urbana [el ayuntamiento de Barcelona] fue puesto en libertad bajo fianza. Lo cual es estupendo en sí mismo, y también pensamos que tal vez sea una señal de que este caso empieza a ser desmontado.

Sin embargo, sigue siendo muy complicado predecir nada, dado el absurdo y patético circo mediático que han montado, además de la gravedad de algunas de las acusaciones, así que personalmente prefiero hacerme a la idea de que vamos a tardar un tiempo relativamente largo en salir de aquí. ¡No es que no me guste la idea, simplemente prefiero tener buenas sorpresas que decepciones, roerme la cabeza con el tiempo, etc., hasta ahora me ha funcionado, y puedo decir que a pesar de todo estoy sereno!

Sobre nuestra detención, debo decir que me sorprendió que no nos golpearan de mala manera, esto es algo que preveía cuando nos esposaron en la calle, pensé que era el protocolo ordinario en estas situaciones (aún lo creo), o quizás es la excepción que confirma la norma. De hecho estoy desconcertado, y finalmente he llegado a la no conclusión de que quizás el hecho de que los medios de comunicación lleven días hablando de «intervenciones desproporcionadas», como ellos las llaman, de los mossos, o que quieran evitar nuevos «mártires» que den fuerza a las manifestaciones… No sé, la verdad, pero ¡bien por nosotros! No lo sé, pero bien por nosotros. Hemos tenido insultos y amenazas. «¡Te veremos en la calle en Mataró cuando salgas, cerdo, a ver si nos tiras piedras! «, me dijo un erudito en el cómico de Mataró antes de que nos llevaran esposados a Luca, Albo, Hernán y a mí al teatro tan cutre que hicieron para registrar el Nabat, una casa ocupada donde vivíamos algunos, con los antidisturbios haciendo una pose delante de los periodistas, en medio de la carretera, antes de llevarnos de nuevo a la celda, ¡pff!

Ahora, algo muy positivo, además de la liberación de Sara, que no esperaba, es que estamos todos aquí en Brians 1, distribuidos en tres módulos diferentes. Los que estamos en el mismo módulo nos vemos todos los días en paseos (6 horas diarias, 4 por la mañana, 2 por la tarde) mientras que de un módulo a otro nos escribimos y las cartas tardan «sólo» unos tres días en llegar, además de poder tener comunicaciones, charlas internas, etc. Todo esto es muy bueno, nos apoyamos mutuamente y eso ayuda mucho.

El módulo 4, donde estamos Albo, Luca y yo, es el más tranquilo, como se dice, «el patio del colegio», «módulo de respeto» para los funcionarios. La mayoría están aquí por estupideces (tráfico), robos y gilipolleces, luego hay algunos que en otros módulos no durarían ni un día (delitos sexuales) y un montón de chivatos, por eso este módulo es tan tranquilo, algunos presos son más guardias que los guardias, incluso más que en otros módulos a la mínima te mandan al especial y luego a un módulo de conflictos. Al final, afortunadamente te encuentras con gente agradable, podría ser mucho peor.

Otra cosa, antes de terminar, quiero expresar mi total desprecio hacia los medios de desinformación del régimen, una vez más están a la altura en su empeño por manipular a la opinión pública con sus mentiras, sensacionalismo y gilipolleces, apoyando la represión, serviles carroñeros que se aprovechan del malestar ajeno, ¿es eso un trabajo? Siempre ofreciendo un soporte sobre el que el aparato represivo pueda construir sus represalias. Cada vez que son amenazados, intentan vender la misma historia: detrás del malestar social generalizado y de las revueltas sólo hay un grupo de conspiradores, para aplicar un castigo ejemplar, dos piedras a la vez: por un lado golpean a los que molestan con sus luchas y reivindicaciones y por otro intentan asustar a los que piensan salir a la calle a protestar. Fingen sorprenderse cuando una multitud de jóvenes estalla de rabia, identificando a los mismos (policías, periodistas, bancos, multinacionales, grandes empresas) como responsables de unas condiciones de vida cada vez más precarias y miserables y de unos sistemas de control social cada vez más asfixiantes. Se hacen pasar por víctimas, como hacen los peores verdugos, ¡lobos con piel de cordero! Quería dejar claro a los que nos apoyan que esto es lo que pienso, creo que es importante. ¡Que se jodan los aparatos represivos y sus estados! No voy a renunciar a mis ideas por miedo a que sean criminalizadas.

En fin, perdona si me he extendido demasiado, pero había mucho que contar sobre este mes y no quería hacerlo al estilo de un telegrama o comunicado de prensa aburrido.

¡Un abrazo enorme para todos! Espero poder contestar pronto. Y una vez más, ¡gracias por todo!

¡Mucha fuerza y solidaridad también para los demás reprimidos en las cárceles de todo el mundo!

¡Libertad para todos!
Abajo los muros de la prisión
Y ¡viva la anarquía!

Danilo

Para la correspondencia

Danilo Infantino
C.P. Brians 1, Módulo 4
Apartado de correos 1000
08760 MARTORELL (Barcelona)
ESPAÑA

<!–

–>




Fuente: Contramadriz.espivblogs.net