May 27, 2022
De parte de In-Formacion CGT
33 puntos de vista

El informe del servicio de prevenci贸n ajeno declarando no apto al trabajador no constituye por s铆 solo medio de prueba suficiente para acreditar la existencia de ineptitud sobrevenida causante del despido. Debe identificar con precisi贸n las limitaciones detectadas y su incidencia sobre las funciones desempe帽adas sin que sus conclusiones sean contradichas por otros medios de prueba.

Tras un largo per铆odo en IT, el INSS deniega la prestaci贸n de incapacidad permanente a un trabajador mediante resoluci贸n que notifica a la empresa el 20- 6-19. El 6-8-19, la empresa comunica al trabajador la extinci贸n de su contrato por ineptitud sobrevenida con base en el informe emitido por el servicio de prevenci贸n ajeno (SPA) que le declaraba como no apto ya que no est谩 condiciones de conducir, lo que le impide realizar el 75% de su actividad.

El trabajador presenta demanda de despido que el JS declara nulo y el TSJ procedente. El trabajador recurre en casaci贸n para la unificaci贸n de doctrina planteando la cuesti贸n relativa a si el informe del SPA, solicitado por el empresario para determinar la aptitud de un trabajador cuyas lesiones no tienen entidad para declararle en situaci贸n de incapacidad permanente en ninguno de sus grados, tiene valor por s铆 solo para justificar un despido por ineptitud sobrevenida.

La extinci贸n del contrato por ineptitud sobrevenida exige comunicaci贸n escrita al trabajador expresando la causa (ET art.53.1.a), esto es, las limitaciones del trabajador y de qu茅 manera provocan una ineptitud sobrevenida para el desempe帽o de las tareas propias de su profesi贸n. Pero si el empresario no acredita la concurrencia de la causa indicada en la carta de despido, la extinci贸n del contrato se declara improcedente (LRJS art.122), correspondiendo a la empresa la carga de la prueba de la ineptitud del trabajador para el ejercicio de su profesi贸n.

Respecto del informe de aptitud, el TS se帽ala que es obligaci贸n del SPA, en su misi贸n de vigilancia de la salud de los trabajadores en relaci贸n con los riesgos derivados del trabajo, informar al empresario cuando constaten las p茅rdidas de aptitud para el desempe帽o del puesto de trabajo. Esta obligaci贸n tiene por finalidad fundamental asegurar que el empresario tome las medidas precisas para evitar cualquier riesgo del trabajador afectado, pero no constituye por s铆 solo un medio de prueba imbatible para acreditar la ineptitud sobrevenida del trabajador afectado que justifique, sin m谩s pruebas, la extinci贸n del contrato de trabajo. Adem谩s, debe tenerse en cuenta que los datos relativos a la vigilancia de la salud de los trabajadores no pueden ser usados con fines discriminatorios ni en perjuicio del trabajador (LPRL art.22.4).

Esto no supone que los informes del SPA no tengan ning煤n valor probatorio para acreditar la ineptitud sobrevenida del trabajador. Pero es necesario para ello, que indique con precisi贸n cu谩les son las limitaciones concretas detectadas y su incidencia sobre las funciones desempe帽adas por el trabajador. No basta la simple afirmaci贸n de que el trabajador ha perdido su aptitud para el desempe帽o del puesto cuando dicha afirmaci贸n no est谩 justificada y no se soporta con otros medios de prueba 煤tiles, especialmente cuando, como ocurre en el caso analizado, el INSS descarta la declaraci贸n de invalidez permanente del trabajador y la DGT no establece ninguna restricci贸n en la capacidad de conducir del trabajador.

Por ello, el TS estima el recurso de casaci贸n para la unificaci贸n de doctrina y declara la improcedencia del despido.




Fuente: In-formacioncgt.info