July 26, 2021
De parte de A Las Barricadas
212 puntos de vista


 Wuppertal. Alemania. En la noche del 14 al 15 de julio, las sirenas de alarma aullaron sobre Wuppertal. Sirenas aulladores, un recuerdo de los ejercicios mensuales durante la Guerra Fr铆a en los Pa铆ses Bajos. Pero esta vez no fue un ejercicio. Algunos pensamientos fragmentados escritos durante una noche de emergencia en Wuppertal.

Como ya adivin茅 lo que vendr铆a, ya hab铆a tra铆do muchas cosas al piso de arriba  por la noche. Poner mis pertenencias en un lugar seguro antes de una posible inundaci贸n no era nada nuevo para m铆, la 煤ltima inundaci贸n hab铆a afectado a Wuppertal en 2018. En ese entonces, tambi茅n, la inundaci贸n fue provocada por fuertes lluvias, pero esta vez fue diferente.

Decid铆 observar el paisaje desde nuestro patio trasero. Las sirenas aullaban incesantemente y varios helic贸pteros con grandes focos sobrevolaban el r铆o Wupper mientras camionetas con altavoces recorr铆an las calles pidiendo a la gente que despejara los s贸tanos y los primeros pisos de sus casas. Bienvenidos a la distop铆a.

Esperando la inundaci贸n, que se espera llegue entre las 02:20 y las 02:50 (hora local) en #Wuppertal #Alemania . Llev茅 todo el equipo a un lugar seguro. Cu铆date. #ClimateCrisis #TheClimateStrikesBack https://t.co/IHgvmR5QZF

– Riot Turtle (@ RiotTurtle65) https://twitter.com/RiotTurtle65/status/1415450098927116291?ref_src=twsr…

Mientras miraba esta pel铆cula de distop铆a de la vida real en 3D desde mi patio trasero, mi mente regres贸 a los ochenta. En 1982, cientos de personas ocuparon Amelisweerd, un bosque cerca de Utrecht en los Pa铆ses Bajos. Las acciones para preservar Amelisweerd comenzaron a principios de la d茅cada de 1970, pero el 24 de septiembre de 1982, el bosque fue finalmente desalojado y arrancado de ra铆z para la carretera A27 (video a continuaci贸n). Fue una derrota amarga, pero todav铆a era optimista en ese momento acerca de que la lucha por Amelisweerd hab铆a cambiado algo fundamental. Un error de juicio total.

(v铆deo en PeerTube sobre el desalojo del bosque de Amelisweerd)

Una incre铆ble cantidad de tierra ha sido sellada desde la d茅cada de 1980, miles y miles de hect谩reas de bosque han sido taladas en Europa Occidental desde entonces. S贸lo en Alemania, cada d铆a se asignan alrededor de 52 hect谩reas para fines de asentamiento y tr谩fico. Esto corresponde a un nuevo uso del suelo de alrededor de 73 campos de f煤tbol. En tan solo un d铆a. El n煤mero de ocupaciones forestales en este momento en Alemania muestra que a煤n hoy contin煤a la limpieza de carreteras, montones de escombros y muchos otros proyectos. Sequ铆a, inundaciones, nada detiene la l贸gica capitalista. Mientras tanto, mi optimismo est谩 por debajo de cero. Pero eso no significa que haya renunciado a la lucha.

Todav铆a estoy sentado en mi patio trasero, hablando con algunos vecinos y tratando de darles confianza. Sin embargo, no estoy haciendo un buen trabajo. Mis pensamientos siguen divagando: 驴Qu茅 hacer?

De vez en cuando, hay un 茅xito parcial del movimiento ambiental, como la lucha por el bosque de Hambach, donde la 煤ltima parte del bosque podr铆a salvarse por el momento. Por el momento, porque el bosque sigue en peligro debido a la 鈥渟oluci贸n de isla鈥.


mina de Litio en el desierto

de Atacama (Chile)

Los fen贸menos meteorol贸gicos extremos en aumento se han estado produciendo durante alg煤n tiempo en la parte sur del planeta, y ahora tambi茅n est谩n aumentando en el norte. Apenas hubo solidaridad con las v铆ctimas de la cat谩strofe clim谩tica en el Sur. Los pa铆ses industrializados responsables del norte continuaron lanzando su mierda a la atm贸sfera y se puede suponer que habr谩 m谩s lavado verde, pero no hay mucha voluntad para cambiar eso radicalmente. En lugar de una expansi贸n masiva del transporte p煤blico, se impulsar谩n los sagrados coches el茅ctricos. Para el litio en las bater铆as, se desarrollar谩n nuevas 谩reas mineras a cielo abierto y para esto, se destruir谩n m谩s 谩reas ambientales. En Chile, es sobre todo la poblaci贸n ind铆gena la que sufre la ofensiva de los coches el茅ctricos. Domingo Ruiz, bioqu铆mico de la Universidad de Santiago,dice que la extracci贸n de litio tiene un impacto directo en las reservas de agua. La miner铆a, dice, hace que los niveles de las aguas subterr谩neas bajen y que los cursos de los r铆os y los humedales se sequen. Como resultado, la poblaci贸n local, en su mayor铆a ind铆gena, sufre escasez de agua.

Los coches TE tambi茅n siempre necesitan nuevas carreteras, porque el modelo de crecimiento capitalista mortal aumentar谩 el n煤mero de coches.

Que todav铆a haya muchas personas que piensan que pueden detener el colapso clim谩tico que se avecina mediante elecciones, solicitudes y manifestaciones rituales es agotador. Una y otra vez la gente fantasea con que los que est谩n en el poder no comprenden lo mal que est谩 el clima y ser谩n las consecuencias. Pero son m谩s bien los activistas quienes proclaman esto, quienes parecen no entender en qu茅 tipo de sociedad viven. El capitalismo siempre ha caminado sobre cad谩veres, 驴por qu茅 deber铆a ser diferente con la cat谩strofe clim谩tica? 驴En qu茅 an谩lisis se basa la suposici贸n de que los responsables de todo el desastre salvar谩n el planeta?

La cat谩strofe clim谩tica har谩 que regiones enteras NO sean habitables, millones y millones de personas perder谩n sus medios de vida, intentar谩n desesperadamente ponerse a salvo y la pol铆tica de fortaleza de los estados y regiones ricos ser谩 implacable. Un sistema al que ni siquiera le ha parecido importante evacuar al menos a todos los ni帽os del campo de concentraci贸n de Moria movilizar谩 todo para asegurar la prosperidad de las 茅lites metropolitanas en la escalada que inevitablemente vendr谩. Lo que sea necesario.

Post COVID Manifiesto de Disturbios – Parte III –  “Doc” Mccoy .

Las sirenas de los bomberos, las ambulancias y la polic铆a a煤llan permanentemente durante la noche. Todav铆a estamos esperando la ola de inundaciones, que seg煤n las autoridades de la ciudad de Wuppertal deber铆a llegar a la ciudad entre las 02:20 y las 02:50. Todav铆a estoy sentado en el jard铆n, pero siempre listo para escapar por la escalera al segundo piso. Ser谩 una noche larga.

Hace unos a帽os le铆 Desert. Intento recordar, pero en esta noche espeluznante es dif铆cil recordar. Pero recuerdo c贸mo me sent铆 atrapado cuando le铆 que la tierra no se salvar谩. Que 茅sta es una percepci贸n que nosotros, como personas que luchamos contra las condiciones existentes, no queremos creer.

El mundo no se ‘salvar谩’. No por activistas, no por movimientos de masas, no por organizaciones ben茅ficas y no por un proletariado global insurgente. El mundo no se ‘salvar谩’. Esta comprensi贸n lastima a la gente.

Desierto

La lucha de d茅cadas contra las condiciones existentes ha costado mucha energ铆a. La gente tiene la energ铆a que necesita para esto, porque est谩 convencida de que otro mundo es posible, o por odio al capitalismo asesino. O una combinaci贸n de ambos. Hace mucho tiempo que forma parte de grupos antiautoritarios que creen que otro mundo es posible. En principio, sigo pensando que es posible, pero cada vez me queda m谩s claro que el mundo no se salvar谩.

Es necesario captar el horizonte de la conflictualidad actual. No puede ser menos, ya que no solo nuestra paciencia es finita, sino por primera vez tambi茅n el tiempo que nos queda para organizar la embestida final. Todos sabemos que el mundo en el que vivimos est谩 condenado. La 煤nica pregunta es qu茅 resultar谩 de ello.

Post COVID Riot Manifest Part II  –  “Doc” Mccoy .

La izquierda ha aterrizado desde hace mucho tiempo en la pira funeraria de la historia, muchos izquierdistas simplemente no lo saben todav铆a o no quieren saberlo. La cadena de revueltas, desde el L铆bano hasta Chile y Colombia, no fue iniciada por izquierdistas. Con los Gilets Jaunes, este tipo de revueltas tambi茅n llegaron a Europa. La pandemia de COVID dej贸 en claro que gran parte de la izquierda en Alemania no eran aliados, apoyaban la pol铆tica COVID-autoritaria de la clase dominante. S贸lo con los toques de queda en la primavera de 2021 esto cambi贸 un poco, demasiado tarde. Las protestas contra los toques de queda no lograron movilizar. S贸lo un poco m谩s de una, dos mil personas salieron a las calles en toda Alemania.El campo qued贸 en manos de activistas de extrema derecha y te贸ricos de la conspiraci贸n durante demasiado tiempo.

Los fen贸menos meteorol贸gicos extremos suceder谩n de una forma u otra en los pr贸ximos cien a帽os, ya hemos superado ese punto. La autoorganizaci贸n ya era importante durante la pandemia y en algunos pa铆ses avanzados. Con el empeoramiento de la cat谩strofe clim谩tica, esto ser谩 a煤n m谩s importante. El mundo no se salvar谩, pero si queremos tener alguna posibilidad de no caer en una especie de apocalipsis, solo se puede hacer una cosa; una ruptura radical con las condiciones existentes en todos los niveles. Una rebeli贸n permanente contra todas las estructuras de poder. Todas las inversiones del viejo mundo capitalista no deber铆an ser seguras. Ning煤n pol铆tico deber铆a ser aceptado por m谩s tiempo. Este viejo mundo, que est谩 condenado de una forma u otra, debe ser aplastado lo antes posible.

El Wuppertalsperre se desborda, pero la ola de inundaci贸n esperada a煤n no ha llegado a Wuppertal. Alrededor de las 06:00 de la ma帽ana me doy cuenta de que la ola de inundaciones no llegar谩 a la ciudad. Para muchas personas que viven cerca de la presa o del r铆o Wupper, esto no ayuda mucho. El desbordamiento de la presa de Wuppertal ha inundado sus casas. Est谩n parados frente a la nada. Mi cabeza est谩 vac铆a despu茅s de una larga noche llena de emociones y pensamientos fragmentados. Me acerco a mi cama.




Fuente: Alasbarricadas.org