February 22, 2023
De parte de A Las Barricadas
480 puntos de vista

ALB Noticias.- Publicamos una entrevista a la Coordinadora Anarquista Brasile帽a, CAB. Como fue hecha durante los d铆as posteriores a la toma de posesi贸n de Lula, d铆as en los que la situaci贸n estaba poco clara ante el intento de golpe del bolsonarismo, la mayor parte de las preguntas tratan sobre el fen贸meno de la extrema derecha, que entendemos que resulta de inter茅s dados los paralelismos en otros territorios. Nos ha contestado el Secretariado de Relaciones Exteriores de la CAB, una organizaci贸n decana en el movimiento libertario de Brasil.

Imagen: Cartel contra el bolsonarismo publicado por la CAB.

ALB.- La llegada al poder de Bolsonaro se sit煤a dentro del contexto internacional abierto por Donald Trump en USA. La derecha pas贸 a la ofensiva a escala global y lo hizo radicalizada. Al tratar el progresismo de forma peyorativa como si fuera comunismo se movi贸 todo el tablero pol铆tico hacia la derecha. 驴Como ha evolucionado la sociedad brasile帽a en los a帽os en los que ha mandado la ultraderecha?

La extrema derecha siempre ha estado presente en Brasil en diversas expresiones, como el integralismo, los neonazis o incluso los terratenientes. Nuestro an谩lisis del escenario actual tiene como principal vector la consolidaci贸n de un movimiento de masas de extrema derecha encabezado en Brasil por Bolsonaro y su n煤cleo de ide贸logos y organizadores pol铆ticos.

Con el apoyo de una clase dominante sedienta de m谩s ganancias, incluso contando con amplias plusval铆as durante los gobiernos del PT entre 2002 y 2015, hacen una alianza con estos sectores conservadores y con el fascismo organizado, para derrocar a un gobierno que estaba garantizando derechos sociales m铆nimos.

En este caldo entra el partido informal m谩s antiguo y organizado de Brasil, compuesto por militares de alto rango, con su proyecto de reorganizar el pa铆s en un modelo de desarrollo explotador y expansionista asociado al agronegocio.

La cara m谩s militante en este contexto fue la de los sectores populares conservadores estimulados por las iglesias neopentecostales y por amplios sectores de las clases medias y altas conservadoras e hist贸ricamente privilegiadas.

En el escenario actual, siempre hay que considerar la consolidaci贸n de este movimiento que tiene como dato indirecto la expresiva votaci贸n de Bolsonaro en 2022 con casi el 50% de los votos v谩lidos, a pesar de todo el desgaste causado por su manejo de la pandemia y de la crisis econ贸mica que sigui贸 a los tiempos de la peste.

ALB.- Se anunciaba en noviembre que el Bolsonarismo iba a dar guerra. El resultado electoral ajustado propiciaba este escenario. 驴Como se desarrollaron los hechos desde las elecciones hasta el 8 de enero?

Estos sectores articulados de la extrema derecha se han caracterizado en los 煤ltimos cuatro a帽os por un constante tono golpista. Tanto las declaraciones de Hamilton Mour茫o (general de reserva, vicepresidente y miembro de la fracasada y violenta fuerza de paz de la ONU – MINHUSTAH – en Hait铆) sobre la posibilidad de un autogolpe, la injerencia pol铆tica de Villas-Boas (ex comandante del Ej茅rcito brasile帽o entre 2015 y 2019 y muy influyente en los c铆rculos militares) y sobre todo el tono golpista de todos los discursos oficiales de Bolsonaro el 7 de septiembre, desfile militar conmemorativo de la independencia de Brasil de Portugal.

La diferencia desde el d铆a de la derrota de Bolsonaro fue su silencio. La prensa brasile帽a ha comprobado que realmente no cre铆a en la posibilidad de una derrota de Lula, aunque siempre ha intentado crear justificaciones para un golpe en caso de derrota -como anteriormente alegando la ineficacia e inseguridad del sistema de urnas electr贸nicas. Todos esper谩bamos una reacci贸n m谩s inmediata e inflamada de la extrema derecha, proveniente tanto de las altas esferas del ej茅rcito como de la burocracia estatal y de los sectores populares organizados. Otra constataci贸n es que, muy probablemente, Bolsonaro estaba articulando a todos estos partidarios para la trama golpista.

En enero, asistimos a la tragedia anunciada de la intentona golpista, con una ya esperada lenidad de los sectores militares nacionales y estatales (la gendarmer铆a brasile帽a), la articulaci贸n del Gabinete de Seguridad Institucional por Augusto Heleno (ex jefe de la GSI, general de reserva, articulador pol铆tico de Bolsonaro y comandante de la MINUSTAH) para permitir la entrada de las masas bolsonaristas al Palacio del Planalto y la financiaci贸n de las caravanas de militantes neofascistas a Brasilia por parte del agronegocio.

ALB.- 驴Qu茅 apoyos y composici贸n social tiene la ultraderecha brasile帽a? 驴Qu茅 sectores tiene?

Hay infinidad de grupos, desde los sectores m谩s antiguos y cl谩sicos de la derecha brasile帽a -como los terratenientes del agronegocio y los militares- hasta sectores populares y m谩s nuevos -como el neopentecostalismo cristiano de matriz ultraconservadora o el movimiento de la derecha de clase media. Ciertamente ser谩 necesario un estudio social riguroso para comprender mejor las divisiones internas de este fen贸meno; lo que hacemos como an谩lisis militante es algo que a煤n carece de muchos m谩s aportes. Sin embargo, podemos afirmar que la uni贸n de estos sectores en un proyecto capitalista, ultraliberal, conservador y anti-izquierdista caracteriza el momento que vivimos.

ALB.- Con Bolsonaro fuera de Brasil, 驴qui茅n est谩 liderando estos sectores? 

Las noticias que tenemos es que Bolsonaro ha reagrupado a varios de sus ide贸logos y articuladores pol铆ticos en torno a su casa y ya ha celebrado una “reuni贸n conservadora” en su nuevo b煤nker. Los movimientos formados y estimulados durante los 煤ltimos a帽os se mantienen activos, aunque con cierto nivel de reflujo tras las investigaciones y detenciones de sus l铆deres y financiadores, sin embargo, mantienen movilizaciones y crean constantemente contenidos en redes sociales y grupos en aplicaciones de mensajer铆a de texto como WhatsApp y Telegram.

Noticias recientes han informado incluso de que [Bolsonaro] acudir谩 a un acto conservador en la Conferencia de Acci贸n Pol铆tica Conservadora de Washington, en la que estar谩 presente Donald Trump.

ALB.- Desde la lejan铆a nos da la impresi贸n de que el golpe ha fracasado porque no hubo ning煤n general del ej茅rcito o el tribunal supremo que se pusiera en la cabeza del movimiento sedicioso. Eso marca la diferencia con otros casos. 驴Piensan que la ultraderecha ha hecho mal sus c谩lculos?

El plan de los militares siempre ha sido muy expl铆cito e incluso se revela en un documento oficial del ej茅rcito llamado Projeto de Na莽茫o (Proyecto de Naci贸n).

ALB.- 驴Cu谩l ha sido el rol del movimiento anarquista brasile帽o?

El movimiento anarquista brasile帽o ha construido una comunicaci贸n y acci贸n directa con los movimientos sociales en la lucha por la tierra, el territorio y la protecci贸n de los conocimientos y formas de vida de los pueblos originarios, as铆 como con los movimientos urbanos en la lucha por la vivienda y el trabajo decente. Tenemos estas articulaciones como referencia y buscamos unir fuerzas para fortalecer el poder popular y las iniciativas de autogesti贸n y apoyo mutuo. Un ejemplo reciente es el trabajo del CAC en la 7陋 Jornada Agroecol贸gica de Bah铆a, organizada por la Teia dos Povos (Red de los Pueblos), donde nos comprometimos a dar continuidad al Terreiro L煤dico, un espacio para el cuidado y la formaci贸n pol铆tica de los ni帽os presentes en la jornada. All铆, conseguimos construir una colectivizaci贸n del cuidado de los ni帽os y el ejercicio de una educaci贸n libertaria.

Adem谩s de eso, buscamos promover la acci贸n directa contra los ataques del Estado a las clases oprimidas. El a帽o pasado, construimos la Campa帽a de Lucha contra el Hambre con el objetivo de pensar alternativas a este problema construidas por el pueblo, de esta forma, reunimos movimientos sociales, grupos y colectivos populares en la tarea de organizar huertas y comedores comunitarios, distribuci贸n de alimentos y canastas alimentarias, as铆 como actos en las calles por la dignidad alimentaria y en protesta y lucha contra el hambre como proyecto pol铆tico de las clases dominantes.

ALB.- Cambiando de tema, 驴tiene capacidad el anarquismo de llegar a las clases populares en Brasil?

S铆, no creemos que sea posible ejercer nuestra acci贸n pol铆tica si no es en conjunci贸n con las clases populares. Entendemos que es un largo camino desmitificar lo que significa el anarquismo y tambi茅n canalizar la energ铆a de la revuelta popular hacia una esfera fuera de la pol铆tica institucional, en el sentido de demostrar otros caminos que los de la democracia liberal burguesa. Desgraciadamente, muchos ambientes de lucha siguen dominados por partidos pol铆ticos cuyo principal objetivo es ganar votos y apropiarse de la lucha del pueblo autoorganizado. As铆, hay muchas disputas por espacio con estas entidades, sin embargo, creemos que es posible plantar nuestras semillas y sumar con el pueblo, pueblo que ya sabe c贸mo organizar y llevar a cabo la lucha y no necesita de la orientaci贸n de los partidos pol铆ticos para hacerlo.

Les deseamos mucha suerte y acierto 




Fuente: Alasbarricadas.org