May 31, 2022
De parte de CGT Capgemini Madrid
184 puntos de vista

CGT y CTM han anunciado una acción de protesta “contra la dictadura de los sindicatos mayoritarios”, ante una nueva impugnación de elecciones sindicales promovida por sindicatos alternativos en empresas del metal de la Bahía. Se denuncia que se mantiene el “derecho a pernada” de UGT y CCOO pese a “la realidad social de desapego hacia ellos y de la existencia de otras organizaciones a las que se les viola su libertad sindical y derecho a representación”.

La CGT y la
Coordinadora de Trabajadores del Metal (CTM) han anunciado para este martes 19
de abril una acción de protesta “contra la dictadura de los sindicatos
mayoritarios”, CCOO y UGT.

Movilización ante el
Centro de Prevención de Riesgos Laborales, en la capital gaditana, dirigida
“contra quienes intentan impedir que los trabajadores tengan sus representantes
y sacarles las vergüenzas públicamente”, pero también “contra el que se
autodenomina gobierno más progresista de la historia que mantiene el derecho a
pernada de esos sindicatos siendo consciente de la realidad social de desapego
hacia ellos y de la existencia de otras organizaciones sindicales a las que se
les viola su libertad sindical y derecho a representación”.

En este sentido, este
martes por la mañana está convocada una “comitiva de repulsa y malavenida” a
los representantes de CCOO y UGT que asistan a “una nueva impugnación” de
elecciones sindicales promovidas por CGT.

Todas las partes han
sido convocados en el Centro de Prevención de Riesgos Laborales para el
arbitraje derivado de la impugnación por parte de los dos “sindicatos del
régimen” del preaviso de elecciones en la empresa del metal Innomaritime, “en
la que pese a no existir representación sindical, UGT y CCOO se oponen a que
haya elecciones por la falta de apoyo hacia ellos de las plantillas; la misma
situación se ha producido hasta en dos ocasiones en la empresa CYMI, también
del metal”, explica CGT en el comunicado remitido a DIARIO Bahía de Cádiz,

La concentración tiene
por objeto “denunciar públicamente la dictadura de los sindicatos mayoritarios
en materia de elecciones sindicales, sindicatos que están intentando impedir la
realización de procesos electorales en empresas en las que los trabajadores les
han retirado su confianza. Estas organizaciones están burocratizando con
impugnaciones las elecciones sindicales para impedir su realización y que otros
sindicatos puedan llegar a alcanzar representación para estar en las mesas de
negociación de los convenios colectivos”.

Para CGT, “resulta
bochornoso que unos ‘sindicatos’ que se denominan de clase, por ostentar la
condición de más representativos, actúen contra el derecho básico de los
trabajadores a tener sus representantes legales ante las empresas por el mero
hecho de que las plantillas les dan la espalda”.

“Hechos como estos
demuestran que la unión general de comisiones obreras no respeta la libertad
sindical de la clase trabajadora ni la democracia directa en las empresas donde
ya nadie confía en ellos -se añade-; e intentan hacer valer el desfasado Real
Decreto 1844/1994 que sustituyó al Real Decreto 1311/1986 en relación al art 67
del Estatuto de los Trabajadores en el cual refiere que ‘sólo previo acuerdo
mayoritario entre los sindicatos más representativos o representativos de
conformidad con la Ley Orgánica 11/1985, de 2 de agosto, de Libertad Sindical,
podrá promoverse la celebración de elecciones de manera generalizada en uno o
varios ámbitos funcionales o territoriales’”.

Este sindicato
alternativo termina reflexionando que “casualmente”, ninguna de las reformas
laborales “ni impuesta ni pactada” desde 1994 hasta la fecha ha querido abordar
la modificación de este artículo del Estatuto de los Trabajadores, “que otorga
unas prebendas vergonzantes a CCOO y UGT con el único objetivo de mantenerlos
como interlocutores únicos a pesar de la creciente desafección de la clase
trabajadora hacia esas dos organizaciones que parasitan directamente del
sistema y que ninguno de los partidos que han pasado por los sucesivos
gobiernos quieren cambiar ante el férreo control que les da mediante las
subvenciones de quienes actualmente son dos de las mayores empresas del país
aunque aparenten defender a la clase trabajadora”.

Más información en https://www.diariobahiadecadiz.com




Fuente: Capgeminitas.blogspot.com