June 15, 2021
De parte de Indymedia Argentina
421 puntos de vista


El Ministerio de Salud de la provincia de Buenos Aires dio de baja la habilitaci贸n de la comunidad terap茅utica San Antonio, ubicada en Pilar, que funcionaba como un dispositivo tratamental para usuarios y usuarias con consumo problem谩tico y adicciones. En abril, el administrador del centro Nicol谩s Perrone fue denunciado por amenazar con arma de fuego y una cuchilla a personas que se alojaban all铆; hecho por el cual est谩 detenido y la causa elevada a juicio. Esa fue la 煤ltima de varias denuncias realizadas desde el 2018 por la Comisi贸n Provincial por la Memoria, en calidad de Mecanismo de Prevenci贸n de la Tortura. Durante las inspecciones, el organismo registr贸 casos de tortura, privaci贸n ilegal de la libertad. Adem谩s, la justicia investiga tres muertes ocurridas en la comunidad.

El pasado 1掳 de abril, el administrador de la comunidad terap茅utica San Antonio Nicol谩s Perrone ingres贸 a la instituci贸n, en estado de intoxicaci贸n, y blandiendo un arma de fuego amenaz贸 de muerte a los j贸venes alojados all铆. Luego del hecho, algunos de los amenazados lograron contactarse con sus familias y se retiraron del establecimiento por encontrarse en peligro su vida e integridad personal.

Esa misma semana, otra vez en estado de intoxicaci贸n, Perrone amenaz贸 con una cuchilla a un usuario y luego lo ech贸 de la comunidad.

Los dos hechos fueron denunciados por la Comisi贸n Provincial por la Memoria (CPM), en car谩cter de Mecanismo Local de Prevenci贸n de la Tortura, y las v铆ctimas de estas amenazas. En el marco de esa causa, el titular de la UFI N掳 3 de Pilar, Germ谩n Camafreita, allan贸 el establecimiento y convoc贸 a los 贸rganos de revisi贸n nacional y local de la ley de salud mental, y al Ministerio de salud bonaerense.

Durante el allanamiento, se secuestr贸 el arma utilizada por Perrone para amenazar a los usuarios de la comunidad y se orden贸 su detenci贸n. Perrone contin煤a detenido y la causa ya fue elevada a juicio.

Recientemente, en base a la inspecci贸n realizada por el Ministerio provincial en simult谩neo con el allanamiento, la Direcci贸n de registro y fiscalizaci贸n sanitaria dio de baja la habilitaci贸n de la comunidad San Antonio para su funcionamiento como dispositivo del sistema salud.

Las denuncias sobre el funcionamiento de la comunidad terap茅utica ubicada en Pilar vienen desde hace tres a帽os. En febrero de 2018, en el marco de una inspecci贸n realizada por el programa de Salud Mental de la CPM junto al 贸rgano de Revisi贸n Local, se relevaron graves violaciones a los derechos humanos contra los m谩s de 30 usuarios bajo su custodia. En ese momento, se denunciaron pr谩cticas sistem谩ticas de torturas, malos tratos y privaciones ileg铆timas de la libertad, amenazas, prescripci贸n de medicaci贸n que no respond铆a a los fines terap茅uticas y ausencia total de un abordaje en salud mental de sus padecimientos.

Tras aquella denuncia, el Ministerio de Salud bonaerense hab铆a dispuesto la clausura provisoria de la comunidad hasta tanto cumpla con los est谩ndares de habilitaci贸n, pero al poco tiempo volvi贸 a funcionar.

Las comunidades terap茅uticas forman parte del sistema de salud mental de la provincia de Buenos Aires: son establecimientos privados, habilitados por el Estado, que atienden a usuarios y usuarias con padecimientos mentales y/o con consumo problem谩tico y adicciones. Estos dispositivos deber铆an ser fiscalizados de manera peri贸dica, sin embargo durante estos a帽os los dispositivos de control y auditor铆as integrales fueron deficitarios.

鈥淣uestra intervenci贸n viene desde el 2018, ya entonces se hab铆a denunciado graves violaciones de derechos y la ausencia de abordajes que respeten los preceptos de la ley de salud mental. En ese momento, se fiscaliz贸 la comunidad y se constat贸 la gravedad de esas denuncias, pero ni la justicia ni la gesti贸n ministerial siguieron los controles sobre el dispositivo鈥, resumen desde el programa de salud mental de la CPM.

Desde que tom贸 conocimiento de estos nuevos hechos de violencia, la CPM est谩 en contacto con las familias de los j贸venes que denunciaron en estas amenazas y que, tras retirarse de la comunidad San Antonio, hab铆an quedado sin abordaje de sus cuadros de salud. Esa situaci贸n fue comunicada al Ministerio de Salud bonaerense, quien garantiz贸 la asistencia tratamental de cada uno de los usuarios a trav茅s de efectores de salud pr贸ximos a sus lugares de residencia.

En ese sentido, desde la CPM tambi茅n destacaron la organizaci贸n de las familias de estos j贸venes, que intervinieron r谩pidamente para salvaguardar la integridad de sus hijos y denunciar los hechos. 鈥淓l rol de las mam谩s de muchos de los pibes fue fundamental. Enfrentaron la denuncia de estos hechos tan graves con mucha fortaleza y convicci贸n y lo siguen haciendo. Las familias de las personas con consumos problem谩tico son voces a las que se les debe dar el reconocimiento que merecen respecto a lo que exigen para sus seres queridos. En muchos casos son a帽os de lucha frente a la falta de respuesta estatal y de abordajes de salud que respeten sus derechos鈥, concluye Melina Galeano del programa de salud mental de la CPM.

Por 煤ltimo, cabe destacar que actualmente los directivos de la comunidad San Antonio tambi茅n est谩n siendo investigados por la muerte de tres pacientes ocurridas en 2013, 2015 y 2018, la 煤ltima de ellas pocos meses despu茅s de la denuncia realizada el pedido de clausura realizado por la CPM y el 脫rgano de Revisi贸n Local de la ley de salud mental.


Fuente: https://www.andaragencia.org/clausuraron-la-comunidad-terapeutica-san-antonio-luego-de-que-su-administrador-amenazara-con-arma-de-fuego-a-usuarios/




Fuente: Argentina.indymedia.org