October 15, 2021
De parte de SAS Madrid
324 puntos de vista


Zenite Gonzaga Mota, de 71 a帽os, comenz贸 a sufrir los s铆ntomas de la covid-19 a principios de febrero. Despu茅s de una semana trat谩ndose en casa, sinti贸 que le faltaba el aire y su hija, Alzenira, la llev贸 a un centro de urgencias de Itacoatiara, en el Estado brasile帽o de Amazonas, a 270 kil贸metros de Manaos, capital de la regi贸n. D铆as despu茅s, la mujer se convirti贸 en cobaya humana en un estudio irregular para probar en pacientes de covid la proxalutamida, una droga experimental que se aplica para algunos tipos de c谩ncer. Pero ni ella ni sus familiares supieron que formaba parte de un experimento que ha situado a Brasil en el centro de un esc谩ndalo cient铆fico. La Comisi贸n Nacional de 脡tica en la Investigaci贸n (CONEP, por sus siglas en portugu茅s) investiga la muerte de unos 200 pacientes ingresados en diferentes centros que participaban en el estudio, y la familia de Zenite ha presentado una denuncia para que se aclare si su muerte se debi贸 a la proxalutamida.

La mujer sufr铆a un descenso de la saturaci贸n de ox铆geno y se le diagnostic贸 una infecci贸n pulmonar, por lo que el m茅dico recomend贸 un ingreso en el hospital regional Jos茅 Mendes, en su ciudad, para tratarla con antibi贸ticos. Poco despu茅s de entrar en el centro hospitalario, el Grupo Samel, dedicado a la atenci贸n m茅dica y hospitalaria, anunci贸, a trav茅s de su presidente, Luiz Alberto Nicolau, que la ciudad de Itacoatiara ser铆a la primera en beneficiarse 鈥渄e un medicamento estadounidense para el tratamiento del c谩ncer que funciona excepcionalmente contra la covid-19鈥. Se trataba de la proxalutamida, que no est谩 registrada en Brasil y no se utiliza en ning煤n tratamiento en el pa铆s. Seg煤n Nicolau, a petici贸n del alcalde, Mario Abrahim, Samel administrar铆a el tratamiento en todos los pacientes de covid-19 ingresados en los hospitales municipales de Itacoatiara, un estudio que estar铆a coordinado por el m茅dico Flavio Cadegiani, con 鈥渓a expectativa de que sea algo muy importante para la ciudad鈥, seg煤n difundi贸 la empresa en v铆deos en las redes sociales.

Zenite pas贸 a tomar tres c谩psulas de proxalutamida al d铆a a partir del 11 de febrero, seg煤n el historial m茅dico que mostr贸 su sobrina para este reportaje. Tambi茅n inhalaba dosis diarias de hidroxicloroquina y tomaba ivermectina, f谩rmacos de probada ineficacia para combatir el coronavirus. 鈥淢i t铆a lleg贸 bien al hospital el 6 de febrero. Se alimentaba sola e iba al ba帽o sin ayuda. A veces inhalaba un poco de ox铆geno con el bal贸n, pero nada anormal en ese contexto鈥, dice Alessandra Mota, de 40 a帽os, su sobrina, que la acompa帽贸 durante el mes que estuvo ingresada en Itacoatiara. Recib铆an los medicamentos en sobres y los familiares se encargaban de administr谩rselos a los pacientes.

Durante el tratamiento, seg煤n Alessandra, el equipo m茅dico no hizo ning煤n seguimiento, ni para comprobar la cantidad ni la forma en que la paciente se tomaba los medicamentos, y mucho menos para anotar alg煤n resultado. 鈥淓n cuanto empez贸 a tomar la medicaci贸n, sinti贸 que le faltaba el aire鈥, declara su sobrina. Dice que tambi茅n vio c贸mo Zenite alcanzaba las 170 pulsaciones por minuto, ten铆a sangre en la orina, hematomas en el pie y diarrea durante semanas. 鈥淣o se nos explic贸 qu茅 medicamento era ni que se trataba de un estudio. Solo nos dieron un papel que firmamos porque confiamos en los m茅dicos鈥, dice Alessandra.

La familia intent贸 trasladar a la paciente a Manaos, pero la direcci贸n del hospital de Itacoatiara deneg贸 la petici贸n varias veces. Cuando finalmente lo consigui贸, Zenite fue trasladada en 鈥渆stado de debilidad鈥 a un hospital de la capital regional, donde muri贸 el 13 de marzo.

La t铆a de Alessandra no fue la 煤nica cobaya humana en lo que supuestamente ha sido un estudio clandestino con proxalutamida. La CONEP estima que se produjeron al menos 200 muertes entre los participantes, ninguna de las cuales se analiz贸 de forma adecuada.

La CONEP es un 贸rgano del Ministerio de Sanidad que fiscaliza los protocolos de investigaci贸n con seres humanos. La comisi贸n lleg贸 a autorizar el estudio con proxalutamida a principios de este a帽o, pero se帽ala que el que se realiz贸 en el Estado de Amazonas implic贸 a m谩s personas de las que se hab铆an aprobado inicialmente (645 participantes, cuando el n煤mero permitido era de 294), y se llev贸 a cabo con 鈥減acientes de cuidados intensivos gravemente enfermos鈥, lo que tampoco hab铆a sido aprobado. 鈥淗ay indicios de irregularidades en el estudio, as铆 como transgresiones de las normas vigentes sobre 茅tica en investigaci贸n con seres humanos鈥, afirma el documento firmado por el coordinador de la CONEP, Jorge Ven芒ncio, el 3 de septiembre.

Adem谩s de Itacoatiara, el organismo recibi贸 denuncias del mismo experimento en Manaos, Mau茅s y Parintins (ciudades del Estado de Amazonas, en el norte de Brasil), y otras tres ciudades del sur. Ninguno de ellos hab铆a sido autorizado por la Comisi贸n.

El pasado 9 de octubre, investigadores de la Red Latinoamericana y del Caribe de Educaci贸n en Bio茅tica de la Unesco hicieron p煤blico un documento en el que se帽alan que este podr铆a ser uno de los 鈥渆pisodios m谩s serios y graves de infracci贸n 茅tica鈥 y de 鈥渧iolaci贸n de los derechos humanos鈥 de pacientes en la historia de Am茅rica Latina. 鈥淓s urgente que, si se demuestran las irregularidades, se investigue a todos los implicados 鈥攊ncluidos los equipos de investigaci贸n, las instituciones responsables y los patrocinadores, nacionales y extranjeros鈥 y se les exija responsabilidades 茅ticas y legales鈥, dice el texto.

El m茅dico Flavio Cadegiani, responsable del estudio, replic贸 en una nota que las afirmaciones de los investigadores de la Unesco 鈥渟e basan en falsas premisas鈥. 鈥淓l medicamento en prueba no produjo eventos adversos graves鈥, asegur贸. Seg煤n el m茅dico, la Comisi贸n Nacional de 脡tica intent贸 invalidar el estudio 鈥渢ras el inter茅s que demostr贸 el presidente Jair Bolsonaro en la proxalutamida鈥, una acusaci贸n indirecta de que el organismo sanitario reaccion贸 por motivaciones pol铆ticas. Bolsonaro cit贸 el f谩rmaco como un posible medicamento eficaz contra la covid-19 el 18 de julio. Sin embargo, subray贸 que 鈥渆sto existe en Brasil, pero a煤n no est谩 probado cient铆ficamente鈥.

Cadegiani tambi茅n ha destacado el hecho de que el organismo de Sanidad aprobara otros 25 estudios con el mismo medicamento. 鈥淎l fin y al cabo, si existiera la m谩s m铆nima sospecha de que la proxalutamida provocara la muerte de alguien, la CONEP nunca habr铆a aprobado absolutamente ning煤n otro estudio con el f谩rmaco鈥, ha argumentado.

Luiz Alberto Nicolau, presidente del Grupo Samel, que considera que el caso est谩 motivado pol铆ticamente, asegura incluso que las muertes son de personas que recibieron placebo, algo que la CONEP afirma que la empresa no ha demostrado.

La familia de Zenite ha presentado una demanda contra el Grupo Samel y el Ayuntamiento de Itacoatiara por un 鈥渢ratamiento irregular鈥, y exige que se aclare el caso. 鈥淰i a mi t铆a llegar al hospital con la esperanza de que mejorar铆a en cinco d铆as. En la sala donde estaba ingresada hab铆a muchas personas que mor铆an tras recibir este tratamiento. Fue un campamento de terror, y s茅 que no solo por la covid-19. Lo que queremos es que se investigue鈥, dice la sobrina.

Enlace relacionado ElPais.com (14/10/2021).




Fuente: Sasmadrid.org