June 28, 2022
De parte de AntiCapitalistas
1,659 puntos de vista

Este orgullo celebramos un paso m谩s para hacer realidad la ley trans. Ayer lunes se  aprob贸 en el Consejo de Ministros el anteproyecto de la ley trans, celebramos que por fin vaya a ir al Congreso y estaremos a pie de calle para que la ley finalmente salga adelante. La ley supondr谩 un avance fundamental pero quedan otras conquistas por lograr, desde el reconocimiento de las personas no binaries a la inclusi贸n de todes las personas migras, los derechos de la infancia y adolescencia trans, y de pol铆ticas espec铆ficas y reales en empleo, vivienda, sanidad, etc. La aprobaci贸n de la ley trans es una batalla fundamental, pero sabemos que la lucha es larga.

Estamos de celebraci贸n porque la aprobaci贸n ley trans supone un pulso a los sectores m谩s reaccionarios que estamos ganando. Ante un escenario internacional de escalada de la extrema derecha, respaldada por un neoliberalismo conservador que necesita del cisheteropatriarcado para salir de una crisis larga y profunda. Sus privilegios se sostienen pulverizando nuestros derechos. Sus beneficios crecen a costa de nuestras vidas, precariz谩ndolas, encorset谩ndolas en normas de g茅nero y cuerpos imposibles. Cualquier victoria frente a ellos es una victoria de todes.

Ning煤n paso atr谩s frente a sus agresiones. En Oslo se ha suspendido la marcha del orgullo por miedo a un posible nuevo atentado contra la comunidad LGTBI, tras el ataque en un bar LGTBI de la ciudad que dej贸 dos muertos y m谩s de 20 heridos.

No hace ni dos semanas ve铆amos como la comunidad LGTBI volv铆amos a ser estigmatizades, criminalizades y patologizades, al darse casos de la llamada viruela del mono en nuestra comunidad. Una vez m谩s, como pas贸 hace d茅cadas con el VIH, han vuelto a se帽alarnos.

Hace solo unos d铆as, en EEUU, el Tribunal Supremo anulaba la sentencia de 1978 que garantizaba el derecho al aborto, dando v铆a libre a los ultraconservadores. Un paso atr谩s en el derecho de las personas gestantes, mujeres cis y trans, a decidir sobre su propio cuerpo, sobre su sexualidad y su maternidad. Un paso atr谩s en el derecho de autodeterminaci贸n del propio cuerpo, lucha que compartimos feministas y LGTBI. Que nadie nos enga帽e. Somos aliades.

Por eso seguimos luchando, reivindicando este d铆a, frente a quienes amenazan nuestros derechos y libertades o pretenden convertir el orgullo en mercanc铆a. Reivindicamos un orgullo que d茅 protagonismo a les m谩s invisibles. A las trans, a les no binaries, a les intersex e interg茅nero, a las bi, a las lesbianas. A todas aquellas identidades y orientaciones que se alejan del modelo cis, hombre, blanco, rico y sin diversidad funcional. Nuestro orgullo es el de las de abajo, el de las travestis y trans, mujeres, negras, puertorrique帽as, trabajadoras sexuales, que se enfrentaron a la polic铆a en Stonewall y que han estado en primera l铆nea de la lucha por las libertades sexuales desde su inicio, y que siguen en primera fila, abriendo el camino. Nuestro orgullo fue y es una revuelta que defiende todo aquello que odia el sistema.

Reivindicamos visibilidad, reconocimiento, derechos, que no queden en nada, que no convierta nuestros derechos en mercanc铆a al alcance solo de unos pocos, que se hagan efectivos para todes. Por ello exigimos:

1/ Despatologizaci贸n de las personas trans, de las intersex e interg茅nero, por el derecho de la autodeterminaci贸n de nuestros cuerpos y g茅neros que pasa por una atenci贸n integral garantizada por lo p煤blico, desde sanidad a educaci贸n.

2/ Educaci贸n afectiva y sexual en las escuelas pero tambi茅n en los centros sanitarios de atenci贸n primaria, en los centros c铆vicos y sociales de cada municipio, desde una perspectiva laica, feminista, no binaria, inclusiva e interseccional. 

3/ Atenci贸n integral y acompa帽amiento a las personas LGTBi+ frente a las agresiones, desde servicios espec铆ficos 24h. 

4/ Pol铆ticas espec铆ficas de empleo, contra el acoso y la lgtbif贸bia, contra la exclusi贸n de las personas trans, que vaya acompa帽ada un marco laboral que no precarice nuestras vidas y avance en el reparto de todos los trabajos reduciendo la jornada laboral. 

5/ Medidas espec铆ficas para el acceso a la vivienda, que posibilita para muchas salir poder del armario, dificultado por la precariedad o el estigma social que supone tener pluma, ser visible. 

6/ Derogaci贸n de la ley de extranjer铆a, que recorta el derecho al asilo y refugio de quienes huyen de la persecuci贸n por ser LGTBi+, porque todas tenemos derecho a vivir y trabajar donde queramos, a rehacer nuestras vidas, porque ninguna persona es ilegal.





Fuente: Anticapitalistas.org