May 17, 2021
De parte de Rojo Y Negro
278 puntos de vista


Este s谩bado 15 de mayo se cumplen 73 a帽os de la Nakba, el Desastre para la poblaci贸n palestina. El 茅xodo palestino de 1948 ocurri贸 cuando m谩s de 700.000 personas 谩rabes palestinas, aproximadamente la mitad de la poblaci贸n 谩rabe de Palestina, huyeron o fueron expulsadas de sus hogares como consecuencia de la creaci贸n del estado de Israel.

Pero la Nakba no termin贸 en 1948. Los recientes episodios de expulsi贸n de familias palestinas del barrio de Sheikh Jarrah (Jerusal茅n) en beneficio de colonos jud铆os, la masacre que se est谩 cometiendo en Gaza, con al menos 83 personas fallecidas, entre ellas 17 menores, o el ataque de Israel a la cooperaci贸n internacional con el pueblo palestino, materializado de forma especial en la detenci贸n de Juana Ruiz S谩nchez, dejan muy claro que la Nakba contin煤a.

Las actuales protestas en Jerusal茅n tienen su origen en el posible desahucio de ocho familias palestinas 鈥87 personas, entre ellas 24 menores, seg煤n activistas鈥 del barrio de Sheikh Jarrah, situado en Jerusal茅n Este, con el objetivo de entregar esas tierras a colonos jud铆os.

La expulsi贸n de ciudadanos palestinos de Jerusal茅n Este, ocupada por Israel, no es un asunto nuevo. “Seg煤n una investigaci贸n de la Oficina de Naciones Unidas para la Coordinaci贸n de Asuntos Humanitarios (OCHA), en 2020 al menos 218 hogares palestinos en Jerusal茅n Este, incluidas las familias de Sheikh Jarrah, tuvieron casos de desahucios en su contra en los tribunales. La mayor铆a de estos casos han sido iniciados por ‘organizaciones de colonos’, y han situado a 970 personas, incluidos 424 menores, en riesgo de desplazamiento”. Y eso a pesar de que, seg煤n las mismas fuentes, “la transferencia de partes de la poblaci贸n civil de la potencia ocupante al territorio que ocupa est谩 prohibida bajo el derecho humanitario internacional y puede constituir un crimen de guerra”.

El pasado viernes estallaron protestas en el entorno de la mezquita de Al Aqsa que acabaron con 205 civiles palestinos y 17 polic铆as israel铆es heridos. La polic铆a incluso entr贸 dentro de la mezquita y dispar贸 material antidusturbios. Las protestas continuaron a lo largo del fin de semana y la escena de los disturbios dentro de Al Aqsa, el tercer lugar m谩s sagrado en el islam, se ha repetido esta semana, dejando m谩s de 300 personas palestinas heridas y provocando la intervenci贸n de Ham谩s en forma de lanzamiento de cohetes sobre Tel Aviv y Jerusal茅n.

La respuesta, como siempre desproporcionada, de Israel, no se ha hecho esperar: desde el lunes, los bombardeos de represalia en la franja de Gaza y varios ataques supuestamente selectivos contra milicianos y objetivos de Ham谩s han provocado la muerte de 83 personas, entre ellas 17 menores, y al menos 487 personas han sufrido varias lesiones, seg煤n el ministerio de salud palestino.

Pero el ataque de Israel hacia la poblaci贸n Palestina, mantenido desde la Nakba, tiene otro frente abierto, m谩s sutil pero igualmente da帽ino y perverso: las acusaciones de colaboraci贸n con el terrorismo hacia la cooperaci贸n internacional, materializadas en estos momentos en la detenci贸n de Juana Ruiz S谩nchez y sus compa帽eros de los Comit茅s de Trabajo de la Salud, HWC en sus siglas en ingl茅s.

La organizaci贸n en la que trabaja Juani es sin duda una de las principales redes de salud primaria en los territorios ocupados, complementando la labor del Ministerio palestino de Salud. En la HWC Juani es, desde mediados de los noventa, la encargada de la gesti贸n de proyectos y la b煤squeda de financiaci贸n externa, en particular en Espa帽a.

Desde su detenci贸n, el 13 de abril, sus abogados y el propio Consulado General de Espa帽a en Jerusal茅n tardaron varios d铆as en poder comunicar con ella. Ha comparecido varias veces antes el juez de un tribunal militar y s贸lo veinte d铆as despu茅s de su detenci贸n se le comunicaron los cargos: “participar en actividades de una organizaci贸n ilegal”, “formar parte de la junta directiva de una organizaci贸n ilegal”, “recibir e introducir dinero en los territorios palestinos” y “recibir dinero con falso prop贸sito”. Se acusa a Juana de captar fondos en el exterior para una organizaci贸n (HWC) que estar铆a ligada a un grupo pol铆tico, el Frente Popular para la Liberaci贸n de Palestina (FPLP), que Israel considera terrorista. Para Israel, la organizaci贸n de salud servir铆a para desviar recursos al partido.

Desde hace a帽os el gobierno israel铆 ha venido promoviendo una campa帽a de persecuci贸n y de criminalizaci贸n de las organizaciones palestinas, especialmente de aquellas que prestan servicios en lugares sensibles y denuncian la situaci贸n a nivel internacional. Para ellos cualquier proyecto con poblaci贸n u organizaciones palestinas es supuestamente una financiaci贸n dirigida a fomentar el antisemitismo y apoyar a grupos anti israel铆es y terroristas.

La detenci贸n de Juani pretende ser una advertencia, un “aviso para navegantes”; Israel quiere torpedear la solidaridad, impedir las visitas a los territorios ocupados, amedrentar a los activistas, acabar con las flotillas de la libertad que rompen el cerco a Gaza, acallar las campa帽as de denuncia contra las empresas que act煤an bajo ocupaci贸n…. y a la postre, provocar que los gobiernos y la UE suspendan la financiaci贸n a las organizaciones sociales palestinas. Con el trabajo comunitario, de educaci贸n, de salud o de defensa de los derechos humanos, la poblaci贸n palestina resiste d铆a a d铆a la ocupaci贸n y la limpieza 茅tnica. No podemos aceptar que se imponga el delito de solidaridad con la resistencia civil y pac铆fica a la ocupaci贸n. No podemos aceptar la perpetuaci贸n de la Nakba, en ninguno de sus formatos impuestos por Israel.

CONTRA EL APARTHEID ISRAEL脥

CONTRA LA MASACRE EN LA FRANJA DE GAZA

POR LA LIBERTAD DE JUANA RUIZ S脕NCHEZ

隆VIVA PALESTINA LIBRE!

Fotos: Alejandro Romera




Fuente: Rojoynegro.info