November 27, 2022
De parte de CNT
199 puntos de vista
EL CUARTO OSCURO | Ilustraci贸n de Sof铆a V. | Extra铆do del cnt n潞 431

Un d铆a, al salir de la c谩rcel (de visita), estando vac铆a ya la sala de espera de familiares, se dirigi贸 a m铆 un funcionario, y me pregunt贸 que si me pod铆a llevar en el coche a Do帽a Acracia (su nombre real), porque no ten铆a transporte. 隆Claro que s铆!

Do帽a Acracia result贸 ser una mujer de unos setenta a帽os, de pinta sencilla, bajita, con algo de sobrepeso. Pelo blanco, sonriente, camisa azul de lunares con cuello blanco, falda oscura, zapatos negros y bolso.

La se帽ora me iba dando las indicaciones. Me explic贸 que antes sol铆a hacer el camino andando 鈥搒i nadie pod铆a llevarla鈥, pero ya por la edad le iba costando cada vez m谩s. Llevaba muchos a帽os yendo a ver a su hijo. En la c谩rcel se le hab铆an ido liando las cosas cada vez m谩s, y el hombre enferm贸 de los nervios, con lo cual su condena era eterna. Total, que llegamos a su casa, ubicada en un barrio de los de poca fama, y Do帽a Acracia insisti贸 en convidarme. Y mientras bajaba del coche, vinieron varias vecinas muy expresivas a saludar, y a observarme con mucha guasa y curiosidad. Eran muy variadas de edades y aspectos, desde andadores a carritos de beb茅s, pero todas ten铆an en com煤n: una personalidad enorme, un derroche de energ铆a, una alegr铆a en expansi贸n, una capacidad at贸mica para ayudarse y cuidarse entre ellas, que echo a faltar entre los hombres. De hecho, all铆 no hab铆a ning煤n hombre, porque andaban 芦en sus cosas禄.

Hablaron mucho, en resumen: de ilusiones, de proyectos, de deseos, de conflictos, de malos tratos, de la polic铆a, de las drogas, de abusos, de la c谩rcel, de los hijos, de la vida鈥 y de c贸mo hacerse respetar.

Do帽a Acracia hac铆a all铆 un papel ben茅volo, y se dejaba querer. Su historia: su padre vino deportado para trabajar en las colonias (campos de concentraci贸n). Su mujer le acompa帽贸 en ese Destino con los ni帽os viviendo en una choza, malviviendo de la rebusca鈥 Naci贸 Do帽a Acracia, y despu茅s ella tuvo un hijo, y luego sigui贸 la racha, muertes y nacimientos, mercadillos鈥 Me fui con una sensaci贸n agridulce.

Por eso si me preguntan por mis ideas me viene a la cabeza ese encuentro, y respondo que Do帽a Acracia es mi musa, mi inspiraci贸n. Ya que si algo es capaz de luchar sin concesiones ni desmayos, es la mujer.




Fuente: Cnt.es