November 17, 2021
De parte de SAS Madrid
182 puntos de vista


Una nueva variante del COVID-19 que ha sido identificada en Francia est谩 generando preocupaci贸n entre algunos profesionales de la salud porque hay cambios en la prote铆na pico del coronavirus que nunca antes se hab铆an visto.

La variante, conocida como B.1.X o B.1.640, fue reportada por primera vez por el peri贸dico franc茅s Le Telegramme despu茅s de que infect贸 a 24 personas en una escuela francesa en la regi贸n de Breta帽a el mes pasado. Cuando se descubri贸 la variante en Francia, la escuela en la que se produjo el brote se vio obligada a cerrar la mitad de sus clases-

Aunque la situaci贸n est谩 ahora bajo control y no se han encontrado m谩s casos de esta variante en Francia desde el 26 de octubre, la Agencia Regional de Salud de Francia sigue teni茅ndola bajo vigilancia.

Tambi茅n se han detectado algunos casos en el Reino Unido, Suiza, Escocia e Italia, aunque la variante Delta y sus descendientes siguen siendo las cepas m谩s dominantes. El profesor Cyrille Cohen de la Universidad Bar-Ilan, explica a Jerusalem Post que la variante B.1.640 “tiene algunas mutaciones sin precedentes“. Uno en particular ha llamado la atenci贸n: la prote铆na de pico, que es la que permite que el virus se adhiera a la c茅lula humana e inicie el proceso de infecci贸n, tiene algunas deleciones. La pregunta es si esto har谩 que el virus sea m谩s o menos infeccioso.

Se cree que la variante eman贸 de 脕frica, un escenario al que los expertos en salud temen por su baja tasa de vacunaci贸n. “Esta variante ejemplifica que si deja a parte de la poblaci贸n mundial sin acceso a las vacunas, entonces el virus continuar谩 multiplic谩ndose y dar谩 lugar a m谩s variantes”, dice Cohen.

Un informe de Previsi贸n Global del cuarto trimestre publicado la semana pasada por Economist Intelligence Unit (EIU) destac贸 que, si bien la mayor铆a de los pa铆ses desarrollados han vacunado con 茅xito a grandes franjas de sus ciudadanos, la mayor铆a de los pa铆ses en desarrollo solo han logrado un progreso insignificante.

El informe destac贸 espec铆ficamente los fracasos de la campa帽a de vacunaci贸n de 脕frica, donde a finales de octubre solo el 6% de la poblaci贸n en los estados africanos est谩 vacunada contra COVID.

“La causa de tasas de vacunaci贸n tan bajas es bien conocida: a pesar de las mejoras recientes, la producci贸n mundial sigue rezagada con respecto a la demanda, y los pa铆ses en desarrollo enfrentan grandes retrasos en el acceso a las vacunas “, dijo el informe de EIU, y agreg贸 que el programa COVAX de la Organizaci贸n Mundial de la Salud ha Solo logr贸 enviar unos 400 millones de dosis a nivel mundial y las donaciones de los pa铆ses m谩s ricos han sido escasas”.

Enlace relacionado CataluyaPress.es (16/11/2021).




Fuente: Sasmadrid.org