May 24, 2022
De parte de Nodo50
252 puntos de vista

Publicado originalmente en el Blog JuanTorresLopez.com

Juan Torres L贸pez,

No pasa ni un d铆a sin que oigamos a pol铆ticos y economistas de derechas que hay que bajar los impuestos y a los de izquierdas que hay que subirlos,.
Yo creo, sin embargo, que este no puede ser el debate fiscal de nuestro tiempo.

La experiencia nos dice que, cuando la derecha gobierna y realiza reformas fiscales no rebaja los impuestos en general.

Lo normal es que reduzca los que recaen sobre quienes m谩s ganan o m谩s patrimonio tienen.

Y la derecha ni siquiera apoya fiscalmente por igual a todas las empresas, pues es sabido que las m谩s grandes o los bancos tienen muchas m谩s formas de evadir el pago de impuestos.

La izquierda, por su parte, suele tener una extraordinaria confianza en la recaudaci贸n impositiva para financiar el imprescindible gasto del Estado.

Y es verdad que los impuestos han sido siempre, a lo largo de la historia, uno de los instrumentos m谩s potentes para conseguir progreso econ贸mico, eficiencia, aumento de la productividad y equidad. Pero eso no deber铆a llevar a exagerar su capacidad transformadora.

En todo caso, no es este el tema del que quiero hablar en este video.

Hoy solo quiero comentarte que, a mi juicio, el debate fiscal de nuestro tiempo no deber铆a ser -como he adelantado- el de si subir o bajar los impuestos sino el de de crear nuevas figuras tributarias.

驴Por qu茅 digo esto?

La raz贸n es sencilla

Hoy d铆a, e incluso en las econom铆as m谩s avanzadas, el abanico de impuestos que utilizan los Estados para obtener ingresos responde a un modelo econ贸mico anticuado.

Desde hace tiempo, han cambiado las fuentes de la riqueza, el 谩mbito de las relaciones econ贸micas y los medios disponibles para la recaudaci贸n.

El sector financiero se ha hipertrofiado, las tecnolog铆a tiene una relevancia mucho mayor, las econom铆as funcionan a escala global mientras que los impuestos siguen siendo nacionales, las expresiones del patrimonio son diferentes y disponemos o comenzamos a disponer de medios t茅cnicos que podr铆an permitirnos gravar todas las expresiones de capacidad de pago con mucha m谩s precisi贸n, eficacia y equidad. Y, adem谩s de todo ello, ha aparecido nuevos problemas -como el cambio clim谩tico, la digitalizaci贸n o la desigualdad extrema, entre otros- que requieren nuevos tipos de incentivos y desincentivos fiscales, seg煤n el caso.

Sin embargo, se sigue grabando pr谩cticamente lo mismo y de la misma forma que hace d茅cadas.

En la actualidad, podr铆amos multiplicar los ingresos fiscales con una carga fiscal much铆simo m谩s reducida si dispusi茅ramos de impuestos que tuvieran en cuenta estos cambios.

Pondr茅 tan solo dos ejemplos.

El total de recaudaci贸n por todos los impuestos en Espa帽a fue de 223.300 millones de euros en 2021.

Pues bien, seg煤n los datos del Banco Internacional de Pagos, el total de transacciones financieras que se llevaron a cabo en nuestro pa铆s en 2020 fue de 74 billones de euros (un c谩lculo en n煤mero redondos y aproximado pues no se tienen en cuenta todas ellas).

Eso quiere decir que con una tasa de 30 c茅ntimos por cada 100 euros de transacci贸n financiera podr铆amos eliminar todos los impuestos que hay en Espa帽a y obtener los mismos ingresos que se obtienen ahora con todos ellos.

Lo repito de otra forma: con esa tasa sobre las transacciones financieras podr铆amos obtener la misma recaudaci贸n que ahora con una carga fiscal casi 100 veces m谩s baja .

Un segundo ejemplo: se ha calculado que, solo con un impuesto del 1% sobre todos los activos (bienes y derechos) que hay en las econom铆as actuales, se obtendr铆a entre el 10 y el 15% de los ingresos que se recaudan con todos los impuestos actuales.

Eso quiere decir que se podr铆a eliminar el impuesto de sociedades, por ejemplo; o reducir una cuarta parte el tipo sobre la renta de las personas f铆sicas.

Son dos ejemplos sencillos, elementales. Ya s茅 que necesitan dise帽o y finura.

Pero creo que demuestran que el debate fiscal de nuestra 茅poca no es subir o bajar los impuestos actuales sino crear figuras impositivas que se correspondan con el modo de funcionar de las econom铆a de nuestros tiempos.

Si la derecha no fuese tan demag贸gica fiscalmente y de verdad quisiera bajar los impuestos a todos los sujetos econ贸micos y si la izquierda no fuese tan conservadora, estar铆an ambas comprometidas con la tarea de dise帽ar y poner en marcha propuestas de este tipo.

Nos ir铆a mejor a todos.

ATTAC no se identifica necesariamente con las opiniones expresadas en los art铆culos, que son responsabilidad de los autores de los mismos.




Fuente: Attac.es