May 27, 2022
De parte de Anarquia.info
110 puntos de vista

Cada vez son menos las personas que parecen sufrir el delirio del jerarca en estos d铆as. Digo 芦delirio禄 porque la jerarqu铆a es una enfermedad mental diagnosticable. El delirio de la jerarqu铆a depende de una serie de premisas irracionales e il贸gicas, todas ellas comprobable y observablemente falsas.

Ser un jerarca es decir que estamos mejor con unos pocos gobernando a los muchos en lugar de que cada uno se gobierne a s铆 mismo. El argumento es que las personas son desordenadas y no se puede confiar en que se autogobiernen. Esto es evidente y observablemente irracional, sugerir que estamos mejor bajo el gobierno de unos pocos privilegiados 芦desordenados禄 que tienen un poder desmesurado concentrado en sus manos, como si la concentraci贸n de poder en manos de unos pocos 芦desordenados禄 los hiciera de alguna manera menos desordenados en lugar de m谩s corruptos. Esto es claramente un enga帽o, como lo demuestran los ocho mil a帽os en que la jerarqu铆a nunca ha funcionado como se anuncia.

Ser un jerarca es tambi茅n decir que estamos mejor con el gobierno, que sin el gobierno experimentaremos violencia y agitaci贸n, caos y muerte. Es obvio y observablemente irracional sugerir que estamos mejor bajo el gobierno de unos pocos privilegiados con armas nucleares y portaaviones y helic贸pteros de ataque -unos pocos privilegiados que no saben nuestros nombres, y mucho menos cu谩les son nuestras necesidades- y que de alguna manera experimentaremos menos violencia, agitaci贸n, caos y muerte. Esto es claramente un enga帽o, ya que la Orden Fraternal de la Polic铆a ha asesinado a m谩s personas que todas las dem谩s bandas de Estados Unidos juntas; mientras las continuas guerras y la agitaci贸n y el caos siguen aumentando en todas partes: tiroteos en escuelas, pandemias, terrorismo, guerra, furia en la carretera, suicidio, toxicidad del ecosistema, hambruna, inflaci贸n y todas las formas de desastre que se avecinan en cada horizonte. Esta creencia de que estamos 芦mejor禄 es claramente un enga帽o, como lo demuestran los ocho mil a帽os en que la jerarqu铆a nunca ha funcionado como se anunciaba.

Parece que cada d铆a son menos las personas que sufren este enga帽o jer谩rquico. Antes todo el mundo aceptaba que 芦necesitamos el gobierno禄, y que el capitalismo 芦recompensa el trabajo duro y el m茅rito禄, y que nuestro sistema de justicia no es perfecto pero 芦es el mejor que tenemos禄.

Ahora nadie acepta nada de eso. Algunas personas siguen adelante por inter茅s propio, motivadas por cuestiones pr谩cticas como la recompensa de la comida, pero ya nadie se traga el argumento de venta.

Nuestra salud mental colectiva est谩 mejorando. La ilusi贸n del jerarca est谩 perdiendo poder sobre nosotros. Millones de personas renunciaron a sus trabajos, simplemente optando por no participar en el ejercicio de arrastre de piedras del fara贸n. Otros millones dejaron de pagar el alquiler. Una epidemia de robos rel谩mpago plaga las cadenas de tiendas corporativas como langostas b铆blicas. Cientos de barcos de abastecimiento merodean por la costa con millones y millones de productos que requieren ser descargados, y a nadie le importa una mierda.

El gobierno, el capitalismo, los sistemas de control se han vuelto obsoletos e irrelevantes para la mayor铆a de la gente. A medida que los que est谩n en el poder concentran m谩s y m谩s autoridad en menos manos, a medida que imponen medidas m谩s duras para mantener esta matriz, m谩s y m谩s gente se encuentra alienada, sin derechos, flotando como restos de la flota en la estela de esta m谩quina. Aunque probablemente no tengan un an谩lisis te贸rico para sus experiencias, y aunque no se identifiquen como anarquistas, ya no son jerarcas. Puede que no tengan un tipo de marco pol铆tico o ideol贸gico para derribar el orden existente, pero han resuelto no mover un dedo para mantenerlo.

El sistema ya no es suyo.

Han pasado de la ilusi贸n a la desilusi贸n. Su retirada pasiva de la jerarqu铆a, aunque no sea una oposici贸n activa, deja el sistema existente mucho m谩s hueco, vulnerable e inestable.

En cuanto al complejo penitenciario, algunos estados como Virginia est谩n cerrando prisiones y encontrando formas de desviar un mayor n煤mero de presos a alternativas no penitenciarias, simplemente por la falta de guardias de prisiones. El correccional de Toledo, en Ohio, lleva mucho tiempo anunciando en su cartel de la entrada: 芦AHORA SE CONTRATA H脡ROES禄. Parece que, m谩s exactamente, no est谩n contratando a nadie. No hay solicitantes que busquen los puestos de trabajo a escala sindical. Como consecuencia, el personal de las prisiones trabaja regularmente en doble turno, emocionalmente agotado y desmoralizado, lo que provoca m谩s desgaste. Las horas extraordinarias est谩n paralizando los presupuestos estatales. Algunas prisiones se han reducido a realizar simplemente las actividades esenciales, como dar comidas y dispensar medicamentos, y todos los dem谩s programas se han cancelado, tal vez para siempre.

驴Se trata de un contratiempo temporal? 驴Puede recuperarse el sistema en general? S铆, puede ser. Ya se ha recuperado antes. Pero la verdadera pregunta para quienes se oponen activamente a la existencia de este sistema de control es: 驴Qu茅 se puede hacer ahora, en este momento tan oportuno, para avanzar en el colapso?

La abolici贸n no es imposible. De hecho, puede ser inevitable. Puede estar ocurriendo por s铆 sola ahora mismo y s贸lo necesita que le ayudemos a que ocurra un poco m谩s r谩pido. 驴Qu茅 se puede hacer? Bueno, no es ciencia del cerebro ni cirug铆a de cohetes. Imag铆nese que es usted el responsable de estos vastos y extensos complejos. Preg煤ntese qu茅 es lo que NO quiere que ocurra.

Pues hazlo.

Considere que todos los complejos industriales dependen de redes log铆sticas de oficinas administrativas y almacenes y proveedores y distribuidores para mantener esos complejos en funcionamiento. Ninguno de ellos est谩 detr谩s de muros o vallas impenetrables; ninguno de ellos est谩 bajo la vigilancia armada de un ej茅rcito. Todos ellos son vulnerables, fr谩giles e inflamables.

Todos los lugares tienen aparcamientos. Cada veh铆culo en cada aparcamiento es vulnerable y fr谩gil e inflamable. Cada veh铆culo tiene neum谩ticos, y entra y sale de los aparcamientos a trav茅s de puntos de estrangulamiento que son, a su vez, vulnerables.

Quiz谩 con imaginaci贸n podamos desarrollar m茅todos de bajo riesgo y alto rendimiento para hacer que estos complejos sean completamente inmanejables, dando paso a una era en la que ya no existan.

Un gran recurso que reimagina la abolici贸n est谩 disponible en detroitabc.org.

Somos due帽os del futuro. Cuanto m谩s hagamos, m谩s r谩pido llegar谩.

FUENTE: JUNE 11TH

TRADUCCI脫N: ANARQU脥A




Fuente: Anarquia.info