November 30, 2020
De parte de CGT-LKN Euskal Herria
1,045 puntos de vista

La prensa econ贸mica se hace eco estos d铆as de la advertencia del Banco Central Europeo (BCE) acerca de la amenaza de quiebra en cascada de las empresas. Pero no crean que en las noticias sobre este asunto se pone el centro de la atenci贸n en la degradaci贸n de las condiciones de vida de la gente sencilla o de las colas del hambre, por tanto, en la necesidad de planificar urgente e inmediatamente el rescate del pueblo. No, la preocupaci贸n mayor que nos quieren inocular es la del riesgo que est谩 corriendo la 鈥減obre鈥 banca.

Hay que reconocer que El Economista esta vez no se anda con tantos rodeos y titulaba hace un par de d铆as 鈥淓l BCE advierte de que sin ayudas habr谩 una oleada de quiebras y se arriesgar谩 la estabilidad de los bancos鈥.  En dicha noticia, despu茅s de versar sobre el papel jugado por el dinero 鈥済ratis鈥 inyectado por el Banco Central Europeo,  se recoge la afirmaci贸n de este de que los 鈥渁vales p煤blicos a los pr茅stamos y las moratorias han evitado una ola de impagos a gran escala, [pero que] un n煤mero considerable de empresas podr铆an verse obligadas a declararse en quiebra si estas medidas se retiran demasiado pronto o si las condiciones de los pr茅stamos bancarios se hacen m谩s estrictas禄. Y que 鈥渆l fin anticipado de las medidas de apoyo podr铆a, eventualmente, traducirse en un marcado aumento de las quiebras corporativas, con implicaciones de estabilidad financiera para el euro y lo bancos de la zona芦. 

Efectivamente, ya ven que nos dictan que la preocupaci贸n dominante ha de ser la de que un 鈥渁umento de las quiebras puede afectar de forma directa a la banca y a la calidad de sus activos [y que este] escenario llevar铆a aparejado un incremento de la morosidad (cr茅ditos dudosos) que podr铆a afectar a la capacidad de conceder nuevos pr茅stamos a la banca. Esto a su vez tendr铆a un impacto negativo sobre la econom铆a y la inversi贸n, pudiendo llegar a generar una crisis financiera.鈥

Dice el diario en cuesti贸n que los 鈥済obiernos se encuentran en un dif铆cil equilibrio. Por un lado buscan mantener los avales y las ayudas para evitar una mayor destrucci贸n del tejido empresarial. Por otro, mantener estas medidas est谩 suponiendo un fuerte crecimiento de la deuda p煤blica, lo que pone en riesgo la sostenibilidad de las finanzas de los pa铆ses. No existe una decisi贸n perfecta o sin consecuencias que supongan riesgos.鈥

Como pueden constatar, el Economista no nos anima a que nos arriesguemos a tomar la decisi贸n que, en realidad, es la m谩s perfecta para evitar鈥 el riesgo de quiebra social y laboral mayor. A saber, que quebremos el dominio del capital financiero y dejar que en ese 谩mbito especialmente parasitario se autoapliquen sus leyes selv谩ticas de la 鈥渆conom铆a de mercado鈥. Y no estar rescat谩ndolo una y otra vez hasta desangrar al com煤n de la gente.

Que esta conclusi贸n no sea del gusto de la prensa pro-Ibex es normal. En el inter茅s va la ignorancia de lo perfectamente razonable. Reparen c贸mo han puntuado sus 鈥渓ectores de altura鈥 un comentario extra帽amente sensato que se les ha colado entre tantos otros que mejor nos ahorramos calificar y que son valorados por todo lo alto: tanto, como el fest铆n que quieren que les paguemos a costa de m谩s y m谩s ruina por aqu铆 abajo.

Fuente

Share



Fuente: Cgt-lkn.org