June 3, 2022
De parte de CNT
169 puntos de vista

La reciente sentencia del Juzgado de lo Social n潞 5 de Almer铆a, impulsada por la secci贸n sindical de CNT en el consistorio pone en entredicho uno de los pilares sobre el que se ha sustentado el convenio colectivo del personal laboral del Ayuntamiento de Adra; la doble escala salarial encubierta. El personal laboral indefinido no fijo, viene percibiendo un complemento espec铆fico en sus n贸minas de menor cuant铆a que el complemento espec铆fico establecido para el personal laboral fijo y el personal funcionario. Esta sentencia deja claro el derecho a percibir el mismo importe por este concepto salarial cuando se desempe帽a el mismo puesto de trabajo.

Desde CNT animamos a presentar demandas de reclamaci贸n de cantidad por los atrasos generados a los trabajadores afectados y para el reconocimiento de estos derechos econ贸micos ya que a pesar del plan de equiparaci贸n, que entr贸 en vigor en enero de 2022, muchos colectivos de trabajadores no van a ver equiparado este plus hasta enero 2025 y colectivos como: alba帽iles, electricistas, aux. administrativos, mec谩nicos, peones etc no ver谩n equiparados sus salarios hasta 2023 o 2024 dejando de percibir cantidades que pueden rondar los 1300 鈧 anuales.

Aunque la sentencia es muy satisfactoria, desde CNT anunciamos recurso al TSJA para algo que en privado, y en los planes de equiparaci贸n reconocen desde el consistorio, el desempe帽o del mismo puesto de trabajo entre los peones limpieza viaria pero que, amparandose en la falta de una RPT y cierta marruller铆a en el juicio, han conseguido eludir en esta sentencia de primera instancia.

Este plan de equiparaci贸n, rubricado por los sindicatos presentes en la Mesa General de Negociaci贸n, lleg贸 despu茅s de las movilizaciones que por este motivo, la secci贸n sindical de CNT secund贸 el verano pasado como consecuencia de la dilaciones que desde diciembre de 2009 se vienen produciendo a la hora de abordar la segunda negociaci贸n del convenio colectivo que no termina de arrancar. Ahora, esta sentencia, prueba que desde la entrada en vigor del convenio en 2005, aprobado por el equipo de gobierno del PP y los sindicatos UGT, CCOO y CSIF, los empleadosas municipales con un mismo puesto de trabajo, debieron cobrar el mismo salario.




Fuente: Cnt.es