August 20, 2021
De parte de Paco Salud
367 puntos de vista


El futbolista que sac贸 los colores a
Franco, Hitler y Mussolini

El tres se antojaba un n煤mero m谩gico
para Isidro L谩ngara. Fue estrella de la Liga espa帽ola los tres a帽os que la
disput贸. Se convirti贸 en el primer jugador en marcar tres hat tricks鈥攖res goles
en un partido鈥 en tres jornadas consecutivas. Se las arregl贸 para ser el primer
delantero del mundo en convertirse en m谩ximo goleador de tres Ligas diferentes
鈥攍a espa帽ola, la mexicana y la argentina鈥 y, finalmente, tres fueron los
dictadores que hubiesen deseado verle muerto.

Franco, por haber formado parte de la
selecci贸n vasca que durante la Guerra Civil hizo una gira mundial para
concienciar al planeta de que resultaba necesario defender los valores de la
democracia y la Segunda Rep煤blica. Mussolini, al temblar cuando en sus intentos
por ama帽ar el Mundial de Italia en 1934 鈥攅l primero que jug贸 Espa帽a y que
finalmente gan贸 el pa铆s anfitri贸n鈥 ve铆a c贸mo este depredador que remataba de
cabeza como si chutara con la pierna pod铆a amargarle un triunfo local cuando
marc贸 los dos goles que le dieron a la selecci贸n la victoria ante Brasil (3-1)
y la eliminaci贸n de esta. Y tambi茅n Hitler, cuando en un amistoso disputado
entre Alemania y Espa帽a en Colonia, L谩ngara les endilg贸 un par de colines que
arruinaron la fiesta a los nazis, con el ce帽o fruncido incluidos los de algunos
representantes del Gobierno presentes en el campo.

Tanto, que existen im谩genes de ese
partido 鈥攃on 80.000 aficionados en el estadio y cientos de esv谩sticas vistiendo
el ambiente鈥, pero no de los tantos del vasco, nacido en Pasaia en 1912 y
muerto en Andoain en 1992. 驴Las mand贸 borrar el F眉hrer? Probable.

A estas alturas, ya pocos desafectos a
la fe dudan de que el f煤tbol sea poco m谩s que un juego. As铆 lo entienden en los
palcos del siglo XXI, donde los dirigentes de cualquier pa铆s se dan de codazos
por hacerse una foto victoriosa alzando alg煤n trofeo con sus respectivos
equipos entre sus asientos. Y as铆 lo entendieron ya pronto los s谩trapas
totalitarios, cuando un deporte a煤n balbuciente en las dimensiones de su
furibunda y gloriosa espectacularidad futura, resultaba crucial a la hora de
forjar identidades triunfalistas.

Para todo eso, Isidro L谩ngara fue un
s铆mbolo noble. Sin quererlo tambi茅n, pero as铆 result贸 y as铆 se vio forzado a
pagarlo: primero con el exilio. Despu茅s con un olvido que hoy es necesario
reparar. M谩s all谩 de haber combatido durante la guerra en el bando republicano,
L谩ngara, que ya hab铆a jugado en el Oviedo adem谩s de en algunos clubes vascos en
sus inicios, acept贸 formar parte de la selecci贸n de Euskadi y girar por Europa.
Jugaron en Praga, Marsella y Copenhague antes de llegar a Rusia alentando los
ideales que fueron finalmente derrotados, y recibieron 10.000 pesetas de
compensaci贸n.

Tampoco es que 茅l, pol铆ticamente, se
significara mucho m谩s que Luis Regueiro, por ejemplo, el capit谩n y el l铆der de
un equipo en el que tambi茅n se alineaban Guillermo Gorostiza, Txato Iraragorri,
Sabino Aguirre, Emil铆n Alonso… Pero su capacidad de arrastrar multitudes
gracias a su juego y a sus famosos latigazos, pese a ser discreto y hablar lo
justo, le granjearon todos los odios que m谩s pod铆an da帽arle.

Derrotada la Rep煤blica, el equipo
sigui贸 y varios decidieron quedarse en el exilio. M茅xico fue su destino al
principio, donde aquella selecci贸n cambi贸 el nombre por el de Club Deportivo
Euskadi y disput贸 la Liga del pa铆s hasta quedar en segundo lugar. L谩ngara gan贸
pocos t铆tulos colectivos a lo largo de su accidentada carrera 鈥攄os de ellos en
M茅xico, un campeonato de temporada y una copa鈥, pero s铆 bati贸 todas las cifras.
Sus casi 600 tantos sirvieron para que haya sido el delantero con mayor
promedio goleador en la selecci贸n (17 en 12 partidos), adem谩s de lo ya
mencionado.

Despu茅s de M茅xico recal贸 en Argentina.
Concretamente, en el San Lorenzo de Almagro, el equipo del papa Bergoglio. All铆
cambi贸 su n煤mero de la suerte por el cuatro. Esas fueron las temporadas que
jug贸 en el pa铆s sudamericano, siempre en el mismo equipo, y cuatro fueron los
goles que le marc贸 al River Plate nada m谩s desembarcar en Buenos Aires. Alfredo
Di St茅fano lo recuerda. Tuvo que sufrir la derrota de su equipo con 12 a帽os y
frot谩ndose los ojos en el campo.

Corr铆an los cuarenta y a L谩ngara se la
segu铆an teniendo guardada en su pa铆s de origen. Hasta el punto de, como cuenta
David 脕lvarez, jefe de Deportes de Abc, que trabaja en una biograf铆a sobre el
jugador, 鈥渆xisten im谩genes del No-Do en las que se observa al San Lorenzo de
Almagro jugar y a 茅l en concreto en varios planos pero ni se le menciona鈥.

Aquel desprecio dur贸 poco m谩s. Carmen Polo
tendr铆a mucho que ver en ello. El hermano de la esposa del dictador, Felipe
Polo, oviedista ac茅rrimo, convenci贸 a su hermana para que le levantaran el veto
en El Pardo y pudiera regresar. En Asturias pesaba demasiado la leyenda de
aquel crack que en 220 partidos oficiales hab铆a metido 281 goles en los a帽os
dorados del Oviedo, antes de que estallara la Guerra Civil.

Pero el peso de Am茅rica Latina hab铆a
hecho mella en L谩ngara. Regres贸 a M茅xico, quiz谩s decepcionado por la Espa帽a que
reencontr贸. All铆 prosigui贸 su carrera por todo el continente como entrenador.
En Chile se hizo cargo del Uni贸n Espa帽ola; en M茅xico, del Puebla, con el que
gan贸 la Copa M茅xico en 1953 y, en Argentina, de su San Lorenzo de Almagro.
Resultaba dif铆cil olvidar su paso por all谩, el glorioso hurac谩n que ha sido uno
de los mayores goleadores del club.

Nunca se cas贸 y decidi贸 regresar a
Espa帽a para pasar sus 煤ltimos a帽os. En Andoain recuerdan su discreci贸n para
relatar los propios triunfos, quit谩ndose importancia, y lo simp谩tico que era.

Cuando hoy el f煤tbol es una mel茅 de
carteras rebosantes y estrellas que se miden por la cilindrada de sus coches
deportivos, cuando entre fraudes al fisco y h茅roes que acaban embarrados con la
misma velocidad que un fondo de inversi贸n los compra, los vende y los marea, la
figura 茅pica de L谩ngara, en su humilde grandeza, despide a borbotones la
esencia digna que necesita cualquier deporte.

Fuente: http://cultura.elpais.com/cultura/2013/08/18/actualidad/1376847383_631688.html




Fuente: Pacosalud.blogspot.com