February 6, 2021
De parte de Nodo50
179 puntos de vista

HAARETZ 鈥 Shaina Oppenheimer 鈥 09.10.2020 鈥 Traducido por Rojava Azadi Madrid

Un reciente informe de la ONU desvela un aumento en la violencia sexual contra mujeres y ni帽as desde que se inici贸 la operaci贸n militar turca en la regi贸n kurda hace un a帽o. Algunos kurdos afirman que su vida actual no es mejor que cuando los del ISIS se comportaban como enloquecidos.

Ha pasado un a帽o desde que asesinaron a la pol铆tica kurda Hevrin Khalaf en una carretera del noreste de Siria. La mujer de 34 a帽os fue arrastrada por el pelo, vapuleada y asesinada a tiros por mercenarios. M谩s tarde, las fotos de su cad谩ver mutilado aparecieron en las redes sociales y muchos lo consideraron un claro mensaje de las fuerzas respaldadas por Turqu铆a en la regi贸n: 茅ste es el precio que pagar谩n las mujeres kurdas que han luchado por la liberaci贸n.

芦Fueron d铆as muy dif铆ciles禄, dijo a Haaretz Evin Swed, portavoz de Kongra Star, una federaci贸n de organizaciones de mujeres en el enclave kurdo, al reflexionar sobre la muerte de su amiga. 芦Y la situaci贸n no ha hecho m谩s que empeorar desde entonces禄, a帽ade. 芦Apenas pasa un d铆a sin que tengamos noticias de secuestros, violaciones, matrimonios forzados y asesinatos de mujeres禄, asegur贸 Swed desde la ciudad fronteriza de Qamishli.

Una reciente comisi贸n de investigaci贸n del Consejo de Derechos Humanos de la ONU enviada a Siria puso de manifiesto el aumento de la 芦violencia sexual y de g茅nero contra mujeres y ni帽as禄 durante el primer semestre de 2020. El informe documentaba que al menos 30 mujeres de la ciudad kurda de Tal Abyad hab铆an sido violadas solo en el mes de febrero.

芦Un exjuez confirm贸 que combatientes del Ej茅rcito Nacional Sirio hab铆an sido acusados de violaci贸n y violencia sexual llevadas a cabo durante redadas en viviendas de la regi贸n. Sin embargo, ninguno de ellos hab铆a sido condenado, sino que hab铆an sido puestos en libertad al cabo de unos d铆as禄, se帽alaba el informe.

Desde 2019, las mujeres kurdas de la regi贸n se han enfrentado a 芦actos de intimidaci贸n禄 por parte de soldados sirios, 芦lo que ha engendrado un clima de miedo generalizado que, de hecho, las ha confinado en sus hogares禄, a帽ade el informe de la ONU.

Kurdos gesticulan y gritan consignas mientras llevan el f茅retro de una de las cuatro combatientes kurdas muertas durante los enfrentamientos contra Estado Isl谩mico en Kobani, Siria, en 2014.Cr茅dito: Reuters

芦La vida p煤blica de las mujeres en la regi贸n se ha vuelto insoportable禄, resume Dilar Dirik, activista kurda e investigadora de la Universidad de Oxford.

Los secuestros de mujeres se han vuelto tan habituales que el Proyecto Mujeres Desaparecidas de Afrin cre贸 una p谩gina web a principios de 2018 para hacer un seguimiento de las denuncias de desapariciones en la ciudad de Afrin. Se registraron seis mil secuestros desde mayo de 2018, entre los que se encontraban los de mil mujeres, seg煤n detalla un informe de Kongra Star de agosto.

芦Deshonrar禄 a las mujeres

En los d铆as posteriores a la decisi贸n del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de retirar las tropas del noreste de Siria el pasado mes de octubre, las fuerzas respaldadas por Turqu铆a irrumpieron en el enclave kurdo con el objetivo declarado de crear una 芦zona segura禄 de 30 kil贸metros a lo largo de la frontera con Turqu铆a. El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, estaba decidido a despejar la zona, que describ铆a como un foco de terroristas ligados al Partido de los Trabajadores del Kurdist谩n (tambi茅n conocido como PKK), que tanto Turqu铆a como Estados Unidos califican de grupo terrorista.

Dos mujeres soldado kurdas de las Unidades de Protecci贸n de la Mujer (YPJ) en el frente contra el Estado Isl谩mico en Hassake, al noreste de Siria (fecha desconocida).Cr茅dito: Andia / UIG v铆a Getty Images IL

Para los cientos de miles de kurdos que viven en los aproximadamente 100 kil贸metros que se extienden desde Ras al-Ayn hasta Tal Abyad, la realidad se ha convertido en una pesadilla diaria. El estruendo de los ataques a茅reos, los bombardeos y las explosiones de veh铆culos se han convertido en  norma. A煤n siguen llegando denuncias de secuestros, violaciones, torturas y asesinatos en las filas de grupos locales pro derechos humanos. Se dice que el Estado Isl谩mico aprovecha este vac铆o de poder y, al parecer, est谩 resurgiendo en la regi贸n.

Swed alega que las fuerzas turcas 芦atacan especialmente a las mujeres, cosa que qued贸 patente en el brutal ataque a la m谩rtir Khalaf禄. A lo largo del a帽o transcurrido desde su asesinato, incidentes de grave violencia contra las mujeres se han convertido en una campa帽a en toda regla de agresiones sexuales y asesinatos selectivos de destacadas figuras femeninas, como denuncian activistas y funcionarios kurdos.

En junio, por ejemplo, un supuesto ataque turco con drones mat贸 a tres mujeres. Entre ellas, a Zehra Berkel, conocida activista por los derechos de las mujeres, en el pueblo de Helinc锚, a las afueras de Kobane. 芦Con sus ataques a pol铆ticas y pioneras, el estado turco pretende minar nuestra esperanza y nuestra voluntad禄, asegur贸 la hermana de Zehra Berkel, Delia Berkel, en un mensaje de v铆deo posterior. 芦No le daremos al enemigo el placer de decir que ha matado a una mujer o a una pol铆tica kurda y que as铆 ha destruido el movimiento de las mujeres禄, a帽adi贸.

Una excombatiente de las Unidades de Protecci贸n de las Mujeres (YPJ) kurdas de Siria, que perdi贸 una pierna mientras luchaba contra grupos extremistas, en la ciudad de mayor铆a kurda de Qamishli, el 27 de septiembre de 2020.Cr茅dito: DELIL SOULEIMAN 鈥 AFP

Aquel ataque 芦tuvo una enorme carga simb贸lica, porque en Kobane fue donde la mayor parte de la gente oy贸 hablar por primera vez de las combatientes kurdas alzadas en armas contra el Estado Isl谩mico禄, dice Dirik en referencia a las Unidades de Protecci贸n de las Mujeres (YPJ) que lucharon codo con codo con los hombres de las Unidades de Protecci贸n del Pueblo (YPG) y las Fuerzas Democr谩ticas Sirias que se aliaron con Estados Unidos para combatir el ISIS de 2015 a 2019.

Funcionarios del enclave kurdo de Rojava, al norte de Siria, informaron a Haaretz de que Turqu铆a ataca sistem谩ticamente a mujeres activistas y pol铆ticas que han estado al frente de organizaciones pol铆ticas con la excusa de que est谩n 芦neutralizando a terroristas禄. Al parecer, muchas de las v铆ctimas femeninas adem谩s han sido mutiladas y las fotos de sus cad谩veres se han exhibido en las redes sociales. 芦Una cosa es matar a alguien en la guerra, pero lo que ocurre aqu铆 es que desnudan los cad谩veres de las mujeres, luego lo graban y difunden las im谩genes禄, alega Dirik. 芦Como diciendo: 鈥楳irad, estamos deshonrando a las mujeres鈥櫬, a帽ade.

Los autores no son soldados turcos, explica el profesor Dror Zeevi, del Departamento de Estudios de Oriente Medio de la Universidad Ben-Gurion del Negev, en Be鈥檈r Sheva. M谩s bien, son 芦yihadistas que se han convertido poco a poco en mercenarios禄 al servicio de Turqu铆a, afirma.

Dado el protagonismo de las mujeres kurdas, no solo como pol铆ticas sino tambi茅n como combatientes, 芦los yihadistas odian todo lo que representan, de modo que es una especie de revancha o venganza禄, a帽ade Zeevi, refiri茅ndose al empleo de la violencia sexual.

Un hombre y una mujer cargan con ni帽os desnutridos en un campamento para sirios desplazados por el conflicto cerca de la ciudad de Deir al-Ballut en la regi贸n de Afrin, el 28 de septiembre de 2020. Foto: RAMI AL SAYED 鈥 AFP

芦Una parte del incentivo es el dinero y, otra, es hacer la vista gorda frente a los abusos que se cometen all铆禄, afirma Will Todman, miembro asociado del Programa de Oriente Medio del Centro de Estudios Estrat茅gicos e Internacionales, un laboratorio de ideas con sede en Washington. Enviar a facciones islamistas con el gancho de hacerse con un bot铆n de guerra tambi茅n exime a Turqu铆a de una responsabilidad directa, se帽ala Zeevi.

Creciente influencia turca

El ascenso del liderazgo femenino en Rojava, como parte de una 芦revoluci贸n feminista禄 local, ha sido descrito a menudo en los informes de los medios de comunicaci贸n internacionales como una de las pocas buenas noticias surgidas de la cat谩strofe siria. Ahora, sin embargo, dicho avance est谩 siendo amenazado. Las combatientes kurdas, seg煤n Dirik, trataron de liberar no solo a las mujeres kurdas sino a todas las mujeres del noreste de Siria y crearon un fuerte sentimiento de sororidad despu茅s del trauma del ISIS, pero ahora est谩n siendo aterrorizadas y agredidas de nuevo por la operaci贸n militar respaldada por Turqu铆a, se帽ala.

En ciudades, antes aclamadas como espacios igualitarios en los que cooperaban kurdos, 谩rabes, sirios, armenios, yazid铆es, turcomanos, cristianos y otros, ahora ondean banderas turcas en muchos edificios y retratos de Erdogan adornan las paredes. Se ha impuesto un plan de estudios turco en las escuelas y se dice que comandos, con apoyo de Turqu铆a, est谩n instaurando la sharia (ley isl谩mica), imponen conversiones forzadas, el uso del velo por parte de las mujeres y aplican la segregaci贸n de g茅nero.

Activistas sobre el terreno, residentes desplazados, la ONU y otros grupos pro derechos humanos afirman que 芦los idiomas de la regi贸n son ahora el turco y el 谩rabe y se han quitado todas las se帽ales en kurdo禄, informa a Haaretz Mutlu Civiroglu, analista de asuntos kurdos con sede en Washington. 芦Cementerios, santuarios y lugares sagrados est谩n siendo destruidos por estos grupos禄, a帽ade, refiri茅ndose a denuncias de estos grupos, entre los que se incluye el Observatorio Sirio de Derechos Humanos.

Todman, por su parte, observa que la regi贸n cuenta ahora con 芦oficinas de correos turcas, se帽ales de tr谩fico turcas, campus de universidades turcas, la gente cobra en liras turcas y otros casos que muestran los crecientes v铆nculos entre estas zonas y Turqu铆a. De esta manera, Turqu铆a prepara el terreno para una presencia m谩s prolongada all铆. No hay duda de que forma parte de su plan de inserci贸n禄, afirma. 芦En cierta medida, tambi茅n supone tener un rol que jugar en la negociaci贸n [sobre] el futuro de Siria禄, a帽ade.

En muchos sentidos, la usurpadora influencia turca tiene una doble vertiente, sostiene Todman. En primer lugar, como parte de un mayor impulso de Turqu铆a para afianzar su influencia en la regi贸n (igual que se ha visto en otros lugares como el Iraq kurdo, Libia y, m谩s recientemente, en Nagorno-Karabaj). Y en segundo, es un intento de atenuar el poder de los kurdos, ya que Turqu铆a desde hace tiempo lo considera una amenaza para la seguridad.

Tropas turcas conducen sus veh铆culos blindados de transporte de personal a trav茅s de la aldea de Qirata a las afueras de la ciudad norte帽a de Manbij, cerca de la frontera turca. 14 de octubre de 2019.Foto: AAREF WATAD / AFP

芦Sunnificaci贸n禄 de la zona fronteriza

Loqman Ehme, portavoz de la Administraci贸n Aut贸noma del Norte y Este de Siria, denuncia que 芦la ocupaci贸n turca es similar al ISIS禄. Seg煤n Ehme, las fuerzas con apoyo de Turqu铆a han destruido hospitales, escuelas, estaciones de bombeo de agua y equipamientos agr铆colas y se han apoderado de las propiedades de los residentes locales.

En agosto, el flujo de la estaci贸n de agua de Allouk, en la provincia de Hassakah, principal fuente de agua de unas 460.000 personas, seg煤n la Oficina de Coordinaci贸n de Asuntos Humanitarios de la ONU en Siria, estuvo cortado aparentemente durante 10 d铆as. Se trat贸 del octavo incidente de este tipo desde que comenz贸 la operaci贸n militar turca el a帽o pasado, que dej贸 a decenas de miles de vecinos de Ras al-Ayn sin agua en medio del calor estival y de las crecientes tasas de infecci贸n por COVID-19. Turqu铆a aleg贸 que los cortes se debieron a labores de mantenimiento.

Todas estas supuestas t谩cticas se emplean para 芦alejar a los kurdos de la frontera禄, dice Nir Boms, investigador del Centro Moshe Dayan de la Universidad de Tel Aviv. 芦No se trata s贸lo de 鈥榯urquificar鈥 sino de 鈥榮unnificar鈥 la frontera norte, para que haya una barrera entre Rojava y Turqu铆a禄.

Supuestamente, una combinaci贸n de combates y extorsi贸n de propiedades ha provocado ya un cambio demogr谩fico, que Gulistan, un activista kurdo alem谩n, califica de 芦arma para reasentar a familias yihadistas禄.

Unos 200.000 residentes de Rojava fueron desplazados el a帽o pasado debido a la operaci贸n militar turca, mientras que otros 300.000 fueron desplazados en 2018 durante el asalto turco a Afrin, de acuerdo al Centro de Informaci贸n de Rojava, organizaci贸n dirigida por kurdos.

Seg煤n Civiroglu, Boms y Todman, familias de mercenarios se han instalado en lugares donde antes resid铆an kurdos. Aunque algunos kurdos han denunciado una presunta pol铆tica de limpieza 茅tnica en la regi贸n y de sustituci贸n de los kurdos por musulmanes sun铆es, no hay datos precisos sobre los cambios demogr谩ficos de la regi贸n. No obstante, analistas kurdos como Civiroglu dicen que el sentimiento sobre el terreno es que 芦el objetivo es borrar totalmente la identidad de los kurdos禄.

Mientras no se vislumbra el fin de la operaci贸n turca, muchos kurdos que eran miembros de comunas y comit茅s gubernamentales intentan organizarse donde pueden, y algunos 贸rganos de decisi贸n siguen reuni茅ndose en campos de desplazados.

Hombres y mujeres tambi茅n han organizado concentraciones y manifestaciones locales, as铆 como movimientos mundiales, como RiseUp4Rojava y Women Defend Rojava, que reclaman la solidaridad internacional con los kurdos.

Todman predice que, a pesar de la operaci贸n militar en curso, la experiencia del 芦gobierno semiaut贸nomo en el noreste de Siria no habr谩 hecho m谩s que avivar las aspiraciones kurdas de seguir determinando su propio futuro y de poder gobernarse a s铆 mismos禄. Para el activista kurdo Gulistan, este sigue siendo el 煤nico punto brillante en una 茅poca oscura: 芦Lo que no pueden matar ni negar es que el pueblo es realmente pol铆tico y est谩 dispuesto a todo, lo que significa una enorme fuerza a pesar de la p茅sima situaci贸n actual禄.




Fuente: Rojavaazadimadrid.org