October 10, 2021
De parte de La Haine
362 puntos de vista


“Es el gigante y amorfo mercado de consumidores el que lo ha convocado. Esa es la diferencia entre nuestra propaganda y la de todos los dem谩s”

El Pent谩gono ha estado trabajando secretamente entre bastidores en unas 800 pel铆culas de Hollywood, seg煤n documentos recientemente desclasificados. La lista fue compilada por el sitio web de investigaci贸n FOIA.

Tom Secker y Matthew Alford expusieron cu谩n extensos son en realidad los programas del Pent谩gono y la CIA para asociarse con Hollywood, sobre la base de unas 4 000 p谩ginas de documentos desclasificados obtenidos a trav茅s del Acta de Libertad de Informaci贸n.

El informe se帽al贸 en su momento que: 鈥淓stos documentos demuestran por primera vez que el gobierno de los EEUU ha trabajado tras bambalinas en m谩s de 800 pel铆culas importantes y m谩s de 1 000 t铆tulos de televisi贸n鈥.

Revisando la lista en constante expansi贸n, el observador promedio de pel铆culas podr铆a sorprender a las pel铆culas que realmente est谩n incluidas, hay otras m谩s predecibles como Black Hawk Down [Black Hawk derribado]o, Zero Dark Thirty [La noche m谩s oscura] y Lone Survivor [El 煤nico superviviente].

Pero completamente inesperados que aparentemente necesitaban el toque propagand铆stico del complejo industrial militar como Ernest Saves Christmas [Hay que salvar a Pap谩 Noel], Karate Kid 2, El silencio de los corderos, Twister, las pel铆culas de Iron Man y m谩s recientemente, Pitch Perfect 3 [Dando la nota 3].

Cuando un escritor o productor de Hollywood se acerca al Pent谩gono y solicita acceso a recursos militares para ayudar a hacer su pel铆cula, debe enviar su guion a las oficinas de enlace de entretenimiento para que lo investiguen.

En 煤ltima instancia, el hombre con la 煤ltima palabra es Phil Strub, jefe de enlace del Hollywood del Departamento de Defensa (DOD), que ha estado a la cabeza de este departamento anteriormente semi secreto que data de 1989. Si hay personajes, acciones o di谩logos que el Departamento de Defensa no aprueba, entonces el realizador tiene que hacer cambios para adaptarse a las demandas de los militares.

Si se niegan, el Pent谩gono empaca sus juguetes y se va a casa. Para obtener una cooperaci贸n total, los productores tienen que firmar contratos, llamados Acuerdos de Asistencia de Producci贸n, que los encierran en el uso de una versi贸n del gui贸n aprobada por militares.

Meses atr谩s, Strub fue perfilado de nuevo en un informe llamado 鈥淓listing an Audience: How Hollywood Peddles Propaganda鈥 [Conseguir una audiencia: c贸mo Hollywood pedalea la propaganda], que lo cit贸 tratando de hacer retroceder la creciente exposici贸n de los medios durante el a帽o pasado.

鈥溌o estamos tratando de lavarle el cerebro a la gente! 鈥淓stamos dispuestos a presentar la visi贸n m谩s clara y verdadera鈥, dijo Strub.

El informe se帽al贸 acertadamente que aunque por lo general los estadounidenses se enorgullecen de vivir en una sociedad libre de la censura, al tiempo que se burlan de los ejemplos de propaganda en lugares como Rusia o China, el p煤blico estadounidense est谩 sujeto a propaganda estatal m谩s local de lo que cree:

Esfuerzo militar en Rusia, manifestaciones masivas en Corea del Norte, mensajes contundentes de China.

Nos enloquecemos cuando nos vemos en ultramar.

Pero no cuesta mucho esfuerzo ver que la propaganda estadounidense est谩 en todas partes, tambi茅n. No est谩 hecho por el gobierno y no es tan descarado como su contraparte del exterior.

Pero est谩 aqu铆 y para ignorar que una parte del contenido es, en esencia, la propaganda, especialmente en estos d铆as, mientras Trump abiertamente anhela los grandes desfiles del ej茅rcito, es un error.

鈥淗ay todo tipo de formas de hacer un punto ideol贸gico鈥, agreg贸 Harris. A veces creo que no estamos en sinton铆a suficiente. No nos vemos lo suficientemente duros para la propaganda.

Y lo que es m谩s, a diferencia de los sistemas autoritarios, en Occidente son los consumidores los que realmente est谩n dispuestos, si acaso involuntariamente, como part铆cipes de la propaganda estatal.

El informe del esquema contin煤a:

Ciertamente, el contenido tiene agendas alternativas, sinceras, tambi茅n. Pero es el gigante y amorfo mercado de consumidores el que lo ha convocado. Esa es la diferencia entre nuestra propaganda y la de todos los dem谩s. En reg铆menes autocr谩ticos, una entidad respaldada por el gobierno lo empuja hacia consumidores indiferentes o reacios.

En Am茅rica, nosotros, los consumidores, lo demandamos alegremente.

A continuaci贸n se muestra una lista meramente parcial de pel铆culas en orden alfab茅tico. Las mismas tuvieron la participaci贸n del Pent谩gono durante el guion o la fase de producci贸n, de acuerdo con los documentos desclasificados del gobierno de EEUU

Sorprendentemente, la lista de 410 pel铆culas no es m谩s que la mitad del n煤mero total. Por ejemplo, Zero Dark Thirty y algunos otros prominentes no est谩n all铆.

Cubadebate / La Haine




Fuente: Lahaine.org