November 10, 2020
De parte de Red Nacional De Medios Alternativos
329 puntos de vista


El 30 de agosto de 2019, el polic铆a zapalino Pablo Maximiliano Pallero asesin贸 por la espalda a Facundo Gui帽ez, de 29 a帽os, prepar贸 la escena para liberarse de responsabilidades y se fue a dormir. El asesino estaba de franco, pero no dud贸 en usar su arma reglamentaria para matar y dejar un cuerpo sin vida tirado en la calle y desangr谩ndose durante cinco horas. Esta semana comenz贸 el juicio contra el represor.

Era viernes y eran las dos de la madrugada. Facundo Gui帽ez estaba a punto de abrir su propia panader铆a y no pudo.

Cinco horas permaneci贸 el cuerpo en el medio de la calle. Al lado estaba el frente del est茅reo del auto de Pallero y eso pretende ser prueba de que el joven asesinado estaba robando; parece muy veros铆mil que corriendo por su vida no lo soltara. Tambi茅n lo parece que en vez de tener esa 鈥減rueba鈥 las huellas del joven fusilado tenga las de un polic铆a amigo del polic铆a asesino, el primero en llegar al lugar.

Una bala del estado enfrent贸 la espalda de Facundo Gui帽ez. Vecinxs que habr铆an visto algo de lo sucedido, declararon en su momento que el joven luego de ser atacado corri贸 unas dos cuadras intentando escapar de la muerte que ya lo hab铆a alcanzado. El polic铆a asesino se fue a dormir.

Pablo Pallero mat贸 a Facundo Gui帽ez y se fue a su casa. Unas horas m谩s tarde, se present贸 en la Comisar铆a 22 de Zapala, donde cumpl铆a sus funciones de represor, como si nada hubiera sucedido, sin hablar de su crimen con nadie. Como si no se hubiera robado una vida a las dos de la ma帽ana. Como si Facundo Gui帽ez no pasara a engrosar la lista de asesinadxs por la polic铆a con v铆a libre para matar. All铆 qued贸 detenido, despu茅s de que una vecina declarara que lo vio entrar a su hogar tras el estruendo del disparo y una mancha de la sangre de su v铆ctima quedara evidenciando el homicidio en su calzado.

Las versiones de sus compa帽eros de instituci贸n, reproducidas por los medios que hablaron del 鈥減olic铆a que mat贸 al ladr贸n鈥, concluyeron que el joven estaba robando el frente del est茅reo del auto del polic铆a y este, al descubrirlo, sac贸 su arma reglamentaria y lo fusil贸. No pareci贸 una versi贸n cre铆ble, como no la parecieron ninguna de las que rondan casos de asesinatos policiales, aunque tampoco ser铆an justificativas; el circuito siempre es el mismo cuando el estado mata: la corporaci贸n se encubre, los medios reproducen y la justicia valida.

Pallero qued贸 detenido y con prisi贸n preventiva acusado de 鈥渉omicidio simple agravado por el uso de arma de fuego鈥. No por ser polic铆a. No por matar con la pistola reglamentaria. No por abusar de 鈥渟u funci贸n鈥. En abril de este a帽o, recibi贸 el beneficio al que no pudieron acceder la mayor铆a de lxs presxs comunes de todo el pa铆s en el marco de la pandemia: la prisi贸n domiciliaria.

El cuerpo sin vida de Facundo Gui帽ez se desplom贸 en la calle, a dos cuadras del supuesto lugar de los hechos, para terminar de desangrarse. Con el frente de un est茅reo al costado y una bala del estado adentro.

Ahora, Pallero dice que llor贸 y que no quiso matarlo, aunque en su casa estaban los casquillos de las balas que escupi贸. Su defensa dice que el asesino dispar贸 al piso y las balas rebotaron buscando muerte, algo aparentemente muy frecuente entre quienes portan armas reglamentarias. Como si las balas tuvieran vida propia e impactaran en cuerpos arrancando vidas, porque s铆.

El juicio se extender谩 toda esta semana, con la presencia de 煤nicamente cuatro familiares acompa帽ando lo que implica revivir todo ese horror. El polic铆a asesino ser谩 juzgado por Liliana Deiub, Bibiana Ojeda y Ra煤l Aufranc tras las declaraciones de unxs 40 testigxs.

No es un polic铆a, es toda la instituci贸n.




Fuente: Rnma.org.ar