February 8, 2022
De parte de C铆rculo 脕crata
311 puntos de vista
graeber laboral trabajo esclavitud

La tecnolog铆a har铆a posible que trabaj谩semos 15 o 20 horas a la semana; sin embargo, millones de personas permanecen atrapadas en jornadas infinitas desempe帽ando tareas in煤tiles. 驴Por qu茅? Lo explica el profesor de la London School of Economics, antrop贸logo y activista estadounidense David Graeber en su 煤ltimo libro publicado en vida: Trabajos de mierda.

El estudio, desenfadado y provocador, recoge una serie de entrevistas realizadas a profesionales que dan cuenta de la miseria psicol贸gica que envuelve sus d铆as laborables, adem谩s de una historia del empleo moderno y algunas propuestas pol铆ticas como la implantaci贸n de la renta b谩sica universal. Para Graeber, un trabajo de mierda no tiene por qu茅 estar mal remunerado o realizarse en condiciones precarias (eso ser铆a un shit job), sino que se trata de una labor est煤pida, reconocida por el propio empleado, que no beneficia a nadie y que, si desapareciese, no causar铆a mella en el tejido social (m谩s bien lo contrario). 

As铆, el CEO de una empresa, un bur贸crata o un teleoperador entrar铆an en esta categor铆a, no tanto una matrona o una profesora 鈥揹e hecho, la noci贸n de utilidad social en el libro se encuentra muy ligada a los cuidados y el fomento del bienestar en general, por lo que muchos de esos buenos trabajos est谩n feminizados鈥. Siguiendo con el argumento del autor, existe una relaci贸n inversa entre la relevancia social del empleo y el sueldo: los profesionales m谩s necesarios para el funcionamiento de las vidas de todos 鈥搒ector sanitario y docente, pero tambi茅n agricultores, basureros y cajeras鈥 ganan bastante poco, mientras que la n贸mina crece conforme a lo prescindible que sea la profesi贸n, quitando contadas excepciones. Teor铆a pol茅mica donde las haya, no deja de producir amplios ecos, especialmente en sociedades como la norteamericana o la brit谩nica, de donde extrae casi todos los ejemplos.

graeber laboral trabajo esclavitud

A diferencia de otros estudios acad茅micos del autor 鈥揷omo En deuda: una historia alternativa de la econom铆a (2012)鈥, este oscila entre el comentario pol铆tico y la antropolog铆a, el periodismo y el ensayo divulgativo, lo cual tal vez ayude a explicar su gran 茅xito. No obstante, no puede desde帽arse el hecho de que, en el pa铆s de la Gran Dimisi贸n, donde abundan los empleos en el sector financiero, el inmobiliario, o la abogac铆a empresarial 鈥揵astante bullshit, dice el libro鈥 haya tenido tanto impacto. Adem谩s de su argumentario principal, destaca una conceptualizaci贸n de este tipo de trabajos como contrarios a la l贸gica capitalista: si se busca siempre la eficiencia, 驴por qu茅 se contrata a gente que realiza tareas inservibles? 

Tampoco responden estos contratos a la ley de la oferta y la demanda, ni obedecen a ninguna l贸gica educativa; simplemente, la raz贸n es pol铆tica y moral, no econ贸mica: hay que mantener a la gente ocupada, a saber, disciplinada y sin energ铆a para el disenso. Esto, que parece de una exagerada simplicidad, se demuestra a lo largo de p谩ginas donde tambi茅n se analiza la 茅tica protestante del trabajo 鈥揺l sacrificio que otorgar铆a dignidad y pertenencia al grupo鈥, junto al surgimiento de las l贸gicas mercantilistas a partir de la Baja Edad Media, cuando las plazas de Europa comienzan a llenarse de relojes con el objetivo de controlar los tiempos del comercio. 

En la 茅poca cl谩sica, arguye Graeber, el tiempo de los dem谩s no se pod铆a comprar ni vender, pues era una abstracci贸n: se adquir铆a a la persona (esclavo) o el objeto que fabricaban sus manos. El profesor, muy activo en movimientos como Occupy Wall Street y a quien se atribuye el lema Somos el 99%, nos advierte as铆 de una condici贸n de esclavitud parcial, no vinculada a objetivos o resultados tangibles de nuestra mano de obra, sino al mantenimiento de la jerarqu铆a social en cuya promoci贸n coinciden tanto sectores de izquierda como de derechas. En lugar de abogar por la creaci贸n de empleo, afirma, m谩s valdr铆a cuestionar la funci贸n social del mismo, para qu茅 y por qu茅 trabajar y, si fuera posible, abolirlo directamente. En contra o a favor de las tesis de Graeber, lo que est谩 claro es que nadie quedar谩 indiferente.

Fuente: Azahara Palomeque (La marea)

Libro en pdf: Trabajos de mierda – David Graeber




Fuente: Circuloacrata.blogspot.com