July 25, 2021
De parte de SAS Madrid
196 puntos de vista


El equipo que codirige la investigadora Isabel Sola en el Consejo Superior de Investigaciones Cient铆ficas (CSIC) busca la vacuna contra el covid-19 con capacidad 100% esterilizante, que impida que el virus entre en el organismo gracias a la administraci贸n intranasal.

鈥淟as vacunas actuales no impiden la infecci贸n, es algo que ya se sab铆a. Son muy efectivas protegiendo frente a la enfermedad, frente a los s铆ntomas, pero no dan una inmunidad esterilizante鈥, explica paciente Isabel Sola, codirectora del equipo del Centro Nacional de Biotecnolog铆a (CNB) del Consejo Superior de Investigaciones Cient铆ficas (CSIC) que investiga una de las aspirantes espa帽olas. Ante el incremento en la transmisibilidad del covid-19, con una cota de incidencia acumulada que supera ya los 670 casos de media nacional, y viendo c贸mo personas que han recibido la pauta completa de vacunaci贸n dan positivo en pruebas diagn贸sticas, esta investigadora vuelve a recordar lo que ya era p煤blico pero que el imaginario colectivo quiz谩s no hab铆a asimilado. 

Sola insiste en que las vacunas que se encuentran actualmente en el mercado buscaban reducir las muertes, la presi贸n hospitalaria, funci贸n que est谩n cumpliendo. 鈥淯na persona vacunada no est谩 libre de tener una infecci贸n asintom谩tica o poco sintom谩tica. Adem谩s reducen algo la cantidad de virus y protegen parcialmente frente al contagio a otras personas鈥, explica.

Seg煤n los prospectos, todas tienen un porcentaje de eficacia; cercano al 95% en Pfizer y Moderna, y entre el 80 y el 64% en Astraz茅neca y Janssen. Pero, 驴qu茅 significa exactamente esto?. La investigadora relata que la eficacia mide la capacidad de las vacunas para evitar los s铆ntomas; esto es; y tomando como ejemplo Pfizer o Moderna, si hay 100 personas vacunadas y 100 no vacunadas y todas expuestas al virus en la misma medida, entre las que est谩n vacunadas solo van a tener s铆ntomas cinco de ellas.

鈥淟o que se midi贸 en los ensayos es que hubiera o no hubiera s铆ntomas tras la administraci贸n de la vacuna (tos, fiebre, dolor de cabeza). Por tanto, la vacuna te protege de la enfermedad, de los s铆ntomas, de la muerte, pero de la infecci贸n no鈥, concluye.

En busca de la inmunidad esterilizante

En el laboratorio del CNB que codirige Sola lo que se busca es dar un paso m谩s, conseguir frenar la infecci贸n mediante la inmunidad esterilizante. Y esto solo se puede lograr cambiando el modo de administraci贸n de la vacuna, pasando de ser intramuscular a ser intranasal. Lo que se busca es que los anticuerpos est茅n listos para actuar en las mucosas, que son la puerta de entrada del SAR-CoV-2.

Su vacuna est谩 compuesta de una mol茅cula de ARN como la de Pfizer o Moderna, pero tiene dos caracter铆sticas m谩s: es autorreplicativa, esto es, con una peque帽a dosis se puede replicar por todo el cuerpo, y, por otra parte, no s贸lo expresa la prote铆na S, la prote铆na de la esp铆cula en la que se basan el resto de medicamentos, sino que lleva m谩s componentes del virus. El objetivo: conseguir una vacuna de segunda generaci贸n m谩s potente. 

鈥淣osotros estamos trabajando en la administraci贸n intramuscular porque es la forma habitual, pero estamos trabajando tambi茅n con la administraci贸n intranasal porque da inmunidad de mucosas, el virus no puede entrar en las c茅lulas y por tanto es esterilizante que es el ideal鈥, explica Sola, quien ya ha conseguido resultados satisfactorios con esta t茅cnica en la lucha contra otro coronavirus, el MERS. 鈥淥tros candidatos a vacunas est谩n trabajando tambi茅n en otras versiones, por ejemplo en el laboratorio de Oxford est谩n trabajando tambi茅n en desarrollos intranasales que den esta inmunidad鈥, avisa esta investigadora.

La inc贸gnita de la duraci贸n 

Este viernes la ministra de Sanidad, Carolina Darias, reconoc铆a en Onda Cero, que ser谩n necesarias una tercera dosis de Pfizer y Moderna. Por ello, Espa帽a ya ha suscrito contratos con las compa帽铆as de estas vacunas para los a帽os 2022-2023. 鈥淭odo parece apuntar a que habr谩 que vacunarse cada a帽o鈥, ha sostenido la ministra Darias. 

Es por ello que las vacunas de segunda generaci贸n que se preparan en el CSIC, la del equipo de Sola y otras dos lideradas por Vicente Larraga, en el Centro de Investigaciones Biol贸gicas Margarita Salas y por el vir贸logo Mariano Esteban, del grupo Poxvirus y Vacunas del CNB-CSIC, tienen a煤n cabida. 

鈥淓l gran interrogante es cu谩nto tiempo va a durar la inmunidad y, en caso de que sea necesario, la posibilidad de combinar candidatos es muy realista. Todo esto hay que demostrarlo con ensayos, pero se est谩 viendo que es una posibilidad real y pr谩ctica鈥, explica Sola.

Para Sola, estas nuevas vacunas llegan para completarnos, pues adem谩s han tenido la oportunidad de incorporar peque帽os cambios para hacer frente a las nuevas variantes del virus. 鈥淟as nuevas variantes tienen peque帽os cambios en las secuencias de sus nucle贸tidos y esto se incorpora de manera muy sencilla. Nosotros ya hemos introducidos los cambios de la delta o la sudafricana, para que estuviera actualizada鈥, explica.

2022, el horizonte

As铆 pues, el desarrollo de las tres vacunas del CSIC est谩 yendo m谩s despacio, pero porque las candidatas van m谩s lejos. Tambi茅n existe un grave problema: la financiaci贸n de las fases tras la investigaci贸n. 鈥淣uestros laboratorios est谩n bien financiados para el descubrimiento, la fase precl铆nica. Pero las siguientes fases son much铆simo m谩s caras. No estamos preparados en Espa帽a para la fase del desarrollo. Por ejemplo, cualquier empresa que est谩 desarrollando ya la vacuna ha recibido en torno a 2.000 millones de euros para abordar la demanda econ贸mica del proyecto. En nuestro caso, uno o dos millones. La diferencia es muy grande鈥, explicaba el vir贸logo Luis Enjuanes, que colidera el equipo de Isabel Sola, durante su intervenci贸n en el webinar 驴Hay ya vacuna? El reto de 2021, organizado por la Fundaci贸n Alternativas.

La que se acerca m谩s a la meta es la vacuna de Mariano Esteban, que est谩 a la espera de la autorizaci贸n de la Agencia Espa帽ola del Medicamento para comenzar con la fase post investigaci贸n que son los ensayos cl铆nicos. Esta vacuna utiliza un vector viral que se us贸 para erradicar la viruela y su administraci贸n es intramuscular.

Mientras tanto, el equipo de Isabel Sola se marca como horizonte 2022 para poder empezar con los ensayos y conseguir as铆 la tan ansiada inmunidad esterilizante. 鈥淣uestra vacuna lleva un desarrollo en la parte de la investigaci贸n m谩s complejo, las otras son mucho m谩s sencillas. La mol茅cula de ARN de las que est谩n en el mercado tiene 4.000 nucle贸tidos frente a los m谩s de 20.000 de la nuestra. Aspiramos a hacer una vacuna de segunda generaci贸n. A partir de ah铆, las siguientes etapas que son la producci贸n a gran escala y los ensayos cl铆nicos, eso nosotros no lo podemos hacer. Transferir铆amos nuestra tecnolog铆a y ser铆a cosa de otras compa帽铆as que tienen capacidad para hacerlo. Nuestro horizonte es 2022, para demostrar la prueba de concepto de que la vacuna da una inmunidad esterilizante鈥, concluye la investigadora.

Enlace relacionado ElSaltoDiario.com 24/07/2021.




Fuente: Sasmadrid.org