October 28, 2020
De parte de La Haine
369 puntos de vista


Decenas de miles de ind铆genas, estudiantes, profesores, miembros de organizaciones sociales y sindicales de Colombia participaron en una nueva jornada de protesta en las principales ciudades del pa铆s contra las pol铆ticas del gobierno del presidente ultraderechista Iv谩n Duque, el asesinato de l铆deres sociales y los recientes y recurrentes abusos policiales.

El Paro Nacional y las marchas forman parte de una serie de protestas que comenzaron a finales del a帽o pasado, incluidas las manifestaciones de septiembre contra la brutalidad policial que dejaron 13 muertos.

鈥淰er al pueblo en la calle nos llena de fuerza, nos llena de alegr铆a, nos llena de esperanza para saber que no todo est谩 perdido. A pesar de las violencias, a pesar de las masacres, de los asesinatos de l铆deres sociales, a pesar de tener un Gobierno en contra de los derechos de la gente, que no representa la voz del pueblo y que no escucha al pueblo鈥, se帽al贸 en la Plaza Bol铆var de Bogot谩 la joven afrodescendiente Francia M谩rquez.

En la tarima central de la Plaza Bol铆var, la mam谩 de Dilan Cruz, el joven asesinado hace 11 meses, alz贸 la voz por todas las v铆ctimas del Estado, por los j贸venes asesinados a manos de la Polic铆a, por todos aquellos casos que se encuentran en la impunidad y por el derecho a la vida.

鈥淗ay una identidad pol铆tica entre la minga ind铆gena y el Paro Nacional, porque el problema en Colombia es estructural, es que es la vida la que est谩 en riesgo, por eso nos hemos unido. Con la minga marchamos, nos regresaremos y continuaremos en movilizaci贸n en las regiones鈥, asegur贸 el l铆der del pueblo Nasa, Feliciano Valencia.

Los motivos del descontento son m煤ltiples: El incumplimiento del Acuerdo de Paz, las masacres y asesinatos de firmantes de la paz y de l铆deres/as sociales, la democracia amenazada por el autoritarismo, y el incumplimiento de los siete puntos del Pliego Nacional de Emergencia que siguen sin ser atendidos desde el gobierno uribistal.

Los manifestantes demandan, asimismo, una renta b谩sica para trabajadores que perdieron sus empleos por la pandemia, la financiaci贸n del sistema de salud, un plan de apoyo a la educaci贸n y acciones para que cesen los feminicidios y agresiones contra dirigentes sociales y exguerrilleros amnistiados.

Unos 10 mil ind铆genas que integrantes de la minga, hab铆an llegado a Bogot谩 con la exigencia de una reuni贸n con Duque, que 茅ste no acept贸, por lo que decidieron regresar a sus lugares de origen, para desde ah铆 continuar su lucha por el cumplimiento de los acuerdos de paz firmados con la desarticulada guerrilla de las FARC y el cese de la violencia en sus territorios

La Minga ind铆gena, en su caminar por el pa铆s desde el 10 de octubre, logr贸 concientizar a la poblaci贸n en la necesidad de participar en el dise帽o de una vida digna, derechos humanos, participaci贸n, gobierno, Estado, justicia tributaria, renta b谩sica, democracia plena, empleo, salario digno, paz, justicia. Y no dejarlo en manos de los pol铆ticos del sistema que no s贸lo los han traicionado, sino que los siguen masacrando.

La Minga ind铆gena es un ejercicio deliberativo que aporta a regenerar la democracia, para que, m谩s all谩 de expresi贸n formal de partidos pol铆ticos, elecciones, no se tomen medidas contra las mayor铆as. Y advierte, adem谩s, que est谩n en condiciones de destituir, bloquear, aislar al gobierno de turno y tomar en manos propias su destino.

El paro Nacional fue antecedida por las manifestaciones del 9, 10 y 21 de septiembre, caracterizadas por una respuesta violenta y desproporcionada por parte de los cuerpos policivos, con asesinatos, detenciones arbitrarias, disoluci贸n de las protestas sin ninguna justificaci贸n, uso excesivo de gases lacrim贸genos y otras armas disuasivas, y uso de armas de fuego por parte de personas ubicadas junto a las fuerzas policiales.

Las manifestaciones concluyeron esta vez ena forma pac铆fica en las principales ciudades del pa铆s, bajo al consigna 鈥淧or la vida, democracia, paz y negociaci贸n del pliego de emergencia. Antes de partir de la ciudad, l铆deres de la minga lograron pronunciarse ante la C谩mara de Representantes, en donde afirmaron que, si bien la comunidad part铆a a sus territorios , la labor reci茅n estaba empezando.

CLAE




Fuente: Lahaine.org