January 22, 2021
De parte de Women Defend Rojava
244 puntos de vista

Hace un mes fue asesinada la activista Karima Baloch, quién sacrificó su vida por la libertad de la sociedad baloch y los derechos de las mujeres.

En los movimientos de resistencia en todo el mundo, tanto en el pasado como en el presente, vemos que las mujeres están siempre al frente de las diferentes luchas, peleando por los derechos de las mujeres, alzándose contra el capitalismo y el fascismo. Las mujeres son las que movilizan a la sociedad, las que garantizan la supervivencia de la cultura y la lengua, educando a las nuevas generaciones y las que abren el camino hacia una vida libre. Las mujeres constituyen la parte más oprimida de la sociedad, por ello se ven obligadas a organizarse para defender sus derechos y libertades frente al sistema patriarcal y capitalista. Por esto, los Estados-nación tienen en su punto de mira a las mujeres líderes y aplican contra ellas políticas de feminicidas.

Si se observan los perfiles de las mujeres asesinadas, se puede ver que se trata de aquellas mujeres que luchan activamente y están en primera línea. Las mujeres políticas son asesinadas en todos los países del mundo, ya sea México, Afganistán, Colombia o Turquía. Como la socialista Rosa Luxemburgo, como las revolucionarias Sakine Cansiz, Leyla Saylemez y Fidan Dogan en París, como la activista Berta Cáceres en Honduras, como la activista Sev y sus dos amigas en Silopi, como las activistas Zehra Berkel, Hebûn Xelîl y Emina Weysî en Kobanê y muchas más.

La activista y líder política Karima Baloch fue asesinada hace menos de un mes. No hay duda de que el Estado paquistaní está detrás de este asesinato. Karima luchaba por los derechos del pueblo baluchi y por un Baluchistán libre. Alzó su voz contra la opresión y la ocupación y tuvo que escapar de su tierra, continuando su resistencia en el extranjero. Fue una inspiración y un modelo para las mujeres de Baluchistán y otros lugares. Fue una de esas mujeres que se convirtió en una espina en el costado del Estado-nación fascista.

Nosotras, como movimiento de mujeres en Rojava (Kurdistán Occidental), Kongra Star, damos la bienvenida a la lucha por la libertad y la independencia del pueblo de Baluchistán. El nombre de la organización estudiantil a la que pertenecía Karima Baloch es “Azad”. Azad significa libertad y, al igual que el nombre de su organización, lucharon por la libertad y contra la opresión. Saludamos la lucha de las sociedades de Baluchistán y de todo el mundo contra la opresión, el fascismo y el capitalismo. Para no perder a otra mujer como Karima Baloch recientemente entre nosotras, llamamos a las mujeres de todo el mundo a unirse a nosotras en una lucha común.

Condenamos el asesinato de mujeres líderes y revolucionarias. Debemos detener esta política de feminicidio.

Unamos nuestras fuerzas, exijamos cuentas al sistema patriarcal y capitalista, a las autoridades estatales y a aquellos que tienen la sangre de nuestras hermanas en sus manos. Levantándonos y organizando a las mujeres, lo que significa sacudir los cimientos del sistema de la modernidad capitalista. ¡El asesinato de Karima Baloch fortalecerá nuestra lucha común y radical!

¡Hagamos juntos del 2021 el año de la revolución de las mujeres!

¡Jin Jiyan Azadî!




Fuente: Womendefendrojava.net