August 1, 2022
De parte de Asociacion Germinal
223 puntos de vista
Silvia Ribeiro
Persiste la ola de incremento de precios de los alimentos

Lo que aumenta las hambrunas. Aunque medi谩ticamente se insiste en el efecto de la guerra en Ucrania, esto es apenas una parte menor del problema. Ciertamente, los dos a帽os pasados en pandemia son un factor de peso. No obstante, ninguno de 茅stos son la causa principal de la crisis alimentaria. El factor fundamental es que la cadena agroindustrial de alimentos 鈥搎ue provee gran parte de lo que se vende en supermercados y ventas al menudeo鈥 est谩 fuertemente dominada por unas cuantas trasnacionales, cuyo inter茅s es la ganancia, no la alimentaci贸n.

De semillas a supermercados, pasando por el comercio de cereales y el procesamiento de alimentos y bebidas, de cuatro a 10 empresas controlan la mayor铆a del mercado global en cada eslab贸n de la cadena. A esto se suma la irrupci贸n en el mercado agro-alimentario de las mayores empresas tecnol贸gicas y las gestoras de inversi贸n.

Como analiza Grain, enfrentamos una crisis de precios, no de escasez de alimentos. Principalmente debida a la especulaci贸n financiera de los que controlan la cadena alimentaria industrial, no por falta de producci贸n ni de existencias (Grain, julio 2022, https://tinyurl.com/2f7dtxzt).

En su 铆ndice de precios globales, la FAO se帽ala que los precios de los alimentos est谩n en el punto m谩s alto (170 puntos) desde 1990, cuando comenzaron esta estad铆stica. En 2022 el aumento super贸 incluso el punto m谩s alto de la crisis alimentaria de 2007-2008.

No obstante, se帽ala Grain, las gr谩ficas de la FAO muestran que la producci贸n y las existencias de alimentos almacenados se han mantenido estables, con ligeros aumentos desde 1990, mientras los precios se dispararon a porcentajes absurdamente altos, desvinculados totalmente de la producci贸n y existencias.

Esto es cierto tambi茅n para el trigo, uno de los cereales que se nombran como crucialmente afectados por la guerra en Ucrania. A煤n al d铆a de hoy no faltan existencias, pese a que las poblaciones m谩s pobres en los pa铆ses que dependen en alto grado de las importaciones de Ucrania y Rusia sufren un fuerte impacto. Esto debido a que las empresas que controlan el comercio de trigo del resto del mundo 鈥揷erca del 80 por ciento de las exportaciones de ese cereal鈥 han aumentado oportunistamente los precios, lo cual impacta sobre todo en los m谩s pobres de zonas urbanas, que usan hasta 60 por ciento de sus ingresos en comprar alimentos.

Un reciente informe de Oxfam, muestra que la escalada de aumento de precios de los alimentos coincide con ganancias extraordinariamente elevadas de las mayores empresas del sector de alimentos y de sus due帽os. Junto a las empresas tecnol贸gicas, las de energ铆a y las farmac茅uticas, estos cuatro son los sectores que m谩s han lucrado durante los a帽os de la pandemia de covid-19 (Oxfam, mayo 2022, Beneficiarse del sufrimiento https://tinyurl.com/mrn4za88).

Reportan que la riqueza conjunta de los mil millonarios del sector alimentario y agroindustrial se increment贸 en 45 por ciento en los pasados dos a帽os. Adem谩s, 62 accionistas del sector se agregaron al grupo de personas mil millonarias en el mundo.

Cargill, la mayor empresa global de comercio de granos y la tercera m谩s grande en cr铆a industrial de animales, obtuvo en 2021 ingresos netos por 5 mil millones de d贸lares, la mayor ganancia neta de toda su historia. Se prev茅 que volver谩 a obtener ganancias r茅cord en 2022. Louis Dreyfus (LDC), tambi茅n entre las siete mayores globales del comercio de granos, aument贸 sus ganancias 82 por ciento en 2021.

Walmart, la mayor empresa del mundo en ventas y el mayor supermercado a nivel global tambi茅n report贸 ganancias extraordinarias en 2021. La familia Walton, principal accionista de la empresa, aument贸 su fortuna en 8 mil 800 millones de d贸lares desde 2020, un ritmo de 503 mil d贸lares por hora estim贸 Oxfam.

Por su parte, la trasnacional Nestl茅, la mayor empresa global en procesamiento de alimentos, gan贸 m谩s de 16 mil millones de d贸lares, por lo que sus ganancias netas en 2021 fueron 38.2 por ciento mayores que el a帽o anterior (https://tinyurl.com/3bzfdd9u). Apoyar a este gigante de la mala comida, como hizo el presidente de M茅xico, aumenta su plataforma para obtener estas ganancias demenciales, mientras somete a p茅simas condiciones a las y los productores campesinos (Luis Hern谩ndez Navarro, 19/7/22 https://tinyurl.com/36jewzyf).

El sistema alimentario agroindustrial controlado por oligopolios trasnacionales es la principal causa estructural de las crisis alimentarias, de las hambrunas y tambi茅n de la crisis de debilidad inmunol贸gica debido a la proliferaci贸n de comida chatarra y comida de baja calidad nutricional.

Salir de la espiral viciosa de crisis alimentarias y de salud, as铆 como de la dependencia de las corporaciones trasnacionales, es urgente, viable y posible. Requiere construir soberan铆a alimentaria, no como aislamiento ni cierre de fronteras, sino como plantea La V铆a Campesina, con reconocimiento a los derechos y apoyo real y en sus t茅rminos a la producci贸n campesina, sostenible, agroecol贸gica, a mercados locales y nacionales, en sistemas solidarios y responsables socialmente, que impidan el control y la especulaci贸n de las corporaciones en algo tan vital como la comida de todas y todos.

La Jornada

Share



Fuente: Asociaciongerminal.org