December 2, 2022
De parte de Anarquista.info
15 puntos de vista

No es novedad, al menos para quien sigue los vaivenes de la pol铆tica, que antes de las elecciones, ya sean presidenciales o de medio t茅rmino, comience un bombardeo por momentos insoportable de consignas, que, a esta altura, ya sabemos vac铆as de ante mano. Desde hace algunos a帽os a esta parte, con la irrupci贸n en escena de 鈥榣as coaliciones鈥, principalmente desde La Alianza a fines de los noventa, somos sometidos no solo a peleas entre supuestos adversarios pol铆ticos, sino que ganan protagonismo, las peleas intestinas dentro de las mismas coaliciones.

Este hecho, logra, entre otras cosas (inestabilidad, desconfianza鈥 la cosa sana que genera la pol铆tica), que la exposici贸n medi谩tica y el tiempo que se le dedique a estas idas y vueltas internas, se sume al que la clase pol铆tica, la casta, ya le dedica a la cuesti贸n electoral. Y cuando hablamos de tiempo, obviamente hablamos de guita puesta en la maquinaria proselitista y no donde, en la misma campa帽a, dicen que la van a poner.

Si bien el nivel de discusi贸n p煤blica y pol铆tica en esta regi贸n ha entrado en una pendiente cuesta abajo desde hace tiempo, han logrado, los actores actuales y sus berretines, llevarlo a un subsuelo fangoso donde, se nota, lo 煤nico importante es ganar.

Ya no se discute pol铆tica en general, o medidas concretas para tal o cual cosa, aunque sabemos que tampoco es la panacea a los problemas cotidianos ni a largo plazo; tampoco discuten pol铆ticas de estado, que es lo que le dar铆a continuidad a medidas que trasciendan a tal o cual gobierno, llam谩ndonos a cuestionar que tanto defienden su propio sistema.

Ni hablar de lo ideol贸gico: nadie es de derecha, pero todos la miran con cari帽o, siempre y cuando sume votos; hay peronistas, radicales, del pro, socialdem贸cratas, liberales, libertarianos y hasta ac谩, todos tienen la soluci贸n, casi ninguno dice c贸mo lo har铆a, pero todos, sin excepci贸n, ajustan.

Lo 煤nico que se discute, lo 煤nico que es propio de la res p煤blica, es la discusi贸n de cargos y el como acomodarse para no quedar fuera de la repartija鈥 cualquier repartija. Se pelea el municipio, la provincia, la ciudad, la naci贸n, toda posibilidad de sumar un carguito es motivo de embates p煤blicos contra el 鈥渆nemigo鈥, que ciegos en el af谩n de acomodarse, ya no distinguen propios de ajenos.

En un bando dentro del oficialismo hablan que cuando gobiernen, que la gente y que el fondo olvidando que no solo son parte del rejunte gobernante, sino que incluso act煤an como garantes del rumbo seguido, aunque La Jefa despotrique en p煤blico. Que M谩ximo, el heredero, se rebele en una sesi贸n y haga de cuenta que no quiere votar el acuerdo con el FMI, fue solo un gesto para la tribuna sabiendo que el resto del espacio lo vot贸, y junto con eso, las dem谩s medidas de ajuste. 驴O acaso Sergio 鈥榁entajita鈥 Massa est谩 tomando medidas heterodoxas, disruptivas y revolucionarias? 驴Y qui茅n ungi贸 de poder en principio a Alberto Fern谩ndez y luego a Massa? Parece que hacerse los distra铆dos es la estrategia a seguir para no desaparecer en 2023; o hacerse la v铆ctima judicial; o tambi茅n, si el p煤blico lo pide, hablarle de gendarmes en el conurbano鈥 todo muy progre por ac谩.

De la vereda de enfrente no es que se vislumbran grandes ideas: 驴crece Milei en las encuestas por las estupideces que dice? Perfecto, se le copia el discurso y si no alcanza, se lo invita, como ya ha deslizado alg煤n candidato鈥 s铆, claro, Pato, que con eso sacudi贸 nuevamente una grieta interna entre halcones y palomas o chanchos y asnos (que nos perdonen los animalitos que nada tienen que ver) o gente de bien y zurdos de mierda, macristas y larretistas, y comienzan con el supuesto l铆mite moral o ideol贸gico (no sabemos bien) como ese que rezaba la se帽ora Carri贸, con 鈥榤i l铆mite es Macri鈥, pero que no dud贸 un segundo en aliarse para ganar las elecciones y convertirse, seg煤n ella misma, en garante moral de la coalici贸n. Por suerte, estuvimos a salvo.

Lo 煤nico bueno es que los duros de la oposici贸n est谩n comenzando a decir las cosas como realmente las har铆an, es decir, ajustar, pero m谩s r谩pido, achicar el estado de un plumazo, recortar las jubilaciones y subir la edad jubilatoria, quitar indemnizaciones en los despidos, y muchas m谩s ideas modernas (que nada le debe envidiar el actual gobierno), cosa que en cualquier momento de la historia ser铆a plenamente desaconsejado por cualquier asesor. Lo malo, es que hay mucha gente enojada dispuesta a votar por eso, aunque se lo digan en la cara, solo para que se vayan los que ven铆an a solucionar todo y solo profundizaron los problemas en nombre de una pseudo izquierda que no son.

驴Por qu茅 pasa esto? 驴Pasa solo en esta regi贸n? Es para reflexionar que, en el mismo tiempo hist贸rico, en diferentes regiones del mundo, se den caracter铆sticas parecidas en los personajes que ascienden al poder y en las ideas que promulgan. Obviamente no tenemos respuestas certeras a esto, pero si podemos pensar que seguro tiene que ver con los conflictos generados por la tendencia globalizadora del capital, empujando una disconformidad social general ante la falta de respuesta a sus demandas (falta de empleo, de oportunidades, de acceso a salud, educaci贸n), resurgiendo nacionalismos cada vez mas extremos que comienzan a llegar a lugares de decisi贸n importantes. Lo que si sabemos cabalmente, y no es un descubrimiento nuestro, es que el capitalismo a la hora de sobrevivir, se desenvuelve y reorganiza mucho m谩s r谩pido que cualquier tendencia pol铆tica. Quiz谩s su triunfo m谩s grande, sea el de habernos convencido que no nos necesitamos, que cada uno est谩 por su cuenta, por lo que el otro se convierte en enemigo; que la pertenencia a una clase social es cosa de zurdos y que la solidaridad es cosa de tontos o de la iglesia porque no nos vemos como iguales. En el enojo general y en esa b煤squeda de bienestar personal, se diluye lo colectivo, 煤nico camino posible para cambiar nuestra realidad.




Fuente: Anarquista.info