May 15, 2021
De parte de Amor Y Rabia
170 puntos de vista


por Fernando del Pino Calvo-Sotelo

鈥淣inguna pasi贸n roba tan eficazmente a la mente todas sus facultades de actuar y razonar como el miedo鈥. Dos siglos y medio despu茅s de que Burke escribiera estas palabras medio centenar de psic贸logos brit谩nicos ha denunciado las t谩cticas 鈥渆ncubiertas鈥 (que operan en el subconsciente) puestas en marcha por su gobierno al comienzo de la pandemia para aterrorizar a la poblaci贸n y lograr la aceptaci贸n de medidas dictatoriales antes inconcebibles a pesar de 鈥渓a falta de evidencia sobre su eficacia鈥 (1): mascarillas, confinamientos, toques de queda, restricciones a la libertad de reuni贸n, culto y movimiento e incluso la b谩rbara prohibici贸n de despedirse de seres queridos en el momento de su muerte.

Estos psic贸logos aportan actas que probar铆an la intencionalidad de las herramientas de terror utilizadas, como la publicaci贸n diaria de muertes omitiendo la tasa de mortalidad normal de cada a帽o (algo sin precedentes), im谩genes de personas en la UCI, 鈥渆sl贸ganes aterradores鈥 ligando el incumplimiento de medidas a la muerte de seres queridos, y la imposici贸n de mascarillas, 鈥渦n potente s铆mbolo de peligro鈥 que mantiene a la poblaci贸n en un constante estado de miedo. Otro ejemplo ser铆a la publicidad desproporcionada de los pocos casos graves en j贸venes o adultos sanos (silenciando su baja probabilidad de ocurrencia), las rar铆simas reinfecciones o el supuesto 鈥渃ovid largo鈥, sobre cuya existencia o relevancia existen serias dudas (2). El segundo objetivo de la campa帽a habr铆a sido crear culpa (鈥渁lguien morir谩 si no obedezco鈥) pues, como bien saben los psic贸logos (y los psic贸patas), la culpa es el arma m谩s efectiva para manipular voluntades. As铆, hemos llegado a la caza y recriminaci贸n del 鈥渃ulpable鈥 de cada contagio, algo que jam谩s hab铆amos hecho con otras enfermedades contagiosas que causan miles de muertes cada a帽o.

La campa帽a ha tenido 茅xito en muchos pa铆ses: la poblaci贸n, aterrorizada (y, por tanto, irreflexiva), se culpa a s铆 misma (鈥渉emos sido irresponsables鈥), acata aborregada 贸rdenes absurdas, acient铆ficas e in煤tiles y delata a los 鈥渋nfractores鈥 (Bertrand Russell: 鈥渆l miedo colectivo estimula el instinto de manada y tiende a producir ferocidad hacia quienes se considera que no pertenecen a la misma鈥 (3)).

Finalmente, estos psic贸logos alertan de las consecuencias de esta inflaci贸n artificial de p谩nico: 鈥減ersonas demasiado asustadas para salir de casa, exacerbando la soledad y el aislamiento; sistemas inmunes debilitados por un nivel constante y sostenido de ansiedad; muerte de miles de personas por miedo a acudir a un hospital; y da帽os mentales, especialmente en la poblaci贸n joven鈥.

Yerran quienes minimizan la tragedia del covid, pero son mucho m谩s numerosos los que, presa del p谩nico, ignoran los tranquilizadores datos reales, silenciados por la campa帽a de terror. M谩s del 90% de los mayores de 80 a帽os que contrae covid (4) sobrevive, el 99% de los de 65-70 a帽os, el 99,9% de los de 45-50 y cerca del 99,99% de los de 30-35 (5). De hecho, el 95% de los fallecidos ten铆a m谩s de 65 a帽os (6) y la mayor铆a sufr铆a comorbilidades (obesidad, hipertensi贸n, diabetes, cardiopat铆as, etc. (7)). Las personas sugestionadas, muchas de las cuales mantienen los mismos miedos tras vacunarse, creen no obstante que el covid es una enfermedad habitualmente grave para todos o incluso una sentencia de muerte, y al o铆r estos datos no sienten alivio sino incredulidad, y una extra帽a ira hacia el portador de buenas noticias. A algunos les ocurrir谩 al leer este art铆culo. Lamentablemente, es s铆ntoma inequ铆voco de haber sido exitosamente sugestionado.

El terror ha provocado (adrede) una estampida hacia la vacuna, convertida por nuestros secuestradores en el rescate a pagar si queremos recuperar la normalidad. A este chantaje realizado bajo la amenaza del pasaporte sanitario (un peligroso instrumento liberticida de control global que ser谩 permanente) se une una hist茅rica campa帽a de vacunaci贸n voluntario-obligatoria que roza lo grotesco, con entrevistas a responsables de empresas farmac茅uticas 鈥渞ecomendando鈥 vacunaciones universales peri贸dicas (隆incluso a ni帽os!) como si no tuvieran un inter茅s bastardo en ello. Parece que quisieran vacunarnos como si fu茅semos ganado, sin dejarnos pensar y, sin duda, sin respetar ni nuestra dignidad ni nuestra libertad.

Calma. Estamos ante vacunas desarrolladas con excesiva prisa cuyos posibles efectos adversos a largo plazo se desconocen. Algunas incluyen tecnolog铆as primerizas como el ARN mensajero, que m谩s que vacuna es terapia gen茅tica (8). Las farmac茅uticas lo saben y se han eximido de toda responsabilidad con cl谩usulas de indemnidad, por lo que el entusiasmo debe ser atemperado por la prudencia. Tambi茅n hace falta mayor transparencia. Contrariamente a lo que afirman algunos m茅dicos (por ignorancia, gregarismo o miedo), sus efectos adversos inmediatos son del todo inusuales, particularmente en menores de 55 a帽os.  Por ejemplo, tras dos dosis de Pfizer (9) o Moderna (10) hasta un 16% de los vacunados (uno de cada seis) sufre fiebre de 38, 39 o 40 grados, un 60-70%, siente fatiga, un 35-45%, escalofr铆os, y un 23%, n谩useas y v贸mitos. 驴Cu谩ntas vacunas conocen ustedes que provoquen estas reacciones? Yo, ninguna, y me he vacunado de todo. Efectos secundarios much铆simo m谩s infrecuentes (como la anafilaxis o la trombosis) no aparec铆an en los ensayos cl铆nicos, y el n煤mero de muertes tras vacunarse (de causalidad en algunos casos incierta), siendo baj铆simo en t茅rminos absolutos, es sin embargo entre 10 y 400 veces superior al de la vacuna de la gripe (11). No, no son vacunas normales.

驴Y las agencias del medicamento? Sus relaciones con las grandes empresas farmac茅uticas se mueven en la frontera de las amistades peligrosas, adoleciendo de asimetr铆as de informaci贸n (12), en el mejor de los casos, y puertas giratorias, en el peor (13). Por ejemplo, resulta dif铆cil de comprender que directivos de la Agencia Europea del Medicamento pasen directamente de trabajar para el lobby de las grandes farmac茅uticas a realizar labores de inspecci贸n en la UE o la OMS (14). De hecho, la EMA ha tardado en reconocer, de forma bastante abstrusa, las relaciones de causalidad de muertes por vacunas, y sigue defendiendo que los beneficios compensan los riesgos. Un momento: si el riesgo de muerte por covid para menores de 30 a帽os es 1.000 veces inferior al de un anciano (15), 驴no es enga帽oso generalizar? De hecho, no se vacuna indiscriminadamente con otros virus respiratorios. Con respeto absoluto a la decisi贸n libre (pero informada) de cada cual, la l贸gica dicta que probablemente a la poblaci贸n de riesgo le compense vacunarse, pero no autom谩tica ni necesariamente a la mayor铆a de la poblaci贸n para la que el covid es estad铆sticamente una enfermedad asintom谩tica o leve y, desde luego, no a quienes ya lo hayan pasado. Por baj铆simo que sea el riesgo absoluto, jugar a la ruleta rusa con adultos sanos, j贸venes o incluso ni帽os, empuj谩ndoles (驴forz谩ndoles?) a inyectarse una vacuna o terapia gen茅tica poco testada (sin consentimiento informado) para evitar una enfermedad asintom谩tica o leve no s贸lo es absurdo sino inmoral. 驴Y desde cu谩ndo se vacuna a quien ya ha pasado una enfermedad que crea, con toda probabilidad, inmunizaci贸n a largo plazo? Los que han pasado el covid ya est谩n vacunados con una memoria inmunitaria sist茅mica de mayor calidad que la vacuna artificial y que probablemente dure a帽os o d茅cadas (16) (la inmunizaci贸n al SARS-CoV-1 dura al menos 17 a帽os). Sin embargo, la inmunizaci贸n natural sigue siendo ninguneada, posiblemente por motivos econ贸micos. Por 煤ltimo, la proposici贸n de vacunarse 鈥減or responsabilidad鈥 es manipuladora (隆la culpa!), injusta (por transferencia de riesgos) e il贸gica, pues si seg煤n los ensayos cl铆nicos los vacunados quedan protegidos, qu茅 m谩s da lo que hagan otros.

Ante el silencio de todos los partidos pol铆ticos, la imperdonable complicidad de los medios nos ha dejado indefensos frente a la campa帽a de terror desatada por el poder. No han salvado vidas, pero han hecho enfermar psicol贸gicamente a la mitad de la poblaci贸n. Esta locura colectiva debe cesar. 驴No han hecho ya suficiente da帽o?

NOTAS 

(3) Marc Faber鈥檚 Gloom, Boom & Doom Report May 2021




Fuente: Noticiasayr.blogspot.com