December 8, 2020
De parte de Indymedia Argentina
348 puntos de vista

Despu茅s de un a帽o de injusta detenci贸n, el fotoreportero ya est谩 otra vez en Argentina despu茅s de sufrir todo tipo de apremios durante el gobierno de la dictadura boliviana. Su regreso es producto de la lucha de un grupo importante de organizaciones populares y luchadores y luchadoras individuales, que siempre pusieron el cuerpo ante las injusticias y por los DD.HH.

Facundo ya est谩 otra vez en Argentina despu茅s de sufrir todo tipo de apremios durante el gobierno de la dictadura boliviana. Su regreso es producto de la lucha de un grupo importante de organizaciones populares y luchadores y luchadoras individuales, que siempre pusieron el cuerpo ante las injusticias y por los DD.HH.

Desde Resumen Latinoamericano nos asociamos a la alegr铆a de lxs compa帽erxs de la Coordinadora que encabez贸 la pelea por la libertad de Facundo y hacemos llegar un abrazo solidario a su padre Hugo Molares, que hizo lo posible y lo imposible para rescatar a su hijo del infierno vivido.

Bienvenido compa帽ero Facundo. La lucha sigue.

Facundo Molares Schoenfeld, el fotoperiodista argentino detenido en Bolivia durante el golpe a Evo Morales, viaj贸 este mi茅rcoles a la Argentina luego de que un tribunal de sentencia le otorgara su libertad provisional.

Molares hab铆a estado preso con detenci贸n preventiva m谩s de un a帽o, durante todo el gobierno de facto de Jeanine A帽ez, acusado por la presunta coautor铆a de un homicidio supuestamente cometido junto con un grupo de activistas de MAS durante los conflictos postelectores del 2019.

El mi茅rcoles el Tribunal de Sentencia de Montero de la ciudad de La Paz, Bolivia, emiti贸 una orden de libertad provisional para Molares, quien se encontraba internado en un hospital de La Paz con coronavirus y problemas renales.

Tanto organismos de derechos humanos como la Canciller铆a argentina hab铆an pedido al gobierno boliviano la liberaci贸n de Molares por razones humanitarias. Fuentes cercanas a fotoperiodista se帽alaron que Molares permanecer谩 internado en un centro m茅dico de Buenos Aires para completar su recuperaci贸n y luego viajar谩 a la patagonia para reunirse con su familia. Su padre,  Hugo Molares, juez de Paz de Trevelin, provincia de Chubut. La Canciller铆a argentina inform贸 que adem谩s de atender su salud, Molares, que sigue bajo proceso, tendr谩 que presentarse peri贸dicamente ante el Consulado boliviano.

Luchar sirve, carajo

Editorial de la Revista Centenario, para la que colabora Facundo.

Facundo ya est谩 libre.

Claro que sirve. Por supuesto que s铆.

Y si alguien duda que sirve, bastar铆a con pensar d贸nde estaba cada uno de nosotros, cuando hace poco m谩s de un a帽o (m谩s exactamente un 11 de noviembre) nos desayun谩bamos con la pesada noticia que Facundo Molares, nuestro fotorreportero, ca铆a en las garras de una dictadura que, como resultado de un golpe, se instalaba en el poder en Bolivia.

Vale recordar tambi茅n, a modo de brev铆simo resumen, que el calvario de Facundo comenz贸 en el Hospital Japon茅s de Santa Cruz de la Sierra, cuando estando internado de urgencia por una insuficiencia renal cr贸nica, fue arrancado literalmente de la cama por un grupo de militares para ser llevado primero, a la c谩rcel de Palmasola, y luego, a la temida prisi贸n de Chonchocoro. All铆, y como corolario de todos los maltratos y la falta absoluta de atenci贸n m茅dica que padeci贸 producto de sus reiterados problemas de salud, Facundo contrajo el COVID-19.

Aquel 11 de noviembre de 2019, el pu帽ado de camaradas que integramos el staff de redacci贸n de la Revista Centenario, supimos desde el minuto uno de conocer la noticia, que si algo no pod铆amos aceptar, era quedarnos cruzados de brazos esperando a que los golpistas se cargaran as铆 porque s铆 a uno de los nuestros. Es inaceptable e indigno de quien se precie a s铆 mismo de revolucionario, soltarle la mano a un camarada. En ese sentido, queremos aprovechar la oportunidad para agradecer y resaltar el apoyo de las distintas organizaciones pol铆ticas (en su gran mayor铆a las del espectro que componen la llamada 鈥渋zquierda鈥), organizaciones territoriales y sociales, que prestaron sus propios medios de comunicaci贸n, e incluso en algunos casos, tambi茅n sus espacios f铆sicos para divulgar y ampliar la red de solidaridad local e internacional para con el pedido de liberaci贸n de Facundo.

Este es el triunfo rotundo, no solamente de Hugo Molares, su familia, m谩s este peque帽o grupo de camaradas que iniciamos la campa帽a por la liberaci贸n de Facu, sino de todo el esp铆ritu de cooperaci贸n y fraternidad que se estableci贸 a partir del generoso espacio que en los hechos concretos, se conform贸 para solidarizarse con 茅l. Como contracara de eso, hoy y en los d铆as sucesivos, veremos pasar, aunque nos cause asombro, a muchos de los que en su momento miraron para otro lado, o reci茅n salieron a pedir 鈥減or la libertad de un argentino鈥 s贸lo cuando la presi贸n de los militantes los dejaba en evidencia, arrog谩ndose para s铆 esta victoria.

A esta altura todos ya sabemos qui茅n es qui茅n. Bast贸 que un camarada cayera en desgracia para saber hasta d贸nde puede llegar el oportunismo.

Pero hoy ganamos una peque帽a gran batalla en esta lucha contra el sistema de oprobio y explotaci贸n, contra el capitalismo global. Y no queremos que nada la empa帽e.

Despu茅s de un a帽o de marchas, protestas, reclamos, petitorios y denuncias, lo logramos. Despu茅s de un a帽o de haber resistido como un tigre, Facundo est谩 de vuelta. Vivo.

Eso es lo que hoy nos importa.

Viva la lucha, porque luchar sirve, carajo.


Fuente: https://www.resumenlatinoamericano.org/2020/12/05/argentina-volvio-al-pais-despues-de-un-ano-de-injusta-prision-el-fotoperiodista-facundo-molares/




Fuente: Argentina.indymedia.org