September 19, 2022
De parte de Briega
215 puntos de vista

El Green New Deal de 2019 ha reavivado un renovado inter茅s por la extracci贸n minera. La descarbonizaci贸n y la supuesta transici贸n energ茅tica apuntan a una revoluci贸n de la movilidad el茅ctrica y a un Impulso de la digitalizaci贸n cada vez m谩s amplios. Presentadas como soluciones “verdes”, descansan, parad贸jicamente, en una visi贸n y unas pr谩cticas de devastaci贸n y explotaci贸n de lo existente que no pueden sino ir en contra de un supuesto y torpe intento de mitigar el cambio clim谩tico.

El af谩n en proponer soluciones alternativas a los combustibles f贸siles nos reserva nuevas formas de nocividad en las que la devastaci贸n ambiental acompa帽a el avance tecnol贸gico y digital (y sus conexiones con vigilancia y militarizaci贸n), con el perfeccionamiento de t茅cnicas extractivas en viejos y nuevos yacimientos, adem谩s del intento de debilitar cualquier conflictividad mediante la represi贸n alternada con m茅todos democr谩ticos para obtener “consenso libre e Informado de las comunidades locales en cuanto a la depredaci贸n de los territorios que habitan. Minerales como el titanio o el litio han entrado en la lista de materias primas cr铆ticas, definidas as铆 por su elevado valor econ贸mico y la dificultad de obtenerlas.

En resumen, el proceso de extracci贸n del litio Implica hacer un agujero en las salinas, ecosistema ocasionalmente alcanzado por Inundaciones que transportan grava, arena, arcilla y sales. De ah铆 se bombea hasta la superficie una salmuera rica en minerales que se deja evaporar durante meses, obteniendo primero una mezcla de varios minerales y sales de litio que se filtra y se mete en otra balsa de evaporaci贸n, y as铆 sucesivamente. Tras un periodo de 12 a 18 meses, la mezcla se filtra hasta obtener carbonato de litio. Durante el proceso se consumen cerca de 2,3 millones de litros de agua por cada tonelada de litio, lo que conlleva entre otras cosas, a una desertificaci贸n brutal de las 谩reas afectadas.

Durante d茅cadas, la obtenci贸n de este material, funcional a las necesidades occidentales de progreso, sigue una l贸gica colomal y capitalista, dejando el problema al llamado “tri谩ngulo del litio” , formado por 谩reas de Argentina, Bolivia y Chile (en el Salar de Atacama la actividad minera ya ha consumido el 65% del agua de la regi贸n). Hoy d铆a vuelve a llamar a las puertas de Europa, bajo el impulso de la afirmaci贸n de la autosuficiencia de los Estados.

As铆 es como se ha se帽alado a Portugal como la principal cuenca del nuevo Moro” que permitir谩 a Europa alcanzar el autoabastecimiento de bater铆as de litio para 2025. En 2016 el gobierno portugu茅s realiz贸 una investigaci贸n geol贸gica que revel贸 la existencia de Importantes reservas de este mmeral. A la empresa minera Savannah Resources no se le ha hecho repetirlo 2 veces: una vez olisqueada la inversi贸n, [la administraci贸n] acept贸 800 puestos de trabajo directos e Indirectos para los pr贸ximos 20 a帽os a cambio de la devastaci贸n del territorio de Covas de Barroso

Este fanzine incluye las traducciones de algunos extractos de textos y fanzines provenientes de grupos colectivos activos en contra de proyectos de explotaci贸n minera, en particular sobre el territorio controlado por el Estado portugu茅s. Consideramos Importante compartir informaci贸n sobre la renovaci贸n extractiusta en Europa, que afecta diversas 谩reas entre las que se encuentra Italia, con la operaci贸n minera para extraer titanio en la zona de Monte Beigua, en Liguria, y no s贸lo.

Pincha aqu铆 para ver y descargar el fanzine




Fuente: Briega.org