October 13, 2021
De parte de SAS Madrid
1 puntos de vista

El 13 de octubre de 1909, el Ej├ęrcito espa├▒ol fusila a la raz├│n en el foso del Castillo de Montjuic de Barcelona. La raz├│n toma forma, en este caso, de var├│n de 50 a├▒os, pelo cano que ya ha retrocedido bastante en la parte central del cr├íneo, abundante mostacho que impera sobre una cuidada barba, ropa elegante sobre la que se observan varios agujeros reci├ęn producidos por una andanada de balas. Francisco Ferrer i Guardia, en la Espa├▒a de principios del siglo XX, encarna la luz que se abre paso entre las tinieblas. Ferrer escribi├│ cosas como esta: ÔÇťDemostrar a los ni├▒os que mientras un hombre depende de otro se cometer├ín abusos y habr├í tiran├şa y esclavitud, estudiar las causas que mantienen la ignorancia popular, conocer el origen de todas las pr├ícticas rutinarias que dan vida al actual r├ęgimen insolidario, fijar la reflexi├│n de los alumnos sobre cuanto a la vista se nos presenta, tal ha de ser el programa de las escuelas racionalistasÔÇŁ. En Espa├▒a, pensar as├ş es pecado. Llevarlo a la pr├íctica, pecado mortal.

La ins├│lita libertad de los ni├▒os

Nacido en 1859 en una familia conservadora de campesinos de la comarca de El Maresme, Ferrer empez├│ a trabajar con 14 a├▒os en Barcelona, donde sigui├│ educ├índose de forma autodidacta y comenz├│ a relacionarse con grupos mas├│nicos y republicanos hasta que en 1886 se exilia en Par├şs tras dar apoyo a un fallido pronunciamiento militar. Durante la d├ęcada siguiente, adem├ís de adentrarse en el pensamiento anarquista, va desarrollando sus planes de educaci├│n racionalista. Estos se hacen realidad en 1901 en Barcelona gracias a la herencia recibida por una antigua alumna. La Escuela Moderna, que acoge a un centenar de alumnos, es descrita as├ş por Ferrer i Guardia: ÔÇťLos ni├▒os y las ni├▒as tendr├ín una ins├│lita libertad, se realizar├ín ejercicios, juegos y esparcimientos al aire libre, se insistir├í en el equilibrio con el entorno natural y con el medio, en la higiene personal y social, desaparecer├ín los ex├ímenes y los premios y los castigos. Se hace especial hincapi├ę en el tema de la ense├▒anza de la higiene y al cuidado de la salud. Los alumnos visitar├ín centros de trabajo ÔÇölas f├íbricas textiles de Sabadell, especialmenteÔÇö y har├ín excursiones de exploraci├│n. Las redacciones y los comentarios de estas vivencias por parte de sus mismos protagonistas se convertir├ín en uno de los ejes del aprendizaje. Y esto se har├í extensivo a las familias de los alumnos, mediante la organizaci├│n de conferencias y charlas dominicalesÔÇŁ.

Coeducaci├│n, laicidad y pensamiento cr├ştico son los principios de la Escuela Moderna, aut├ęnticos anatemas para la patronal educativa espa├▒ola: la Iglesia cat├│lica

Coeducaci├│n, laicidad y pensamiento cr├ştico son los principios de la escuela y aut├ęnticos anatemas para la patronal educativa espa├▒ola: la Iglesia cat├│lica. Ferrer se convertir├í en una especie de anticristo para los sectores conservadores de Barcelona. De esta forma, el centro educativo se convertir├í en objetivo cada vez que se desate alg├║n conflicto. En 1906, uno de sus bibliotecarios, Mateo Morral, atent├│ en Madrid contra la familia real, lo cual supuso el encarcelamiento temporal de Ferrer y el cierre de la Escuela Moderna. Esta no reabrir├í, aunque el pedagogo seguir├í al frente de un importante movimiento de renovaci├│n pedag├│gica tanto en Espa├▒a como en Europa.

La guerra llega a Barcelona

En el verano de 1909 se produce el levantamiento popular contra la guerra de Marruecos conocido como Semana Tr├ígica. Tras su final, cinco personas son elegidas como chivos expiatorios. Una de ellas es Francisco Ferrer i Guardia, quien a pesar de las enormes manifestaciones europeas en pro de su liberaci├│n ser├í condenado a muerte por un tribunal militar merced a un proceso arbitrario. La noche anterior a su fusilamiento, el creador de la Escuela Moderna dej├│ escrito: ÔÇťDeseo que en ninguna ocasi├│n ni pr├│xima ni lejana, ni por uno ni otro motivo, se hagan manifestaciones de car├ícter religioso o pol├ştico ante los restos m├şos, porque considero que el tiempo que se emplea ocup├índose de los muertos ser├şa mejor destinarlo a mejorar la condici├│n en que viven los vivos, teniendo gran necesidad de ello casi todos los hombres. Deseo tambi├ęn que mis amigos hablen poco o nada de m├ş, porque se crean ├şdolos cuando se ensalza a los hombres, lo que es un gran mal para el porvenir humano. Solamente los hechos, sean de quien sean, se han de estudiar, ensalzar o vituperar, alab├índolos para que se imiten cuando parecen redundar al bien com├║n, o critic├índolos para que no se repitan si se consideran nocivos para el bienestar generalÔÇŁ.

A la ma├▒ana siguiente, Ferrer era ejecutado. El mensaje era claro: los ni├▒os y ni├▒as no deb├şan pensar ni cuestionar, sino seguir obedeciendo ciegamente a curas, burgueses y militares. Las tinieblas se extend├şan, de nuevo, por Espa├▒a.

Enlace relacionado ElSaltoDiario.com (13/10/2021).




Fuente: Sasmadrid.org