September 17, 2021
De parte de Nodo50
375 puntos de vista


imagen destacada


Con la presencia por zoom de más de 150 compañeras de todo el país representando a sus gremios, las Mujeres Sindicalistas de la Corriente Federal de Trabajadoras y Trabajadores de la CGT presentaron su Tercer Cuadernillo de Formación Sindical en CABA. El tema elegido es “El trabajo de cuidados: trabajo, cooperación y solidaridad” y, como en los anteriores (La Participación de la mujer, mundo laboral, sindicalismo y representación política y Las mujeres, el trabajo y la comunidad organizada) contó con el soporte teórico del Centro de Estudios Atenea.

Por Alejandra Benaglia*


Escucha el artículo en la voz de Ale Benaglia

Formación sindical: “El trabajo de cuidados: trabajo, cooperación y solidaridad”
Formación sindical: “El trabajo de cuidados: trabajo, cooperación y solidaridad”

La elección de la temática analizada es estratégica ya que visibilizar las tareas de cuidados como base de las desigualdades de género que afectan directamente a mujeres y a su desempeño en el mundo laboral, es el primer paso  para reconocer el derecho a llevar una vida activa como trabajadoras en la que la atención familiar este tipificada como un empleo remunerado y no como una obligación ‘genéticamente’ femenina que aunque se realice con amor debería estar valuado y reconocido como tal.

El evento, que se transmitió en vivo por Facebook, reunió a las expositoras en la sede del Sindicato Argentino de Docentes Privados (SADOP). Tomaron la palabra Clarisa Gambera, Secretaria de Género de la CTA-A Capital; Marina Jaureguiberry, Secretaria Gremial SADOP; Agustina Panizza, Secretaria adjunta de ATE-Capital y Secretaria de Juventud de la CTA Capital y Jackie Flores, Secretaria de la Federación Argentina de Cartoneros, Carreros y Recicladores, y Coordinadora del Programa porteño de Promotoras Ambientales.

 â€œÂ¿Qué es el cuidado?” Se pregunta el material en sus primeras páginas. “El cuidado es un término complejo y polisémico que involucra dimensiones materiales, culturales, simbólicas y subjetivas. Sin embargo, existen ciertos consensos que indican la importancia de comprender por cuidado a un conjunto de actividades necesarias para satisfacer las necesidades básicas para la existencia y desarrollo de las personas. Se puede decir, entonces, que se trata de actividades que sustentan a las personas, en el sentido de otorgarles los elementos físicos y simbólicos que les permiten vivir en sociedad… Además, toda persona humana, requiere de amor, como un elemento indispensable para el desarrollo de su existencia. Por ello entendemos que al hablar de tareas de cuidados no se pueden desligar estas 2 dimensiones complementarias la una con la otra: el trabajo (estas actividades mencionadas) y el amor.”

Clarisa Gambera destacó que “necesitamos que nuestras organizaciones entiendan que redistribuir el trabajo es redistribuir el cuidado porque necesitamos redistribuir el tiempo. Nosotras decimos que la desigualdad estructural de este sistema que es patriarcal, que genera roles y que organiza la sociedad con sectores feminizados que son desjerarquizados, nos ubica en una situación de mayor precariedad, mayor pobreza y mas sobrecarga de trabajo. El cuidado es un vector de desigualdad para las mujeres; las brechas en el mundo del trabajo se explican por el tiempo de cuidado, la imposibilidad de ascender, de capacitarse, de hacer horas extras o tener hijes. Todo este esquema de estereotipos es lo que tenemos que revertir”

El trabajo presenta también diferentes gráficos en base a la Encuesta de Trabajo no remunerado del uso del tiempo y Encuesta Anual de Hogares Urbanos 2019 del INDEC para finalizar con cuatro “Universos de Trabajadoras: trabajadoras de casas particulares, con trabajo registrado fuera del hogar, ‘amas de casa’ y organización popular” en los que se entrevista a: Juana Del Carmen Britez, Secretaria de Actas de Unión Personal  Auxiliar de Casas Particulares(UPACP) y Vicepresidenta de la Federación Internacional de Trabajadoras del Hogar (FITH); Alejandra Stoup, Secretaria General de La Bancaria Bs As; Pimpi Colombo, Secretaria General SACRA Central y Carolina Brandariz de la Dirección de Cuidados Integrales del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación.

Para Marina Jaureguiberry, otra de las panelistas, “cuando abordamos el tema de los cuidados le estamos dando categoría  política a nuestras vidas cotidianas y eso no es un dato menor. Es poder explicitar, poner sobre la mesa, visibilizar aquellas cosas de nuestras vidas cotidianas que tienen que ser abordadas en la doble dimensión: es trabajo no pago y es amor. Y desde esa completitud lo tratamos.”

A su tiempo, Agustina Panizza destacó “la importancia de contar con estos cuadernillos como herramienta de formación, de debate, de lucha, que trae como aporte problematizar la realidad, visibilizarla pero también hacer propuestas desde lo gremial y desde la política pública. Si hay algo que entendimos, y lo explican muy bien las compañeras, es que recién gracias al feminismo, pero también al peronismo, las tareas de cuidados son consideradas trabajo… trabajo no remunerado. También sabemos que las mujeres somos quienes llevamos las tareas de cuidado: hay un 76% de nosotras que dedicamos el doble del tiempo que los varones para estas tareas generando una doble jornada laboral. Y después, yendo un poco más a lo que son las propuestas gremiales, lo que propone también el cuadernillo es poder pensar en la paritaria y los convenios colectivos en clave feminista y en clave de igualdad de derechos.”

La representante de la economía popular Jackie Flores puso en primer plano el logro de la unidad de las mujeres trabajadoras siempre desde un lugar de respeto. “A partir de la experiencia que hemos podido construir las compañeras de la economía popular, abrazadas dentro del sindicalismo, lo entendimos no solo como fuerza de choque, sino como una forma de expresarnos pero por sobre todas las cosas, de proponer. Cuando me toco ir a las centrales obreras me encontraba con varones que no entendían que, literalmente, no éramos desocupadas, que toda la vida hemos trabajado, pero que tuvimos la capacidad de generar un trabajo aun no teniendo la posibilidad de un trabajo formal.”

Formación sindical: “El trabajo de cuidados: trabajo, cooperación y solidaridad”
Formación sindical- Vanesa Siley

El cierre de la presentación estuvo a cargo de la diputada nacional y Secretaria General del Sindicato de Trabajadores y Trabajadoras del Poder Judicial de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (SITRAJU CABA), Vanesa Siley, fundadora de Mujeres Sindicalistas que afirmó: “Nosotras hemos sabido construir la unidad y demostramos en el presente y demostraremos en el futuro que solo es posible y duradera en el tiempo cuando se la construye con cimientos sólidos: esas somos las mujeres sindicalistas. Además de haber analizado correctamente la situación del mundo laboral y la situación social que atraviesa nuestro país, analizamos también la situación del mundo sindical, que está en deuda con nosotras. Y somos nosotras las que modificaremos esas desigualdades y corregiremos esas deudas pendientes de primera mano y en primera persona.  Cuando hablamos de cuidados también tenemos que hablar de amor. Es trabajo y que sea amor no significa que tenga que estar precarizado, que no tenga que estar valuado o no reconocido. El desafío dentro de estos análisis que se han hecho es que el derecho laboral ingresa a los hogares. La unidad que tenemos es estratégica para dar estas batallas y estas discusiones.”

(*) Periodista feminista. Delegada sindical. Columnista de Diario Digital Femenino
Mujeres Sindicalistas
alebenaglia@hotmail.com

Formación sindical: “El trabajo de cuidados: trabajo, cooperación y solidaridad”
Formación sindical: “El trabajo de cuidados: trabajo, cooperación y solidaridad”

En Portada podés descarga el material gratuitamente. Es producto de un proceso colectivo que se inició durante el año 2019 y finalizó durante el curso de la pandemia mundial por COVID-19.




Fuente: Diariofemenino.com.ar