July 25, 2021
De parte de Contrainformacion Anarquista
168 puntos de vista


  • Extraido de Contrainfo.
  • 芦驴Hab茅is comido algo que os ha hecho estar mal?禄 investig贸 Bernardo.
    El salvaje asinti贸 con la cabeza 芦he comido la civilizaci贸n禄.
    Aldous Huxley 鈥 El nuevo mundo

    LA OPRESI脫N: MAL END脡MICO DE NUESTRA EXISTENCIA
    鈥 BREVE CRONIHISTORIA 鈥

    La opresi贸n estatal o pseudo-estatal se remonta a miles de a帽os atr谩s, y ha tenido etapas muy espec铆ficas que comienzan con el nacimiento de las primeras ciudades, estas luego evolucionaron en ciudades-estado, reinos, imperios. Quien eleg铆a vivir fuera de estas 芦organizaciones禄 pod铆a vivir como queria.

    Con la revoluci贸n francesa naci贸 el primer gobierno moderno, centralizado y estandarizador, que borr贸 usos, costumbres y h谩bitos a pesar de las directivas del parlamento. Revueltas y resistencias a este cambio fueron feroces e igualmente ferozmente reprimidas.

    Lleg贸 la revoluci贸n industrial, la madre de todas las revoluciones.
    Con ella se sentaron las bases del capitalismo, que evolucion贸 hasta convertirse en aquello de hoy. A diferencia de los estados, el capitalismo no conoce fronteras, as铆 como los disturbios en su contra que durante todo el 鈥800 y la mayor parte del 鈥900 interesaron a Europa y Estados Unidos.

    Llegados al d铆a de hoy, entra en escena la ciencia, apoyando al estado y al capital. El avance tecnol贸gico es otro instrumento evolucionado del capitalismo, genera ganancias y abre nuevas puertas al desarrollo industrial. Desde los carruajes hasta los coches, desde la agricultura rural a aquella mecanizada, desde las guerras con arco y flecha hasta aquella con drones.

    Cient铆ficas y cient铆ficos siempre han estado dispuestos a prestar su ayuda a la autoridad y a la represi贸n, perfeccionando los medios de propaganda como la radio, la televisi贸n, la prensa, Internet y armando a los estados con armas mort铆feras y destructivas.

    Empresas como Ansaldo Nucleare, Piaggio Aerospace, Leonardo, iit, Eni son el orgullo del estado italiano por cuanto respecta al desarrollo tecnol贸gico y energ茅tico. Pero para nosotros los anarquistas son la personificaci贸n del mal y como tales deben ser destruidos por las abominaciones de las cuales se manchan. Cada una de estas empresas es sin贸nimo de guerras, devastaci贸n y represi贸n.

    La iit como el MIT de Boston trabajan en la creaci贸n de sofisticados robots b铆pedos y cuadr煤pedos adaptables incluso en fase de represi贸n, cosa que ya est谩 ocurriendo en los Estados Unidos.

    El 24 de diciembre de 2018 la iit fue atacada por la FAI/FRI GRUPO DE ACCI脫N INMEDIATA reportamos un extracto de la reivindicaci贸n:

    << [La iit] Lleva adelante estudios de neurociencia, 芦tecnolog铆as cerebrales禄 e investigaciones gen茅ticas para la manipulaci贸n de los vivientes. Activa en el campo de las nanotecnolog铆as, lleva adelante investigaciones sobre nanomateriales y su uso, as铆 como sobre el desarrollo de materiales para convertir y almacenar energ铆a, de la cual el sistema de producci贸n actual necesita en enormes cantidades para mantener la velocidad de la loca carrera del progreso. [鈥 Al servicio del capital y del estado policial que la asegura, esta empe帽ada en la creaci贸n de sistemas de 芦computer visi贸n禄 para sistemas 煤tiles a la identificaci贸n y al control social. >>

    En resumen, la iit trata de mostrar siempre la cara limpia hablando de robots que ayudar谩n a las personas mayores, de investigaciones contra el c谩ncer o de pulseras inteligentes llamadas iFeel-You para monitorear la distancia de seguridad entre las personas en tiempos de pandemias, estas, todas iniciativas de combatir de todos modos, pero la verdadera naturaleza de este monstruo la conocemos y quien aquel 24 de diciembre del 2018 decidi贸 tocar las puertas de la iit, ten铆a ya bien claras muchas.

    Leonardo y Piaggio Aerospace 芦simplemente禄 construyen armas de guerra para venderlas al resto del mundo: municiones, misiles, torpedos, artiller铆a, sistemas de orientaci贸n, aviones de carga militares, F-35, drones, ensamblaje y prueba de motores de aviones, construcci贸n de partes de motores de aviones de combate, tecnolog铆as espaciales y nos queremos detenernos aqu铆. Hace unos meses Leonardo ha firmado un convenio de colaboraci贸n con la iit.

    El Eni junto a la Shell y la Chevron, por nombrar algunas, devastan y contaminan todo el planeta, generando guerras internas y pobreza en los territorios donde extraen petr贸leo.

    Ansaldo Nucleare, como todas las empresas mencionadas anteriormente, no necesita presentaci贸n, el nombre ya es todo un programa. Producen centrales nucleares y brindan asistencia a todo aquello que es el sector de la energ铆a nuclear. Hiroshima y Nagasaki, las pruebas de las armas nucleares empezadas en el 45 por los Estados Unidos en el Pac铆fico y en Nevada, continuando con aquellas de la entonces Uni贸n Sovi茅tica en Kazajst谩n y Ucrania, la Francia en Mururoa y luego Chernobyl y Fukushima.

    Es evidente que estas atroces experiencias, y muchas otras no mencionadas, no han ense帽ado nada a los cient铆ficos del 谩tomo.
    Afortunadamente, de vez en cuando, una peque帽a onda del oc茅ano de dolor que producen les vuelve a ellos, y no podemos no recordar el valiente gesto de dos de nuestros hermanos, Alfredo y Nicola, que en mayo de hace nueve a帽os hirieron a las piernas en G茅nova al entonces Administrador Delegado de Ansaldo Nucleare, Roberto Adinolfi. 隆Una verdadera alegr铆a!

    Pero a pesar de esto, las guerras, la at贸mica, la devastaci贸n y la contaminaci贸n de la Tierra se vislumbran como un holocausto perpetuo. La continua y masiva propaganda del estado ha logrado pasar por buenas, neutrales y necesarias las prestaciones de estas f谩bricas de muerte.

    El resultado de este breve an谩lisis hist贸rico es que hoy vivimos en una sociedad que es todo menos que id铆lica, es m谩s, para algunos, cada d铆a es un verdadero infierno y los responsables de esto tienen nombres y apellidos.

    En cuanto al futuro, buh, el futuro ciertamente no ser谩 color de rosa, las premisas han sido escritas hace milenios y est谩n teniendo su curso natural que tambi茅n pasa a trav茅s de nuestros d铆as. Depende de nosotros insertarnos con prepotencia, en el tiempo y en el espacio, y interrumpir, aunque sea brevemente, este flujo continuo de eventos tir谩nicos. Los medios, las ideas y el coraje est谩n, 隆as铆 que vamos!

    MEDIO EVO SMART

    Una obra, una carretera, valen una guarnici贸n, dec铆a un general ingl茅s empe帽ado a colonizar regiones y pa铆ses. En Occidente en el nuevo milenio estamos asistiendo a otro tipo de colonizaci贸n, aquella tecnol贸gica e industrial que debe ocupar todos los lugares, extender por todos lados sus tent谩culos. Este pulpo partiendo de las ciudades, desenreda sus espirales hasta llegar a los picos m谩s altos. Ning煤n re pensamiento incluso de frente a signos preocupantes como el cambio clim谩tico, epidemias y contaminaci贸n, es m谩s, adelante a toda velocidad con el viento en las velas y la fe en la ciencia y en el tanto cacareado progreso.

    Ese progreso que nos hace zumbar por las calles de las ciudades con coches y motos el茅ctricas, que nos embriaga con cada vez mas dispositivos de 芦nueva generaci贸n禄, que ocupa los cielos con drones y sat茅lites, que quiere que seamos participes de revoluciones green aconsej谩ndonos de instalar paneles solares en los propios hogares, palas e贸licas y pilones en el jard铆n o antenas 5G en el techo.
    Algunas de estas invenciones no podr铆an existir si no existieran materiales como el cobalto, el litio o el silicio. Estos elementos son el coraz贸n y la bater铆a de todos los dispositivos electr贸nicos y son esenciales para la producci贸n de paneles solares.

    Miles de mujeres, hombres y ni帽os -desde la Rep煤blica Democr谩tica del Congo, hasta Bolivia, Argentina, Chile- son explotados por menos de dos d贸lares diarios en las minas para la extracci贸n de estos minerales. Apple, Microsoft, Samsung, Sony, Tesla, BMW, FCA son solo algunas marcas que est谩n engordando sus cuentas en alianza con sus propios gobiernos, patrocinando como un mantra la tecnolog铆a verde, d谩ndole el peso de 芦煤ltima oportunidad para salvar al planeta de la cat谩strofe禄. 鈥 de la cual son los responsables- en detrimento de verdaderos y propios esclavos.

    Por no hablar de las 芦grandes obras禄: supercarreteras y nuevos tramos ferroviarios que atraviesan enteras monta帽as, puertos que se expanden vertiendo toneladas de hormig贸n en el mar para el atraque de cruceros o carga mastod贸nticas, repetidores que desfiguran paisajes y destruyen ecosistemas e todav铆a centros comerciales, aeropuertos, industrias, centrales at贸micas.

    En este texto no encontrarar茅is reivindicaciones sindicales, batallas de boicots de esta o aquella marca, no buscamos gui帽os de pol铆ticos bien pensados 鈥嬧媜 de conversaciones con el Papa. Ya hemos hablado con los hechos, aqu铆 nos limitamos a resaltar estas. 芦normales locuras禄 de nuestro tiempo que sirven a la continua subsistencia de nuestra bul铆mica sociedad capitalista.

    Hay que decir que en algunos casos estas obras tambi茅n son contestadas por las poblaciones que las padecen, pero superando la poca resistencia de una parte de la misma -que aun cuando toma conciencia del problema- lo acepta como mal menor o como el precio a pagar por una existencia c贸moda e irresponsable; y fuerte de una mayor铆a que pide m谩s comodidad, m谩s 芦bienestar禄, el sistema avanza sin casi trabas.

    Si pensamos que con la excusa de la covid-19, los gobiernos han instaurado verdaderos y propios estados policiales, encerr谩ndonos en casa en verdaderos y propios arrestos domiciliarios. Algunos pueden haberlo quitado de sus mentes como forma de defensa para su psique, otros, sin embargo, llevan las cicatrices (ver el aumento exponencial de la violencia dom茅stica y los TSO), y otros ya no est谩n m谩s, asesinados en la prisi贸n o en casa por los propios carceleros.
    Y no olvidemos el despliegue utilizado por el estado italiano contra los 芦propios conciudadanos禄 para reprimir aquellas formas de libertad inalienable canceladas de facto durante el encierro: cientos de puestos de control, miles de multas, helic贸pteros, drones, lanchas motoras, control de masas v铆a GPS de los propios tel茅fonos m贸viles, ej茅rcito, polic铆a, carabineros, polic铆a financiera, polic铆a local, protecci贸n civil y como guinda del pastel, las delaciones de los ciudadanos-sheriff.
    Pongamos tambi茅n la asfixiante propaganda de pol铆ticos y periodistas, que ocupando la televisi贸n y las redes sociales, han implantado en las mentes de los que siguen, miedo al contagio y paranoia social.
    Este asalto a los principales medios de comunicaci贸n de aqu铆 ha asestado un nuevo golpe a una sociedad, ya postrada ante los m谩s bajos deseos materiales, que no tiene nada m谩s que pedir excepto la contrase帽a del WI-FI, de hecho, el contraataque a todo esto, -aparte de algunos peque帽os focos de resistencia- han sido aplausos y cantos desde los balcones.

    En resumen, la 芦jaula de oro禄 en la cual la mayor parte de los pueblos occidentales est谩 encerrada es muy deseada, apoyada e invocada.
    Frente a todo esto, los explotados y los excluidos luchan para quedarse con un lugar mejor, una posici贸n de privilegio cueste lo que cueste. Quien desea, hace suyo el lema del 芦way of life禄. Por este motivo estamos lejos de participar en esta o aquella lucha reivindicativa, esperando que se conviertan en otra cosa. Nos interesa mas golpear aquello que hace suave y c贸moda nuestra reclusi贸n, incluso cuando esto va en contra de 芦nuestro bien禄, va en contra de este resplandeciente medio evo.

    LA 芦SMART CITY禄

    Mira el mundo que te rodea, 驴qu茅 ves?
    Un interminable parque tem谩tico donde todo se ha transformado en entretenimiento. Ciencia, pol铆tica, educaci贸n son otras atracciones de una feria. Por muy tristes que est茅n, la gente compra los billetes y sube a bordo. Son las as铆 llamadas 芦ciudades inteligentes禄 o mejor 芦smart city禄, consteladas de sensores, atravesadas por flujos, por redes, pobladas por masas indistintas de usuarios conectados que golpean hist茅ricamente sus propios dispositivos para no perder el contacto con aquello que creen que es la realidad.

    Pol铆ticos, bur贸cratas, pero sobre todo cient铆ficos, quieren hacer pasar el concepto de smart city como sin贸nimo de evoluci贸n humana, algo que facilite cualquier movimiento o pensamiento que el individuo imperceptiblemente insin煤e. Desde el tr谩fico urbano hasta las infraestructuras, las nuevas tecnolog铆as estructuran las ciudades seg煤n su propia l贸gica: eficiencia y beneficio. El resultado es una sociedad alienada, fren茅tica, donde la brecha entre rico y pobre se acent煤a cada vez m谩s y la vigilancia del individuo es capilar.

    Desde la l贸gica de la smart city, el individuo viene percibido como un mero objeto de comercio, una mercanc铆a banal a la par de un paquete de galletas, ya no un ser humano consciente con una sensibilidad y propiedad de cr铆tica, sino un simple 芦c贸digo de barras禄 programado para producir, consumir. La ciencia lleva mucho tiempo estudiando c贸mo no dejarlo morir. Incluso aqu铆 una gran parte de occidente ha aceptado y cre铆do en estos sue帽os basura, que luego de han revelado 芦cadenas禄, y ya no puede prescindir de ellas; el tel茅fono inteligente es el ejemplo m谩s evidente.

    Ahora ya una extensi贸n de nuestro cuerpo, verdadero ejemplo de transhumanismo, el tel茅fono inteligente, con todas sus atracciones de parque de atracciones, nos catapulta a un estado de sonambulismo y nos erige como promotores de aquella paz social de la cual los gobiernos occidentales se frotan las manos. Si la mitad del mundo muere de guerras genocidas, hambre y enfermedades diversas, la otra mitad avanza sin darse cuenta hacia su propia muerte cerebral -芦el prisionero que lucida sus propias cadenas禄 鈥 met谩fora perfecta para una sociedad viciada y disociada.

    La smart city es hija del pensamiento cient铆fico, egotista y ego铆sta que prevalece en esta parte del mundo, la humildad es un bien escaso, no se quiere entender que somos el resultado de un accidente de la naturaleza, pensamos en cambio de estar en el centro del universo o incluso de un cualquier dios. Obtusamente, recorriendo en el tiempo la ideolog铆a del 芦progreso禄 continuamos a vivir en una sociedad-c谩rcel en un blando r茅gimen modelada por generaciones anteriores de 芦detenidos禄, pero de una forma u otra a nuestra manera, a veces evadimos y cuando lo hacemos podemos decir: 芦隆hoy hemos vivido!禄

    隆ATAQUE!

    Como anarquistas nos ponemos en conflicto con el existente, en continua autocr铆tica y cr铆tica sobre aquello que nos rodea, no perdiendo nunca de vista aquel binomio fundacional de la tensi贸n anarquista:
    teor铆a y acci贸n. En una fase en la cual nuestras instancias y pr谩cticas resultan ajenas a las 芦masas populares禄, no esperamos 芦momentos maduros禄, atacamos aqu铆 y ahora, informalmente y sin ning煤n c谩lculo pol铆tico.

    Nuestros enemigos de siempre, mujeres y hombres de la autoridad, afinan cada vez m谩s su arsenal hecho de hierro, silicio y pl谩stico y de esto nunca debemos desmoralizarnos. Hay varias formas para asestar golpes a nuestro enemigo, 隆nosotros hemos optado por la acci贸n violenta revolucionaria!

    La propaganda con los hechos es la filosof铆a que defendemos, y la perpetraremos hasta cuando no caminemos sobre los escombros de esta sociedad de pl谩stico. Que las acciones directas act煤en como una br煤jula para todas y todos aquellos a los cuales les arde el coraz贸n y tienen ganas de desatar las propias llamas de rabia y venganza contra aquello que los oprime.
    Cualquiera puede hacerlo, basta quererlo.

    Nosotros lo hemos hecho la noche del 18 de julio, saboteando con el fuego dos repetidores.

    No perseguimos plazos, actuamos seg煤n nuestros tiempos pero la casualidad ha querido que en este periodo recurra el vig茅simo aniversario de los hermosos d铆as de revuelta del G8 en G茅nova y de la tr谩gica muerte de Carlo Giuliani. En estos 20 a帽os, sobre aquellos d铆as, pol铆ticos, jefecillos y pol铆ticantes de movimiento, curas e incluso la familia de Carlo, han vomitado 鈥 quien an谩lisis reformistas y faltos de verdad, quien verdaderas y propias difamaciones sobre la persona de Carlo. Podemos equivocarnos, pero es probable que los mismos an谩lisis de aquel tiempo ser谩n repropuestos en los d铆as en advenir.

    Nosotros, en cambio, queremos recordarlo d谩ndole la dignidad que se merece, sin hipocres铆as, lejos de las idolatr铆as: Carlo, participando activamente en los tumultos de aquellos d铆as 鈥 y espec铆ficamente en la Plaza Alimonda 鈥 mientras usaba un pasamonta帽as, estaba tratando de lanzar un extintor dentro de una camioneta de los carabinieri pero un inmundo siervo del estado lo ha asesinado con un disparo en la cabeza.

    Las llamas que la noche anterior hemos liberado para incendiar aquellos dos artos de la dominaci贸n, queremos dedicarlas a Carlo y a todos los rebeldes y las revolucionarias que en el mundo han ca铆do combatiendo por la libertad, la igualdad, la justicia social. Estos son algunos principios que reentran en aquella que nosotros, filos贸ficamente 鈥搚 con nuestros medios- pr谩cticamente, definimos Guerra Social.

    隆SOLIDARIDAD INTERNACIONAL A TODAS Y TODOS LOS PRISIONEROS ANARQUISTAS!
    隆SOLIDARIDAD A LOS HERMANOS Y HERMANAS EN HUELGA DE HAMBRE!
    隆SOLIDARIDAD A LOS COMPA脩EROS Y A LAS COMPA脩ERAS SOMETIDAS A VIGILANCIA ESPECIAL!
    隆ENVIAMOS UN ABRAZO Y UNA SONRISA DE COMPLICIDAD A QUIEN ES ESTA EN FUGA!
    A LOS COMPA脩EROS Y A LAS COMPA脩ERAS QUE NOS HAN DEJADO PREMATURAMENTE, VUESTROS NOMBRES BRILLAN EN LAS LLAMAS CON LAS QUE ATACAMOS!
    隆POR LA INTERNACIONAL NEGRA!

    ANARQUISTA POR LA DESTRUCCI脫N DEL EXISTENTE




    Fuente: Contramadriz.espivblogs.net