September 28, 2022
De parte de Nodo50
197 puntos de vista

Duran Kalkan, del Comité Ejecutivo del PKK, escribe en un texto publicado en el sitio web del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) que las condiciones para luchar por la democracia y la libertad son mejores que antes, pero que es necesario aprender de los errores para poder llevarla a cabo.

División entre las potencias internacionales

Analizando las potencias internacionales, Kalkan afirma: “Está clarísimo que ni EE.UU., Europa, Israel y el Reino Unido tienen una solución, ni el bloque de Rusia, China e India puede producir una solución. Rusia ha perdido completamente su enfoque ideológico y no tiene un pensamiento estratégico básico. Lleva a cabo una política basada en las necesidades cotidianas. Algunos dicen que habrá una alianza entre Rusia, Turquía e Irán que también podría apoyar a Corea. Por otra parte, Estados Unidos formaría un bloque con Europa y surgiría un nuevo orden bipolar, como en el siglo XX. Está perfectamente claro que tal cosa no sucederá. Estas lecciones se aprendieron de las guerras pasadas. No se puede volver al statu quo del siglo XX. Si eso fuera posible, ya habría ocurrido. No debemos esperar nada parecido. Las potencias mundiales están muy fragmentadas y desorganizadas. Las potencias hegemónicas mundiales de la modernidad capitalista están, en efecto, en una posición muy débil.

En comparación con el mundo de hace 30-40 años, la situación actual ofrece condiciones y oportunidades mucho más favorables para avanzar en la idea de libertad y democracia. Las condiciones para luchar por los derechos son mejores, pero este camino no debe considerarse fácil porque no está exento de peligros”.

Las perspectivas políticas y militares sin la filosofía y la ideología son peligrosas

Kalkan recuerda que Abdullah Öcalan presentó el concepto de “confederalismo mundial democrático” como modelo de solución y continúa diciendo: “Sin esto, no se desarrollará ninguna solución y no habrá resultados. La revolución es una cuestión de lucha; se producirá si lo intentamos en todo momento. La verdadera debilidad reside en evitar una revolución mundial. No se está llevando a cabo una lucha conjunta mundial-revolucionaria que corresponda ideológica, política y militarmente a las exigencias de la época. En algunos lugares se acentúa la dimensión ideológica y se descuida la dimensión político-militar; en otros lugares es al revés. No existe una actitud unificada en la lucha por la revolución mundial.

Las contradicciones y los conflictos no deben confundirse entre sí. Es necesario contemplar cualquier problema o acontecimiento no sólo desde el punto de vista de la ciencia política y militar, sino considerar siempre también un punto de vista ideológico y filosófico. Las perspectivas políticas y militares sin la filosofía y la ideología son peligrosas. No conducen a una correcta comprensión de las contradicciones y los conflictos. Por el contrario, lo sacrifican todo por las relaciones políticas y militares. Una mentalidad y una política que se reducen sólo a la política o a la situación político-militar son absolutamente erróneas. No hay que separarse de los criterios filosófico-ideológicos.

En el siglo XX, los socialistas han sido muy fuertes en este enfoque político-militar. Ese era el tema favorito de Mao. Siempre decía: ‘El enemigo de mi enemigo es mi amigo’. En los años 90, en el Kurdistán también queríamos seguir un poco esta política, pero la conspiración internacional nos lo impidió. El enemigo de nuestro enemigo no se convirtió en amigo, sino en traidor. Tal es el papel que desempeñan Grecia, Rusia y algunas de estas potencias en la conspiración internacional. Rêber Apo llamó a esto ‘falsa amistad’. Eso lo resume todo. Es decir, no podemos mirar los acontecimientos sólo desde el punto de vista político y militar. El punto de vista filosófico e ideológico no debe perderse nunca; incluso está claro que el punto de vista filosófico e ideológico es el decisivo y que la acción política y militar debe basarse en él. Este es un enfoque más correcto.

Hace cien años que hay una revolución. Si se toman como base los movimientos revolucionarios en Francia, entonces nos remontamos a 200 años. Tomando como base la Comuna de París, 150 años. Ha tenido lugar la Revolución de Octubre, la revolución socialista contra el capitalismo. Estos fueron procesos importantes. Se ha establecido que a menos que el socialismo tenga éxito, la humanidad perecerá. Pero a pesar de este largo proceso, la revolución no pudo crear una alternativa. Si hubiera habido una revolución europea, una revolución mundial, como predijo la Revolución de Octubre, el socialismo podría haber llevado a la humanidad a una vida mejor, los peligros podrían haber sido eliminados, pero eso no ocurrió. Esa era también la convicción cuando se produjo la revolución. La teoría se basaba en eso. El fracaso práctico se volcó en la teoría.

Tras la derrota de la revolución en Europa, ninguno de los análisis teóricos desarrollados en la Unión Soviética fue correcto. De hecho, la Unión Soviética no sobrevivió, ni se desarrolló, ni se mantuvo. Al no convertirse en una alternativa, al no desarrollar el socialismo, no pudo salvarse de convertirse en una forma de capitalismo”.

Todo esto nos muestra el camino

Kalkan concluye: “Todo esto nos muestra el camino. Nuestro enfoque de la revolución, nuestra comprensión revolucionaria, debe descansar sobre esta base. Es necesario comprender sobre este fondo la nueva teoría, la filosofía, la línea ideológico-política, la estrategia y la táctica, el estilo y el ritmo, todo lo que ha surgido sobre la base del cambio de paradigma. De este modo, entendemos correctamente a Rêber Apo y debemos participar en consecuencia. Si no entendemos a Rêber Apo correctamente, si no participamos de la manera adecuada, entonces no podemos implementar nada correctamente.

Es necesario comprender la realidad del apoísmo, la situación concreta en el Kurdistán, la etapa de la modernidad capitalista, la situación de la Tercera Guerra Mundial, las vías de salida de la guerra, la teoría de la modernidad democrática, la revolución, sus características, su desarrollo en el Kurdistán y ser comprendidos aún más precisamente y mejor en otros lugares”.

Noticias relacionadas:




Fuente: Anfespanol.com