June 22, 2022
De parte de Nodo50
120 puntos de vista

  • 350 cient铆ficas y cient铆ficos espa帽oles alertan de que la destrucci贸n de ecosistemas por la agroindustria es una grave amenaza para la biodiversidad y el clima.
  • El manifiesto ha sido presentado en un seminario online de la sociedad civil sobre el proyecto de Reglamento que se est谩 debatiendo en la UE para frenar la deforestaci贸n importada.

Mientras los ministerios de Medio Ambiente y el Parlamento Europeo debaten la propuesta legislativa presentada el pasado mes de noviembre por la Comisi贸n Europea para frenar la deforestaci贸n asociada a la importaci贸n de determinadas materias primas y productos, la comunidad cient铆fica se moviliza para expresar la necesidad de frenar la desaparici贸n de los bosques.

Durante el per铆odo 1990-2008, la UE-27 fue responsable, a trav茅s de sus importaciones, de en torno al 36 % de toda la deforestaci贸n incorporada en productos agr铆colas y ganaderos comercializados internacionalmente. Espa帽a destaca como uno de los pa铆ses con mayor responsabilidad en esta tendencia destructiva,al ser el tercer mayor importador de deforestaci贸n durante el periodo 2005-2017.

En el manifiesto presentado hoy, la comunidad cient铆fica reclama entre otras peticiones:

  • Inclusi贸n en la futura ley europea de, adem谩s de los bosques, ecosistemas con un gran valor ecol贸gico como pastizales, sabanas, turberas o humedales, que pueden actuar como sumideros de carbono.
  • Aplicaci贸n de la futura legislaci贸n a una lista completa de productos asociados a riesgo de deforestaci贸n y degradaci贸n forestal. Esto deber铆a incluir (adem谩s de los ya previstos, como soja, aceite de palma, madera, cacao, caf茅 y carne de vacuno) a toda la ganader铆a (no solo vacuno), el caucho y el ma铆z.
  • Exigencia de la trazabilidad hasta el lugar de producci贸n de las materias primas.
  • Garant铆a de los derechos humanos reconocidos internacionalmente, en particular los derechos de los pueblos ind铆genas y las comunidades locales. Esto implica que se respeten los derechos consuetudinarios de tenencia y el derecho al consentimiento libre, previo e informado.
  • Cobertura m铆nima y suficiente de operadores y del volumen de mercanc铆as, armonizado para toda la UE, para evitar distorsiones del mercado.

La publicaci贸n de este manifiesto tiene lugar pocos d铆as antes de que se celebre, el 28 de junio, el Consejo en que los Ministros europeos de Medio Ambiente votar谩n el texto negociado durante meses bajo la Presidencia francesa. En su documento, cient铆ficas y cient铆ficos espa帽oles denuncian cuestiones de vital importancia para que la norma que ahora se negocia cumpla con los objetivos propuestos.

De todos estos objetivos han hablado tambi茅n las personas participantes en el seminario online, al tiempo que han se帽alado el Reglamento como oportunidad para combatir la deforestaci贸n.

Ana Echenique, representante de CECU, ha recordado que 鈥渓os consumidores europeos ya apoyaron, en la consulta realizada hace dos a帽os, una ley exigente que evite que la deforestaci贸n acabe en sus platos鈥.

Alberto Abad, en nombre de la Coordinadora de Comercio Justo, ha expresado: 鈥淟o que demandamos es un aspecto tan fundamental como garantizar que en los productos que consumimos de forma cotidiana se han respetado los derechos humanos鈥.

鈥淓l tramit茅 del Reglamento debe ir unido a una reflexi贸n profunda sobre las causas de la deforestaci贸n como las pol铆ticas neoliberales de la Organizaci贸n Mundial de Comercio y una PAC que han impulsado un modelo agr铆cola y ganadero dependiente de la importaci贸n de soja y que han expulsado a miles de peque帽as y medianas producciones鈥, ha se帽alado Andoni Garc铆a, de la Ejecutiva de la COAG.

Estas peticiones no solo llegan desde las organizaciones ecologistas, agrarias y de consumidores y comercio justo, diferentes empresas del sector han subrayado la necesidad de apostar por un reglamento m谩s ambicioso que incluya a otros ecosistemas claves en la captura de CO2 m谩s all谩 de los bosques. A su vez recalcan que est谩n preparadas para su aplicaci贸n y que llevan a帽os trabajando en la Diligencia Debida para cumplir con el Reglamento Europeo de la Madera (EUTR), aunque su aplicaci贸n ha sido muy desigual.

En opini贸n de las organizaciones convocantes, seg煤n ha subrayado Isabel Fern谩ndez, de Ecologistas en Acci贸n, este ser铆a el 煤nico modo de extender la protecci贸n a sabanas como el Cerrado, de donde provienen el 65 % de las importaciones europeas de soja y de carne de vacuno.

En la clausura del webinar, Miguel D铆az, portavoz de Amigos de la Tierra, ha interpelado al Gobierno espa帽ol para que presione un acuerdo 鈥渁 la altura de las circunstancias鈥, a la vez que ha animado a la sociedad civil a continuar su trabajo, 鈥減orque una ciudadan铆a movilizada, cr铆tica y transformadora es m谩s importante que nunca鈥.

La deforestaci贸n sigue desbocada

Entre 2004 y 2017 se perdieron m谩s de 43 millones de hect谩reas de ecosistemas forestales en los tr贸picos y subtr贸picos, en regiones de Am茅rica Latina, 脕frica subsahariana y Sudeste asi谩tico.

En un contexto de m煤ltiples crisis ambientales y clim谩ticas 鈥攃uando la profunda p茅rdida de biodiversidad a escala planetaria ha generado constantes brotes de enfermedades zoon贸ticas y la deforestaci贸n ha provocado escasez h铆drica, contribuyendo al aumento de eventos clim谩ticos extremos鈥, la devastaci贸n de los bosques es una cuesti贸n ambiental de gravedad para todo el planeta.

Manifiesto




Fuente: Ecologistasenaccion.org