September 27, 2021
De parte de Vamos Hacia La Vida
188 puntos de vista


Las siguientes l铆neas son unas breves reflexiones a prop贸sito de lo acontecido este s谩bado 25 de octubre en Iquique, acontecimientos que dan cuenta de una nueva fase en la crisis migratoria local, que a su vez forma parte de la crisis migratoria global.

La defensa de la naci贸n es la defensa del Estado y la explotaci贸n

A ra铆z de las lamentables im谩genes que se difundieron de la marcha antimigrantes llevada a cabo el pasado s谩bado 25 de septiembre en la ciudad de Iquique, en donde una turba enardecida e irracional quem贸 las carpas y las pocas pertenencias de familias en su gran mayor铆a provenientes de Venezuela, que huyen del colapso del capitalista 鈥減royecto bolivariano鈥 de 鈥淪ocialismo del siglo  XXI鈥, creemos necesarias una reflexiones generales en torno al 鈥渕omento fascista鈥 que tod@s acabamos de presenciar.

El racismo y la xenofobia no tienen nada que ver con un natural y primitivo 鈥渕iedo a lo desconocido鈥. Por el contrario, sus ra铆ces se establecen con la aparici贸n de las sociedades divididas en clases sociales (que solo representan en torno al 10% de la historia de la humanidad) y, particularmente, con el desarrollo del capitalismo. Que el color de piel o lugar de nacimiento se transformen en elementos de discriminaci贸n, abuso y opresi贸n, se explica entonces por la necesidad de inferiorizar a un determinado grupo humano para hacer posible su explotaci贸n a manos de otro.

Lo anterior se hace evidente con un breve repaso de la historia reciente del colonialismo europeo en el resto del globo, que no fuera sino una sanguinaria empresa para abastecer de materias primas y fuerza de trabajo a los Estados del viejo mundo, proceso que est谩 en la g茅nesis del capitalismo como sistema de dominaci贸n a escala mundial. La esclavitud y la explotaci贸n m谩s brutal fueron el origen y fruto del progreso de la civilizaci贸n del Capital.

Para justificar este proceso, la clase dominante cont贸 con un arsenal ideol贸gico que recurri贸 primero a la religi贸n y luego a la ciencia. En el siglo XVIII y XIX, desde la supuesta neutralidad de la investigaci贸n cient铆fica, surgieron varias 鈥渢eor铆as鈥 que predicaban una determinaci贸n natural para explicar la existencia de una jerarqu铆a de 鈥渞azas鈥, la que adem谩s part铆a del supuesto de la inferioridad transversal de la mujer.

El actual rechazo a 鈥渓@s extranjer@s鈥 que saca a relucir una parte de la sociedad es consecuencia directa del nacionalismo. El concepto mismo de naci贸n es propio de la cultura dominante. Territorios delimitados con fronteras, dentro de los cuales los Estados explotan a su propia poblaci贸n sobre la premisa de estar contribuyendo al crecimiento de la Patria (驴Puede existir alguna duda del origen patriarcal de este t茅rmino?).

Por otra parte, los flujos migratorios son o bien producto de los movimientos del capital y sus crisis asociadas (desplazad@s y refugiad@s a causa de enfrentamientos b茅licos, de hambrunas, de las miserables condiciones materiales de algunas 鈥渘aciones pobres鈥, del colapso de Estados y, m谩s recientemente, de las dram谩ticas alteraciones clim谩ticas que el desarrollo industrial capitalista ha originado), o bien directamente manejados por los intereses de los grupos gobernantes, para abastecerse de fuerza de trabajo barata que destinar a labores que 鈥渟us鈥 ciudadan@s no est谩n tomando con el volumen precisado, ya sea por presiones econ贸micas o por cambios en la estructura demogr谩fica de su poblaci贸n. Adem谩s, estos influjos de personas de otras naciones permiten dar lugar a falsos conflictos en el seno del proletariado, pues la inmigraci贸n contribuye efectivamente a bajar el precio del capital variable (que eso somos nosotr@s, l@s proletari@s), es decir, bajar los salarios, y de esta forma los dardos de las mentes m谩s b谩sicas y educadas m谩s fielmente en los valores del Capital apuntar铆an contra sus herman@s inmigrantes, vistos como competencia, debilitando as铆 el enfrentamiento con la clase capitalista misma (estas medidas suelen ser defendidas y promovidas desde sectores progresistas, a veces bajo un discurso pretendidamente anti-racista e integrador).

Al contextualizar la xenofobia e intentar descubrir las relaciones sociales que le dan origen, no pretendemos otorgar ninguna especie de justificaci贸n 茅tica a aquell@s desdichad@s que ven derrotada su propia humanidad al ceder a los prejuicios racistas y el nacionalismo.

La defensa de la naci贸n es la defensa del Estado y de la propiedad privada. El sentimiento nacional es un despreciable manto con el que se encubre el conflicto irreconciliable entre explotad@s y explotador@s dentro de las fronteras de un pa铆s, proceso replicado en todas las naciones por la clase dominante. El sentimiento de unidad nacional es un triunfo de nuestr@s enemig@s de clase.

Una comunidad basada en la satisfacci贸n de las necesidades humanas y no de la acumulaci贸n incesante de capital, barrer谩 desde los cimientos con cualquier noci贸n de frontera pol铆tica y jerarquizaci贸n social y, por tanto, con el racismo y toda forma de discriminaci贸n basada en caracter铆sticas f铆sicas o el lugar de nacimiento, cuestiones a todas luces rid铆culas de mantener y que deben ser combatidas desde hoy.

隆ABAJO LAS FRONTERAS QUE ENCIERRAN Y MUTILAN A LA HUMANIDAD!

隆ABAJO EL RACISMO Y LA XENOFOBIA!

隆POR LA COMUNIDAD HUMANA!

Descarga panfleto PDF




Fuente: Hacialavida.noblogs.org