April 2, 2021
De parte de ANRed
183 puntos de vista


Con Implosi贸n, Javier Van de Couter, se qued贸 con el Gran Premio del Bafici en la Secci贸n del cine nacional. Con sutileza y originalidad, regresa a una historia que fue noticia cat谩strofe en 2004: la masacre de Carmen de Patagones. Dos sobrevivientes, casi 20 a帽os despu茅s, vuelven al lugar siguiendo las pistas del agresor. La pel铆cula los sigue鈥 Los acompa帽a鈥 Los empuja鈥 Mientras tanto, la escritora y actriz Camila Sosa Villada, que hace diez a帽os protagoniz贸 M铆a, la opera prima del director, asisti贸 al pre estreno de Implosi贸n y escribi贸 帽 esta cr贸nica. En cines desde el 8 de abril. Por Camila Sosa Villada para Suplemento SOY

Ver la pel铆cula de un amigo con la sangre hirviendo鈥  El periodista pregunta a Marguerite Duras sobre sus amistades, si es que entre sus amistades hay escritores y de ser as铆, si intercambian manuscritos buscando devoluciones, ayuda o simplemente una primera lectura. Ella responde que s铆, que naturalmente. El periodista va m谩s all谩 y pregunta si le ha pasado de leer el escrito de alg煤n amigo que no le gust贸. Ella responde sin vacilar que no sabe c贸mo explicarlo, pero que, si alg煤n amigo le diera a leer un texto que a ella le pareciera malo, ese no ser铆a su amigo鈥

Son las seis de la tarde y en la entrada del Gaumont se re煤ne gente ansiosa por el estreno. 鈥淗ace tanto que no ven铆a al cine que voy a llorar鈥, escucho decir a una chica que se saluda chocando los nudillos con otra. La alegr铆a es mucha y las sonrisas parecen desplazarse desde la pared del barbijo a los ojos, al volumen de la voz, para evidenciar la alegr铆a del reencuentro entre amigos que hace mucho tiempo no se ven. Los barbijos no ocultan este estado de gracia. Diez a帽os pasaron de aquel estreno de M铆a, de Javier Van de Couter, el melodrama travesti m谩s entra帽able y llorador en la historia del cine argentino. En el mismo cine y en la misma sala. Diez a帽os desde esa Marcha del Orgullo donde las travestis que actuamos en la pel铆cula, desfilamos llevando un carro de cartoneros por Avenida de Mayo junto al Suplemento SOY, que ya entonces se ataviaba con rub铆es y lentejuelas travestis. Hoy,  Javier estrena en el Bafici su segunda pel铆cula, Implosi贸n que se quedar谩 con el Gran Premio de la Secci贸n Argentina en el Festival.

Voy con dos amigos, Guadalupe y Herv茅. Tengo el privilegio de asistir como una duquesa porque soy jurado de la Secci贸n Americana del Bafici. Pero es dif铆cil conseguir entradas, se agotaron a los pocos minutos de salir las reservas. Llevamos un regalo para Javier: La Materia de este mundo, de Sharon Olds y un libro de fotograf铆as de Mario Testino, con desnudos que en la librer铆a nos hicieron gritar de j煤bilo mientras chusme谩bamos las p谩ginas.

En ese peque帽o mundo de gente, Javier Van de Couter est谩 junto a los protagonistas, Pablo Sald铆as y Rodrigo Torres. Yo conozco ese modo de acompa帽ar. Es esa misma compa帽铆a que yo sent铆 hace diez a帽os en el estreno de M铆a. Entonces era yo la que recib铆a una alianza entre las manos, un peque帽o hijo que nos mantiene unidos. Ahora me toca un rol m谩s amable. El de mirar. M谩s tarde llegan Julieta Zapiola y Nina Vera Su谩rez Bl茅fari, las actrices jovenc铆simas del film que nos sacar谩n m谩s de una carcajada en la proyecci贸n. No es momento de darle a Javier su regalo. Ahora es la tarde de su estreno y estamos en una fiesta: el cine sigue andando, ir al cine es seguro y quienes estamos all铆, convocados por el Bafici, tratamos de cuidarnos los unos a los otros.

SUCEDIO EN CARMEN DE PATAGONES

Hab铆a olvidado algo tambi茅n: Javier es de Carmen de Patagones. El d铆a que lo conoc铆 me lo cont贸 orgulloso. Soy maragato, me dijo. Javier es un provinciano que estrena una pel铆cula sobre algo terrible que sucedi贸 en su pueblo. Y recuerdo sus dudas, el temblor cada vez que hablaba sobre Implosi贸n en las charlas por tel茅fono. Un chico del sur con un curr铆culum que deja mudo a m谩s de uno. Desde M铆a, su primer largometraje Javier trabaj贸 guionando entre otras series, Historia Cl铆nica, La Celebraci贸n -que adem谩s lo tuvo como director y fue nominada al Emmy-, e Historia de un Clan 鈥損or la que gan贸 el Mart铆n Fierro a mejor autor libretista en 2015. Dirigi贸 El Bello Indiferente  en el Centro Cultural San Mart铆n y a la par de toooodo ese trabajo, ocup贸 su pensamiento en la historia de Implosi贸n, que tiene como ra铆z, la tragedia de Carmen de Patagones, su pueblo, ocurrida el 28 de septiembre del 2004, cuando un estudiante de 15 a帽os dispar贸 sobre sus compa帽eros de aula matando a tres e hiriendo a cinco adolescentes. Filmar esta pel铆cula le llev贸 cuatro a帽os. La paciencia, ese don invaluable, finalmente encuentra su justicia.

El protocolo es estricto. En la entrada un robot nos toma la temperatura tan solo con pararnos en frente. Los guardias nos sanitizan las manos con alcohol y entramos a la sala donde nos ubican con el debido distanciamiento y nos recuerdan no quitarnos el barbijo en ning煤n momento. El Gaumont est谩 lleno del modo que puede estarlo en pandemia y a pesar del fantasma de lo insoportable que puede ser mirar toda una pel铆cula con barbijo, lo cierto es que la estamos pasando bien. Nos saludamos como en una cancha, a los gritos, agitando las manos, preguntando el c贸mo est谩s y el qu茅 tal te ha ido como adolescentes reencontr谩ndose en la escuela despu茅s de las vacaciones de verano.

Unas palabras del director antes de la proyecci贸n. Javier dir谩 que hacer esta pel铆cula lo reencontr贸 con su pueblo, aunque conoci茅ndolo un poquito es dif铆cil creer que un hombre de mar se aleje de la playa que lo vio nacer. Comienza el viaje 驴Hay duende en la sala? Me pregunto. Hay duende en la sala, me respondo. Las 煤nicas im谩genes documentales de la pel铆cula est谩n llevadas al rojo, testimonios de los protagonistas al poco tiempo de la tragedia. Algo muy breve y preciso que nos ubica de golpe en la tragedia de Carmen de Patagones, cuando en el 2004 supimos de ese adolescente que dispar贸 a sus compa帽eros de aula.

Y luego, la ficci贸n por completo. Aqu铆 no veremos la reconstrucci贸n del hecho ni la pesquisa alrededor de un por qu茅, de un qui茅n tiene la culpa, la configuraci贸n de un perfil, la respuesta tirada a la manchancha sobre c贸mo es que un adolescente se convierte en un asesino de la noche a la ma帽ana. Aqu铆 veremos a dos sobrevivientes que intentan reescribir un trauma. Ha pasado mucha agua bajo el puente entre ellos y la masacre de Carmen de Patagones.

EL OJO QUEER

Pablo y Rodrigo se plantean buscar al pibe que les dispar贸 en la escuela a帽os atr谩s, sin saber muy bien por qu茅 o para qu茅. Algunas cr铆ticas dir谩n que para vengarse. Yo no me atrever铆a a escribir eso, tampoco recuerdo si se lo menciona en alg煤n momento. Creo que no es tan claro un deseo de venganza en los protagonistas. S铆 el deseo de encontrar a alguien que les caus贸 mucho da帽o. Lo dem谩s se ver谩. Van desde Carmen de Patagones hasta Ensenada despu茅s de una noche de cacer铆a en la que ellos y varios amigos, adem谩s de perseguir liebres, toman mucha cerveza y se ba帽an en el r铆o desnudos, como unas criaturas. La escena es un poco hot, sobretodo si una es adoradora del chongo. Vemos unos hombresotes que salen en culo del agua, hombres que se arrojan piedras para divertirse, que hablan de la hermana de uno de ellos como si se tratara de un animal. Tango que me hiciste mal y que sin embargo quiero鈥

Solo vemos una peque帽a parte de ese r铆o al que Fernando Noy le dedicar铆a el poema Ofrenda: 鈥(鈥) Hoy he vuelto despu茅s de tanto tiempo / qui茅n no volver铆a sabiendo que lo espera / una procesi贸n de fuegos que al alba se estremece / con la ternura de su espuma blanca./ Qui茅n no volver铆a sabiendo que la lluvia / en un sutil intento de acariciar sus alas/ se ahoga en nuestro Rio Negro鈥. Mientras escrib铆a el gui贸n a veces me hablaba sobre su pueblo, sus amigos, la adolescencia, los suicidas que se arrojaban a ese mismo r铆o que hoy filma con su j煤bilo chongueril, esas costumbres de pueblo.

Pienso en la mirada de Javier durante la escena. Es la primera emoci贸n de la pel铆cula. Pienso en el mismo director que me dirig铆a en susurros y al o铆do, lejos del set para que nadie escuche. Es un tipo que respeta mucho a sus actores 驴De qu茅 otra forma hubiera logrado que dos sobrevivientes se atrevan a actuar en su pel铆cula? Todo eso pienso y tambi茅n pienso en su mirada sobre las travestis y ahora en su mirada sobre la masculinidad. Un gay entre machos que adem谩s no son sus enemigos. Un gay que retrata un universo que me resulta tan ajeno, tan violento e incomprensible tambi茅n que parece una ciencia ficci贸n. Tal vez es la mirada de un Javier m谩s joven, en su pueblo, participando de esos juegos. Observando a sus amigos chongos mientras espera su turno para salir del agua sin ser visto. Pienso en los cuidados de mis amigos maricas, de las travestis, de mis amigas y en lo diferente que se expresa el cuidado entre Pablo y Rodrigo. Un cuidado visible y sin embargo, totalmente desconocido.

Cuando termina la noche de ronda, los protagonistas deciden ir en busca del ex compa帽ero. Road Movie criolla con la pampa como testigo y la compa帽铆a de dos mujeres muy j贸venes que parecen tener m谩s cancha que ellos, dos maragatos treinta帽eros sin plan y con un gran dolor a cuestas. En el viaje lo que encuentran resulta ser tan atractivo que me hace pensar en la maestr铆a de los guionistas, que son el mismo Javier y Anah铆 Berneri (directora de pel铆culas que quisimos tanto como Un a帽o sin amor y Alanis). Wislawa Szymborska dec铆a que el mejor viaje es siempre el de regreso. Durante la proyecci贸n me atrevo a disentir un poco con mi amada poeta y pienso que algunos viajes son a partir de la escritura. Y esos viajes, sean para escribir un poema, un cuento o una nueva mirada sobre el trauma, son inolvidables. Luego, en reuniones con amigos, despu茅s de hacer el amor, en un almuerzo familiar, una cuenta esos viajes, como cuento el m铆o de la mano de Implosi贸n para ustedes. Un viaje donde, si uno escucha a la vida, es posible que termine a salvo y haciendo buenas migas con buenas personas.

Escuch茅 por ah铆 decir que los actores act煤an de s铆 mismos y no puedo dejar pasar la oportunid谩 para decir que Pablo y Rodrigo no est谩n haciendo tal cosa. Son actores interpretando un personaje y de la mejor manera. Como el viejo y querido Pasolini, Javier se atreve a trabajar con personas que no vienen de las escuelas de actuaci贸n y lo logra. Tienen grandes momentos de mucha verdad y con el cuerpo en un hilo. Cuentan con una gran ventaja eso s铆, la de haber sobrevivido.

La m煤sica es otra pel铆cula que va por debajo. Es la misma historia en otro lenguaje, una pel铆cula a dos voces. Como otra pel铆cula es la de las voces de los actores y las actrices, las tonadas, las risas y el canto estrangulado de la emoci贸n.

Con Implosi贸n re铆, llor茅, me impacient茅, me enoj茅 y respir茅 hondo rezando para que no pase lo peor. Pero lo peor de todo s铆 pas贸 y fue abandonar el Gaumont despu茅s de ver semejante pelicul贸n. Necesitaba unos minutos m谩s en silencio. El mundo de las chicas Van de Couter recibe nuevos actores y hay que hacer lugar, o ahuecar, como dec铆a Aurora Venturini.

Estar谩 en los cines a partir del 8 de abril. No dejen de ver Implosi贸n. Como dice su director, es necesario continuar el di谩logo y hacernos compa帽铆a.

 





Fuente: Anred.org