January 19, 2022
De parte de SAS Madrid
57 puntos de vista

La precariedad laboral durante la crisis sanitaria de la COVID-19 se ha duplicado y alcanza a casi dos millones de hogares que dependen econ贸micamente de una persona sustentadora principal que sufre inestabilidad laboral grave, lo que significa que ha estado durante tres o m谩s meses en paro, ha tenido tres o m谩s contratos diferentes y en tres o m谩s empresas distintas. La desigualdad ha crecido m谩s en un a帽o que en toda la crisis de 2008 y hay un dato que lo evidencia especialmente: la diferencia entre la poblaci贸n con m谩s renta y la poblaci贸n de los m谩s pobres ha crecido un 25% en s贸lo un a帽o.

Son las conclusiones de Evoluci贸n de la cohesi贸n social y consecuencias de la Covid-19 en Espa帽a, la radiograf铆a social que ha provocado la crisis del coronavirus elaborada por C谩ritas y la Fundaci贸n Foessa (Fomento de Estudios Sociales y de la Sociolog铆a Aplicada), y que se present贸 este martes en Madrid.

Hogares con todos los miembros en paro

El trabajo, realizado por un equipo de m谩s de 30 investigadores procedentes de m谩s de diez universidades y entidades de investigaci贸n social, tambi茅n alerta de que un tercio de los hogares con todos los miembros en paro (600.000 familias) carece de alg煤n tipo de ingreso peri贸dico que permita una m铆nima estabilidad y que la pandemia ha destapado un nuevo factor de exclusi贸n social: la desconexi贸n digital es el nuevo analfabetismo del siglo XXI.

De hecho, 1,8 millones de hogares (casi la mitad de los que est谩n en exclusi贸n social) sufren el apag贸n digital, lo que significa que viven la brecha digital de manera cotidiana.

Aumenta la brecha de g茅nero

Por otra parte, el informe ha corroborado que la pandemia ha aumentado la brecha de g茅nero: la exclusi贸n social ha crecido m谩s del doble en los hogares cuya sustentadora principal es una mujer.

Asimismo, la diferencia entre la poblaci贸n con m谩s y menos ingresos ha aumentado m谩s de un 25%, cifra superior al incremento registrado durante la crisis de 2008; y hay 2,7 millones de j贸venes entre 16 y 34 a帽os afectados por procesos de exclusi贸n social intensa; la exclusi贸n social en hogares con poblaci贸n inmigrante es casi tres veces mayor que en los hogares espa帽oles y tres de cada diez familias se han visto obligadas a reducir los gastos habituales en alimentaci贸n, ropa y calzado.

“Fuera del contrato social”

En una entrevista concedida a Hora 14, Ra煤l Flores, secretario t茅cnico de la Fundaci贸n Foessa y coordinador del equipo de estudios de C谩ritas ha asegurado que el perfil de los 11 millones de personas que sufren carencias importantes puede ser irreversible “si no hacemos nada”.

Flores ha se帽alado que “una nueva crisis hace que profundicemos en problemas estructurales de nuestra sociedad, como la desigualdad, la pobreza o un mercado laboral dualizado en el que algunas personas tienen un trabajo que les permite vivir medianamente c贸modos, pero otras tienen un trabajo que no les da para vivir o, directamente, ni siquiera pueden conseguirlo.

“Esta crisis ha instensificado problemas sociales que vienen de lejos y de los que no nos hab铆amos recuperado tras la crisis de la gran recesi贸n”, ha a帽adido. “Que se acaben enquistando va a depender de la respuesta y de las pol铆ticas p煤blicas”.

Al preguntarle por la “generaci贸n perdida”, Flores ha detallado que hay una generaci贸n de j贸venes 鈥攄e entre 16 y 34 a帽os鈥 que ha recibido “dos golpes muy duros” porque se ha criado con la gran crisis de 2008, ha crecido con una recuperaci贸n que no lleg贸 todos y ahora ha recibido “un segundo mazazo” que les lleva a un mercado laboral caracterizado por la precariedad y a tener que afrontar unos precios de la vivienda muy altos. “Estamos ante una generaci贸n que se est谩 quedando fuera de ese contrato social que nos hemos dotado”, ha a帽adido.

Flores consider que, para resolver esta situaci贸n, “necesitamos mayor ambici贸n pol铆tica” y tambi茅n “pactos serios y estables” con los que quede claro que esto es “una prioridad de pa铆s”.

Enlace relacionado CadenaSer.com (18/01/2022).




Fuente: Sasmadrid.org