December 3, 2022
De parte de SAS Madrid
1,839 puntos de vista

El ritmo de recaudaci贸n del Impuesto de Sociedades constata los desmesurados efectos de la subida de precios para mantener los m谩rgenes, mientras ese alza golpea las econom铆as familiares y fuerza las subidas de tipos de inter茅s.

“El negocio va bien, eso es lo que se ve: que las ventas est谩n yendo muy bien y los resultados tributarios son muy buenos”, apunta Carlos Cruzado, el presidente de Gestha, el sindicato de los t茅cnicos de Hacienda, a la vista de los datos que recoge el 煤ltimo Informe Mensual de Recaudaci贸n, referente al mes de octubre, que ha publicado la Agencia Tributaria.

El documento indica c贸mo la suma de los dos primeros “pagos fraccionados” del Impuesto de Sociedades, que es el tributo que grava los beneficios empresariales, refleja un crecimiento del 18,7% en relaci贸n con los diez primeros meses del a帽o pasado. Este aumento, en realidad, ser铆a del 25%, ya que “el primer pago de 2021 fue excepcionalmente elevado por la existencia de un ingreso extraordinario”.

Esto implica que los beneficios de las empresas est谩n creciendo a un ritmo del 25% pese al encarecimiento de las materias primas y de la energ铆a. Dicha cifra confirma lo que los economistas llevan m谩s de medio a帽o advirtiendo: la principal causa de la inflaci贸n que est谩 zarandeando la estabilidad de las econom铆as familiares viene por el lado de la oferta y se encuentra en la tendencia generalizada entre las empresas a subir los precios, aunque no ya para mantener sus m谩rgenes comerciales sino para incrementarlos.

El paralelismo entre inflaci贸n y beneficios existe. Lo que no podemos saber por los datos de recaudaci贸n es la magnitud de cada uno de esos factores, pero est谩 claro que la inflaci贸n est谩 jugando su papel y est谩 influyendo”, explica Cruzado, que remarca que “el impuesto refleja lo que est谩 pasando; y lo que est谩 pasando, en cuanto a beneficios, es que las cosas van bien, al menos de momento”.

En este sentido, y mientras varios indicadores macroecon贸micos apuntan a un enfriamiento de la actividad y del crecimiento (como ocurre con el consumo o la creaci贸n de empleo), Cruzado se帽ala que “los datos van muy bien, aunque un poco ralentizados. Hay incertidumbre y nadie se atreve a hacer pron贸sticos sobre qu茅 puede pasar”.

La renta de las empresas crece el doble que la inflaci贸n

El informe concluye que “las rentas de la empresa crecieron un 13,2% en el tercer trimestre, frente al 23,3% del primer semestre”, unos niveles que se encuentran muy por encima de los que est谩 alcanzando la propia inflaci贸n (provocada por el alza de precios y de la que se retroalimenta en bucle), que cerr贸 noviembre en el 6,8% interanual.

La aparente bajada de la inflaci贸n responde, en realidad, a un efecto aritm茅tico originado por el hecho de que la subida de los precios se calcule sobre la ya acumulada el a帽o pasado, lo que reduce su avance proporcional. Si se abre el foco, la p茅rdida de poder adquisitivo de los salarios alcanza el 13% desde octubre de 2020, cuando ese indicador ya hab铆a ascendido hasta el 5,4%.

Eso equivale en t茅rminos de salarios reales, y en un pa铆s con una tendencia a la congelaci贸n cada vez m谩s acusada como Espa帽a, a la p茅rdida de casi dos de las catorce pagas de los asalariados, un descuento al que se suman los efectos de una subida del precio del dinero, que encarece 谩mbitos como el acceso a la vivienda y que sigue sin computar en el c谩lculo del IPC.

Tambi茅n el Banco de Espa帽a certifica esa tendencia en un reciente art铆culo, en el que indica que de enero a septiembre los beneficios empresariales “siguieron creciendo a un ritmo elevado”, aunque de una manera “muy heterog茅nea por sectores”. Esa mejora, advierte, “habr铆a sido compatible con una ligera contracci贸n del margen sobre ventas”.

La tendencia al achique del tejido productivo micro

El Informe de Recaudaci贸n, que incluye varias referencias a ese “fuerte incremento de los beneficios de las sociedades”, llama la atenci贸n al mismo tiempo sobre “el menor ritmo de crecimiento” de las rentas de “las empresas personales, muy concentradas en actividades como la hosteler铆a y los servicios personales y de ocio”. No obstante, ese dato es matizable al hacer “la comparaci贸n con periodos que ya no estaban tan afectados por las restricciones a la movilidad como en la primera parte de 2021”.

Los datos sobre el ritmo de las ganancias en funci贸n del tama帽o de las empresas no deja de venir a constatar la consolidaci贸n de una tendencia a la destrucci贸n del tejido productivo micro en beneficio de las sociedades de mayor envergadura, que ahora suman a la absorci贸n del grueso del empleo creado en los 煤ltimos meses el acaparamiento de mayores cuotas de ganancias.

El mayor crecimiento se produce en los grupos consolidados, calculado adem谩s sobre un nivel de 2021 ya muy elevado”, indica el documento de la Agencia Tributaria, que cifra en el 18,8% y el 18,7%, respectivamente, el crecimiento de los beneficios entre abril y septiembre para los grupos consolidados y las grandes empresas, un ritmo que “fue especialmente intenso” y alcanz贸 el 24,4% “en los grandes grupos energ茅ticos y bancarios”.

Dos de estos 煤ltimos, adem谩s, recibieron un ingreso extraordinario de Hacienda en forma de devoluciones de DTA, los pol茅micos Activos Fiscales Diferidos, por un valor conjunto de 430 millones de euros.

Enlace relacionado y gr谩ficos interactivos P煤blico.es 03/12/2022.

 




Fuente: Sasmadrid.org