May 16, 2021
De parte de Indymedia Argentina
212 puntos de vista


Es normal que el lenguaje vaya cambiando, incluso que a ciertos procesos se los vuelva a nominar, seg煤n la hegemon铆a o el inter茅s de cada momento.

De hecho, la disciplina cient铆fica, surgi贸 como Econom铆a Pol铆tica para luego mutar con la eliminaci贸n del apellido, m谩s cercana a definir una t茅cnica de negocios que una ciencia social.

All谩 por los 50/70 del siglo pasado se instal贸 un debate en torno a la categor铆a asignada a los pa铆ses que no defin铆an el rumbo del orden econ贸mico.

Se discut铆a el 鈥渄esarrollo鈥, m谩s precisamente el 鈥渄esarrollo capitalista鈥, en confrontaci贸n con las nuevas expectativas inspiradas en la revoluci贸n rusa y el surgimiento del bloque socialista luego de 1945.

En el fondo, luego de la segunda guerra y hacia mitad del siglo, instalada la bipolaridad del sistema mundial, aparecer谩 una caracterizaci贸n que situaba a los pa铆ses dentro de un mundo o de otro, incluso en una tercera posici贸n, que se orientaba hacia el primero o el segundo mundo. Hoy perdi贸 sentido la nominaci贸n por el 鈥渢ercer mundo鈥.

Am茅rica Latina y el Caribe fue territorio de privilegio de esas discusiones, especialmente con la emergencia de la revoluci贸n cubana desde 1959. Es un proceso que tambi茅n aparecer谩 en Asia con la revoluci贸n china de 1949 y en 脕frica, especialmente bajo el fen贸meno de la descolonizaci贸n.

El debate se concentraba en si eran pa铆ses 鈥渁trasados鈥, 鈥渟ubdesarrollados鈥, 鈥渆n v铆as de desarrollo鈥, 鈥渆n desarrollo鈥 o 鈥渄ependientes鈥. Detr谩s de esas nominaciones se desplegaban concepciones te贸ricas.

No era lo mismo en la teor铆a del desarrollo, superar la situaci贸n siguiendo las recetas de los pa铆ses 鈥渄esarrollados鈥, sustentadas por Rostow y su 鈥渕odelo de crecimiento鈥; que encarar otra estrategia para satisfacer las necesidades hist贸ricas de los pueblos.

Es m谩s, parte del debate se centrar谩 en que crecimiento no es lo mismo que desarrollo y se habilitar谩n nuevas categor铆as, como la del 鈥渄esarrollo integrado鈥, que adem谩s del crecimiento supon铆a satisfacci贸n de necesidades sociales integrales para el conjunto de la poblaci贸n.

Se trataba de una propuesta convergente con una l贸gica keynesiana de resolver la demanda de inversoras/es (ganancias) y de trabajadoras/es (salarios), propuesta favorecida por el Estado del bienestar (seguridad social y gratuidad en salud, educaci贸n y otros derechos).

Rostow promover谩 su modelo de crecimiento, inspirador de la l贸gica desarrollista del capitalismo atrasado, siguiendo el ejemplo superador de etapas hist贸ricas por las que hab铆a transcurrido la historia econ贸mica de los pa铆ses capitalistas avanzados.

La cr铆tica no se hizo esperar y desde diferentes corrientes de pensamiento confrontaron la tesis sustentada.

Por un lado, se destaca la tesis del estructuralismo, desde la CEPAL, liderada por Ra煤l Prebisch y la concepci贸n de Centro y Periferia, en el sentido que unos existen por la raz贸n de la forma de existencia de los otros.

Desde otro lugar, los te贸ricos de la dependencia, que en sus variantes y en pol茅mica sosten铆an que a煤n con dependencia pod铆a existir desarrollo capitalista (Fernando Henrique Cardoso, Enzo Faletto) y quienes fundamentaban desde el marxismo que el capitalismo perpetuaba la condici贸n de la dependencia (Theotonio dos Santos, Vania Bambirra, Rui Mauro Marini, Orlando Caputo, entre otros).

Las distintas caracterizaciones supon铆an estrategias sobre el devenir, en el marco del capitalismo o en contra y m谩s all谩 del r茅gimen del capital. Eran los debates de los 60/70 con cierto trasfondo de conflicto social y lucha relativa al orden social en cada pa铆s, en la regi贸n y en el mundo.

Neoliberales y emergentes

Aquel tiempo troc贸 en la ofensiva capitalista inaugurada con las dictaduras genocidas de los setenta. Con ellas se inaugur贸 la 茅poca del neoliberalismo y el aliento a la libre circulaci贸n y al movimiento de capitales internacionales. La transnacionalizaci贸n es la nota del momento hist贸rico contempor谩neo.

El lenguaje cambi贸 y ya no se discutir谩 en la clave de los 50/70, sino que aparecer谩 la categor铆a de 鈥減a铆ses emergentes鈥.

Se trata de una denominaci贸n, por lo menos confusa, definida por grandes inversores internacionales. Para ellos, estos pa铆ses emergen como destino de las inversiones internacionales. La ganancia del inversor est谩 en el centro de la preocupaci贸n.

As铆, entre los principales emergentes figuraran China, India, Brasil; pa铆ses con numerosa poblaci贸n empobrecida y salarios bajos; baratos para la radicaci贸n de inversiones productivas.

Las estad铆sticas se帽alan que con las 鈥渕odernizaciones鈥 del 煤ltimo medio siglo, la orientaci贸n de las inversiones directas privilegiaron aquellos pa铆ses (mercados) que emerg铆an.

Por eso creci贸 mucho y se industrializo China, hasta ser recientemente calificada como primera productora fabril mundial; disputando hegemon铆a a EEUU, quien sigue siendo potencia hegem贸nica en el sistema mundial por el peso del d贸lar, el poder militar e ideol贸gico, v铆a Hollywood o de las nuevas plataformas del entretenimiento, entre ellas, Netflix.

Antes se dec铆a pa铆s atrasado, subdesarrollado, en desarrollo, o dependiente; todo un debate entre los 50 y los 70; con consecuencias m谩s que interesantes relativas a estrategias subordinadas al imperialismo, o alternativas, incluso insurgentes.

Lo que defin铆a las estrategias pol铆ticas eran la continuidad bajo el desarrollo capitalista o la posibilidad de la independencia y un desarrollo alternativo al capitalismo.

En el presente, bajo la denominaci贸n de 鈥渆mergentes鈥, todo se reduce a la captaci贸n de inversores externos, lo que requiere ofrecer ventajas a esos inversores. Los inversores buscan reducir el costo de producci贸n, especialmente el laboral. Por ello la presi贸n en curso por reformas laborales o previsionales.

Definir como emergentes a los pa铆ses, supone reducirlos a captores de capitales en busca de rentabilidad. Es un endulzante, no s贸lo del lenguaje; sino una licuaci贸n de una caracterizaci贸n hist贸rica para superar la dependencia y el capitalismo, que aleja cualquier perspectiva de emancipaci贸n.

Buenos Aires, 15 de mayo de 2021




Fuente: Argentina.indymedia.org