January 3, 2022
De parte de SAS Madrid
290 puntos de vista

Desánimo, agotamiento, hartazgo… La sexta ola del Covid-19 ha puesto una vez más contra las cuerdas a los sanitarios. El nuevo estallido de casos en plena Navidad y la vacunación golpean con dureza a uno de los colectivos más tocados anímicamente desde que se desató la pandemia. No pueden más, como han venido denunciando ellos mismos. Y la situación puede ir a peor en el nuevo año que empieza.

“Los sanitarios pueden romperse en 2022”, afirman desde el Consejo General de Colegios Oficiales de Médicos (CGCOM) a través de la Comisión Asesora Covid-19. Según alertan, la “gravedad” de esta nueva ola “puede quebrar” el Sistema Nacional de Salud y a los profesionales que lo sostienen. En un documento elaborado por más de treinta expertos, los médicos llaman a las administraciones a “tomar conciencia del profundo malestar, desánimo y agotamiento de médicos y otros profesionales sanitarios”.

En su opinión, “es urgente revitalizar el contrato social implícito con las profesiones, con incrementos de recursos materiales y humanos”. Asimismo, exigen acabar con el “maltrato” a estos profesionales reduciendo, por ejemplo, la temporalidad. Y todo ante la ola desatada por la variante Ómicron, que está “colapsando” la Atención Primaria y los servicios de Urgencias y “desbordando” la capacidad de diagnosticar casos y rastrear contactos.

“En los centros y servicios sanitarios se está acumulando”, pone de manifiesto el CGCOM, “una enorme desmoralización y cansancio” entre los sanitarios y “en su génesis están los comportamientos sociales irresponsables que producen desencanto y frustración”. Pero también, y “con más fuerza”, afirma, “la praxis de gobiernos que miran a otro lado, y han ido dejando a las instituciones sanitarias debilitadas, huérfanas de recursos y de reformas”.

Más carga asistencial

Según sostiene el colegio, “en esta navideña fase de la pandemia, el cansancio de médicos y demás trabajadores de la Sanidad añade más desesperanza”. Y es que, “cuando más se necesita un descanso, cuando se empezaba la recuperación de las agendas de pacientes no Covid, la sexta ola viene a sobrecargar los servicios y a volver a suspender su actividad programada, acumulando carga asistencial para el primer trimestre del nuevo año”.

Ante esto, insiste en “disminuir la temporalidad y mejorar la calidad del empleo médico y sanitario”. Algo que “es precondición para retener a los profesionales que formamos, y alinear su motivación con la misión del Sistema Nacional de Salud”.

A esto hay que sumar otras medidas con la vista puesta en la necesidad de “prepararnos para un estado endémicopandémico Covid de larga duración”. En ese escenario, abogan por reforzar los dispositivos de Urgencias e incrementar los puestos de cuidados avanzados y críticos.

Agradecimiento y no buscar culpables

En el mencionado documento también hay un mensaje para los políticos. Su discurso, considera, “debe insistir en el agradecimiento al sobre-esfuerzo que los sanitarios están haciendo desde hace ya casi dos años”. “Es triste observar cuando desde el ámbito político se canaliza la irritación y frustración buscando culpables, incluso señalando a los propios sanitarios, sin asumir el importante papel que han ejercido ellos mismos en la falta de control de la situación”. Pese a no dar nombres, estas palabras traen a la cabeza las declaraciones de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, achacando a un boicot interno el colapso en los centros de salud.

Para el Colegio de Médicos “la reconstrucción sanitaria debe empezar ya, con una combinación de incremento de recursos y de implementación de reformas”, zanja.

Enlace relacionado ElBoletin.com (01/01/2022).




Fuente: Sasmadrid.org