October 17, 2021
De parte de CNT Madrid
291 puntos de vista


En el Espacio Abierto Quinta de los Molinos, de titularidad municipal y con programaci贸n cultural estable desde que abri贸 sus puertas en julio de 2018, m谩s del 80% de su plantilla ha trabajado hasta fecha reciente con contratos temporales de obra o servicio.

El centro est谩 gestionado directamente por la empresa municipal Madrid Destino en base a un acuerdo de cesi贸n de uso entre el 脕rea de Familias, Igualdad y Bienestar Social del Ayuntamiento de Madrid (titular del edificio) y el 脕rea de Cultura de dicho ayuntamiento. Este 谩rea asume su gesti贸n a trav茅s de Madrid Destino.

A pesar de haberse firmado una ampliaci贸n del acuerdo de cesi贸n del espacio por dos a帽os prorrogables por otros dos, Madrid Destino decidi贸 despedir en marzo de este a帽o a toda la plantilla eventual que gestionaba el centro desde su puesta en marcha. El objetivo de semejante sangr铆a laboral: evitar que esos trabajadores pudieran convertirse en personal indefinido. Los puestos pasan a ser considerados como estructurales si cumplen los 3 a帽os de contrato. 

Los despidos se ejecutaron en mitad de la programaci贸n de la temporada y a pesar de que la actividad del centro continuaba con normalidad. Se cubrieron inmediatamente la mayor铆a de los puestos con nuevos trabajadores eventuales por obra o servicio. Es incomprensible que se prescinda de una plantilla consolidada, cohesionada y comprometida con el proyecto desde sus inicios en un espacio de varios a帽os de recorrido y que tiene asegurada su continuidad al menos hasta 2023. 

Los trabajadores afectados por los despidos, dos de ellos miembros de la secci贸n sindical de CNT, iniciaron procedimientos judiciales contra el despido o por contrataci贸n en fraude de ley. 

El goteo de sentencias acaba con dos trabajadoras readmitidas en sus puestos de manera indefinida, un tercero que hab铆a conseguido plaza indefinida en otro centro, al que la empresa ha tenido que reconocerle la antig眉edad desde 2018, y otro que ha sido indemnizado por despido improcedente. La empresa reconoci贸 que el contrato estaba en fraude de ley pero se ha negado a optar por la readmisi贸n.

Este embrollo legal provocado por la obsesi贸n de Madrid Destino de mantener a toda costa la precariedad y la temporalidad de buena parte de su plantilla se podr铆a haber evitado con una gesti贸n empresarial inteligente, respetuosa con la legalidad laboral y que tuviera como objetivo la calidad del servicio p煤blico, la eficiencia y la buena gesti贸n del dinero de los contribuyentes.

Si sumamos los 8.361,21鈧 de la indemnizaci贸n del trabajador no readmitido, el resto de indemnizaciones abonadas, salarios de tramitaci贸n, suplementos de antiguedad, cuotas patronales de seguridad social, coste de las nuevas contrataciones, etc., el desembolso hecho por la empresa probablemente supere de largo los 30.000 euros. Un dinero que saldr谩 del bolsillo de los madrile帽os y madrile帽as obligados a pagar la mala gesti贸n de la empresa municipal en materia de contrataci贸n.

Desde la Secci贸n Sindical de CNT en Madrid Destino animamos a todos los trabajadores temporales a que se afilien, se informen en el sindicato y revisen las condiciones de sus contratos. Hay numerosas sentencias judiciales o resoluciones de Inspecci贸n de Trabajo que certifican una y otra vez que la pol铆tica de la empresa de contratar en precario est谩 sustentada a menudo, si no sistem谩ticamente, en el fraude de ley.

Organ铆zate y lucha por los derechos laborales que el ayuntamiento no respeta.




Fuente: Madrid.cnt.es