June 18, 2021
De parte de SAS Madrid
266 puntos de vista


El Instituto Nacional de Estadística (INE) ha publicado este jueves el informe definitivo de datos demográficos para 2020. Respecto a decesos, el año de la pandemia ha sido el más mortal de los últimos 100 años, con un total de 492.930 personas fallecidas a causa del coronavirus y de otros factores. Son 74.227 fallecidos más que en 2019: un 17.7% de incremento en solo un año.

A nivel geográfico, la Comunidad de Madrid se ha llevado la peor parte. La región registró un exceso de mortalidad del 37,8% respecto a la media de muertes entre 2015 y 2019, que permite tener una visión más ajustada de la realidad que la comparativa directa con el año anterior. Esta cifra está también ponderada por el tamaño de la población residente en cada año en cada una de las comunidades. La publicación de estos datos coincide con el discurso de investidura de Isabel Díaz Ayuso, que hace un mes y medio volvió a ganas las elecciones para presidir la comunidad.

El binomio salud y economía que ha enarbolado Ayuso durante la pandemia ha sido criticado por epidemiólogos y expertos en salud pública, pues terminó revirtiendo en los peores datos epidemiológicos del país y ahora también en el mayor exceso de mortalidad. A este respecto, las siguientes a Madrid son Castilla La-Mancha, con un 30,6%; Castilla y León, con un 26,8%; y bastante después, Catalunya, con un 19,2%.

Las residencias han sido el foco más letal de la pandemia en nuestro país, donde fallecieron 30.000 personas causa de la COVID.19 (20.000 confirmados y 9.000 con síntomas compatibles). La comunidad presidida por Isabel Díaz Ayuso, que ha registrado 66.583 muertes en 2020, también fue donde hubo más muertes en las residencias de ancianos: 6.187, el 21%, según se desprendió del último informe del Imserso. Le siguen Catalunya, con 5.418 fallecidos, y Castilla y León, con 3.987. También Madrid es la ciudad europea con mayor mortalidad debido a la contaminación, según un estudio publicado en The Lancet con datos consolidados de 2015.

En cuanto a exceso total de mortalidad por provincias, Segovia y Madrid vuelven a ser las más azotadas. En la primera murieron 2.433 personas, un 41% más que en el periodo 2015-2019. Ciudad Real, Salamanca y Soria registraron las tres un 33% más de muertes; Albacete y Guadalajara, un 32%; y Cuenca un 31%.

El INE también ha ofrecido datos correspondientes a las capitales de provincia. Encabezan la lista las ciudades de Segovia, Albacete, Guadalajara, Salamanca, Cáceres, Ciudad Real, Cuenca, Soria y Madrid, todas entre un 40 y un 60% más de mortalidad que la media entre los años 2015 y 2019. La lista de las 10 primeras capitales de provincia la cierra Valladolid con un 38% más de mortalidad. Puedes consultar los datos de todas ellas en este buscador.

Enlace relacionado -y gráficos interactivos- ElDiario.es (17/06/2021).




Fuente: Sasmadrid.org