December 20, 2022
De parte de Tokata
218 puntos de vista

NI VIEJAS NI NUEVAS. FUEGO A LAS C脕RCELES

Hay pocos lugares donde la opresi贸n y la injusticia se viven tan fuertemente como en la c谩rcel. No es casualidad quien en esta vida acaba presx, b谩sicamente son lxs pobres y lxs rebeldes; lxs que buscan vida fuera de las reglas de la ley, lxs que no quieren someterse a la convivencia impuesta por el Estado鈥 o que simplemente no han tenido muchas oportunidades en la vida. Obviamente no hay igualdad ni mucha salida ante las distintas realidades que se viven. Acaban presxs aquellxs que no tienen dinero ni privilegios y que viven el racismo y la estigmatizaci贸n continuamente; a la vez que violencia policial y patriarcal. Quien acaba presx ya sabe que aqu铆 no es m谩s que un simple n煤mero, escoria de una sociedad que pretende dar segundas o terceras oportunidades, pero que en verdad acaba marginalizando a lxs llamadxs delincuentes para siempre.

Hay familias y generaciones que pasan a帽o tras a帽o visitando a lxs suyxs aqu铆, que no conocen otra vida ni otra vista que la de los muros y barrotes, la de las c谩maras de vigilancia, de polic铆as y carceleros, los cuales te dicen por donde puedes ir y lo que est谩 permitido o no. Y suelen ser las mujeres, siendo presas o familiares, quienes asumen el deber del cuidado familiar, de los hijos, de seguir sacando la familia para adelante, mantenerla econ贸micamente鈥 de esta manera vemos la c谩rcel como el castigo m谩ximo y el sometimiento a todo tipo de explotaci贸n y violencia total.

El discurso de la sociedad de lxs ricos y burguesxs, de los privilegidxs o inconscientes siempre es el mismo: las c谩rceles sirven para protegerles ante lxs malxs criminales. Pero la verdad es que sirven para mantener sus privilegios obtenidos a lo largo de la historia. Quieren que se defienda su propiedad privada, sus bienes y su poder, y que se castigue a quienes se atreven a desafiarlo. Quieren hacernos creer que se reeduca y reinserta a la persona presa tras a帽os de encierro, pero la c谩rcel no soluciona nada, simplemente agrava el problema despu茅s de tanta miseria e injusticias.

Luego est谩 el tema de la miserable salud entre muros, de las pocas posibilidades m茅dicas, de la dependencia a las drogas y todo tipo de formas de evadir esta miseria, de la necesidad ruinosa de hacer negocio con la miseria de otrxs, de beneficiarse ya sin c贸digo alguno con la pobreza de otrx compa帽erx. Y por supuesto el negocio m谩ximo: la explotaci贸n laboral de la c谩rcel. El Estado, con empresas y fundaciones estatales, se lucra de toda esta miseria. Como el CIRE que controla los economatos, los productos en prisi贸n y los trabajos productivos, de los que se beneficia. As铆 funciona el capitalismo y por esta raz贸n esta sociedad necesita las c谩rceles.

Pero no compramos su discurso mentiroso. Nosotrxs no queremos ni necesitamos las c谩rceles, ni su sistema de control y castigo. Queremos vivir en un mundo que no se base en la opresi贸n y la explotaci贸n de unxs para que otrxs triunfen. Queremos un mundo donde los problemas se resuelvan de otra forma y el trabajo sea otro. Tenemos que acabar con toda la manipulaci贸n y el discurso que sustenta la necesidad de la c谩rcel, juntamente con la represi贸n y la violencia por parte del Estado, la polic铆a, los juzgados, carceleros y quienes necesitan y se benefician de su existencia.

NO HAY PAZ NI TREGUA CON QUIENES CADA D脥A NOS ROBAN NUESTRA VIDA Y NUESTRA LIBERTAD.
ABAJO LOS MUROS DE LAS PRISIONES, AQU脥 Y EN CUALQUIER LUGAR.
PORQUE QUEREMOS ABRAZAR A NUESTRXS COMPA脩ERXS.
ABAJO LOS CIES, FRONTERAS, CENTROS DE MENORES, PSIQUI脕TRICOS鈥
ABAJO TODO TIPO DE OPRESI脫N Y AUTORIDAD.
POR LA LIBERTAD, POR LA ANARQU脥A.




Fuente: Tokata.info