January 21, 2021
De parte de ANRed
186 puntos de vista


Imagen de Rubén Pereyra, el trabajador ferroviario fallecido, difundida por sus compañeros.

Otro accidente laboral terminó de la peor manera: Roberto Pereyra, quien sufriera una descarga eléctrica mientras cumplía sus funciones en depósitos de lavado del tren Roca, ubicados en Llavallol, falleció luego de estar peleando por su vida por casi dos días. La patronal, hasta el momento, no realizó declaración alguna sobre lo sucedido. El oficialismo del sindicato de la Unión Ferroviaria, comandado por el histórico Sergio Sasia, de la pedracista Lista Verde, publicó un comunicado aclarando que los procedimientos de la investigación «se mantendrán en privado, para no alterar el marco de investigación y, por sobre todo, priorizar el cuidado de los compañeros». Por Máximo Paz, para ANRed.


El hecho, que desembocó en el fallecimiento del trabajador, sucedió en la madrugada del 19 de enero, cuando Roberto se encontraba realizando sus tareas cotidianas en los depósitos de lavado de la línea de trenes General Roca, ubicados en Llavallol, al sur del conurbano bonaerense.

Pasada la 1 de la madrugada, ferroviarios comenzaron con el lavado de una formación y por ello intentaron subir al techo de un vagón. En esa instancia fue que Roberto sufrió el impacto de una descarga de 25 mil voltios que contiene el cable que hace funcionar al tren. El fuego se produjo de inmediato, alcanzando de lleno al fallecido, mientras que otro empleado fue expulsado por el impacto del techo al suelo.

Los otros trabajadores que no habían llegado a subir intentaron apagar con un extintor a su propio compañero, quién se hallaba, literalmente, prendiéndose fuego producto de la descarga. Una hora después se hicieron presentes los bomberos para rescatar al trabajador, que había quedado en el techo de la formación, vivo aún, pero con el 80% de su cuerpo quemado y su vida muy comprometida.

Desde el momento de la desgracia, Roberto estuvo internado peleando por su vida. Hoy, sus familiares, amigos y compañeros de trabajo se enteraron de su desenlace.

Ante el hecho, el oficialismo del sindicato de la Unión Ferroviaria, comandado por el histórico Sergio Sasia de la pedracista Lista Verde, publicó un comunicado aclarando que los procedimientos de la investigación «se mantendrán en privado, para no alterar el marco de investigación y, por sobre todo, priorizar el cuidado de los compañeros».

La declaración oficial llamó la atención de varios trabajadores, al suponer que, por contrario, la difusión y conocimiento del hecho refuerza un mayor compromiso hacia las autoridades para dar las explicaciones pertinentes al respecto. La patronal, hasta el momento, no realizó declaración alguna sobre lo sucedido.

En ese sentido, desde hace meses que las y los trabajadores del depósito se encuentran solicitando no realizar aquella tarea en horario nocturno, en tanto que la visibilidad no es la suficiente para una tarea de alto riesgo. También su demanda incluye los reemplazos y arreglos de varios de las materiales y artefactos con los que cuentan para llevar adelante tales labores, algo que la dirigencia sindical conoce a todas luces.





Fuente: Anred.org