July 19, 2022
De parte de SAS Madrid
200 puntos de vista

Los bomberos forestales reivindican al Gobierno un modelo p煤blico para la prevenci贸n y extinci贸n de incendios. Castilla y Le贸n es el territorio que m谩s se beneficiar铆a del proyecto del estatuto b谩sico de los bomberos forestales, ya que presenta el servicio m谩s deficiente del Estado.

Once bomberos forestales murieron el 17 de julio de 2005 en el incendio de Guadalajara que arras贸 10.000 hect谩reas. Fue un esc谩ndalo social y pol铆tico que provoc贸 una profunda remodelaci贸n del dispositivo forestal de Castilla La Mancha. Actualmente, se considera que es el mejor de todo el Estado. En la ma帽ana de ayer, Agust铆n Argulo, jefe de jornada y t茅cnico de guardia del operativo de Le贸n, recordaba a El Salto esa fecha fat铆dica: 鈥淧arece que los pol铆ticos solo se mueven cuando algo pasa, cuando ya todo es demasiado tarde鈥. Horas despu茅s, a las diez de la noche de ayer, sobrevino una noticia: un bombero de 63 a帽os, experimentado manguerista que hab铆a acudido a asistir a una cuadrilla de tierra, falleci贸 anoche debido a las quemaduras que sufri贸 durante las labores de extinci贸n del incendio de Losacio, en Zamora. Al menos otros dos bomberos resultaron heridos. Castilla y Le贸n es la comunidad peor valorada entre los bomberos. Minutos despu茅s de darse a conocer su muerte, el presidente de la Junta, Alfonso Fern谩ndez Ma帽ueco, asegur贸 sentirse 鈥渟obrecogido鈥, traslad贸 su 鈥渃ari帽o鈥 y 鈥渢otal apoyo鈥 a familiares y compa帽eros y anunci贸 un luto oficial para hoy lunes. Omiti贸 la dejadez del estado del servicio, que es su responsabilidad pol铆tica.

Hace cuatro semanas, el incendio en la sierra de la Culebra (Zamora) destap贸 el pastel: Castilla y Le贸n no tiene bomberos forestales suficientes para contener algo tan peque帽o y habitual como un rayo de tormenta seca. La cuadrilla m谩s cercana estaba a una hora, tiempo suficiente para que el humo que brota de la tierra se convierta en fuego que prende en la vegetaci贸n. 鈥淟o que podr铆a haber sido un incendio de 50 hect谩reas, fue uno de 36.000鈥, indica quien sabe de rayos, tormentas y fuegos. Agust铆n Argulo tambi茅n es delegado nacional de medio ambiente del CSIF, sindicato que, junto con CC OO y UGT, participa en las negociaciones con el Ministerio de Transici贸n Ecol贸gica para la redacci贸n del estatuto b谩sico del bombero forestal. 

Castilla y Le贸n es la comunidad que menos cuida de sus bomberos forestales y de sus bosques. Tiene el 59% de la plantilla privatizada a trav茅s de subcontratas, con condiciones paup茅rrimas que afectan a todo: sueldo bajo, turnos largos, contratos cortos, trajes rotos, comida y agua insuficiente. Y represalias. Sindicarse puede ser motivo para no volver a ser contratado en la campa帽a del siguiente verano. 

鈥淪ab铆amos que esto pod铆a pasar, o estaba a punto de pasar. La Junta nos est谩 exprimiendo hasta el m谩ximo. Estamos haciendo turnos infumables de horas y horas y horas. Y nos est谩n metiendo en la puta boca del lobo cuando no se pod铆a apagar la cosa y ha pasado, ha muerto un compa帽ero. Siento las palabras y siento todo pero a ver si le pod茅is dar un poco de bombo porque nos est谩n matando a todos鈥, se escucha en un audio difundido anoche por un bombero forestal de Castilla y Le贸n. En la ma帽ana del lunes, 18 de julio, se ha conocido la muerte relacionada con el incendio de otra persona, de 69 a帽os, en Ferreruela (Zamora).

Gobernada interrumpidamente por el PP desde 1987, Castilla y Le贸n ser铆a la comunidad que m谩s se beneficiar铆a de la regulaci贸n estatal de una profesi贸n que cada territorio mete en un ep铆grafe y le asigna tareas distintas. La semana pasada, CC OO, UGT y CSIF anunciaron movilizaciones ante la previsi贸n de que la legislatura se agote y el proyecto de estatuto b谩sico de bomberos forestales siga sin convertirse en ley. Dos d铆as despu茅s, el presidente Pedro S谩nchez lo incluy贸 dentro de las medidas que anunci贸 en el debate del estado de la naci贸n. Si sus palabras son ciertas, ser谩 la tercera vez que el Congreso aborde este proyecto de ley, que figura como uno de los compromisos del pacto de coalici贸n entre PSOE y Unidas Podemos. 

Los sindicatos abogan por un modelo p煤blico de la prevenci贸n y extinci贸n de los incendios forestales, con una homogeneizaci贸n de los medios 鈥攎isma emisora de radio, por ejemplo鈥 y de las condiciones laborales 鈥攐rganizaci贸n de los turnos鈥, que permita coordinarse de forma eficiente y r谩pida entre las distintas comunidades en caso de fuegos compartidos. Esto choca con dos modelos distintos de servicio que ya est谩n en funcionamiento: por una parte, los centrados en la prevenci贸n y extinci贸n dentro del 谩mbito forestal, como Castilla y Le贸n. El otro relega la prevenci贸n a brigadas forestales y ampl铆a las funciones de los bomberos forestales dentro de la protecci贸n civil, como en el Pa铆s Valenci脿. 

En cualquier caso, en ambos modelos el objetivo es tener a cuadrillas estables contratadas los 12 meses del a帽o. En el primer modelo, desbrozar铆an el monte en invierno 鈥攁hora lo desbrozan antes de extinguir incendios鈥; en el segundo, en los meses de fr铆o participar铆an en labores de protecci贸n civil en caso de inundaciones, nevadas, etc. 

Sea cual sea el modelo elegido por cada comunidad, contar con cuadrillas de bomberos forestales que sepan y puedan evitar incendios de sexta generaci贸n ante el incremento de las olas de calor y periodos de sequ铆a m谩s tempranos, unidos al cada vez m谩s abandonado monte 鈥攏i ganader铆a ni agricultura, que limpian el matorral bajo y hacen de cortafuegos natural鈥 supone tener media batalla ganada. De momento, el Estado ha preferido inhibirse y deja que cada comunidad haga lo que considere. El signo pol铆tico y los procesos neoliberales de cada formaci贸n marcan el camino elegido. El Estado solo ha apostado por la UME, soldados que deben desplazarse cientos de kil贸metros para extinguir un incendio. Es decir, no evitan que el fuego se desboque, llegan cuando el fuego ya es incontrolable. 

Privatizar un servicio b谩sico

Para Argulo, el problema principal de Castilla y Le贸n es la privatizaci贸n del servicio 鈥攕olo 1.870 trabajadores de 4.540 son p煤blicos鈥. 鈥淪i una cosa cuesta un mill贸n de euros y quien obtiene la licitaci贸n dice que la har谩 por 600.000 y, adem谩s, debe obtener un beneficio empresarial, el resultado es sencillo: repercute en servicios de mala calidad y precariedad laboral鈥, resume. A帽ade que, en ocasiones, las contratas han obligado a traer maquinaria 鈥攍a motosierra鈥 al personal contratado eventualmente.  

Seg煤n 脕ngel Rubio, delegado de UGT, hasta el 26 de junio ya hab铆an ardido en la pen铆nsula m谩s de 70.000 hect谩reas, 鈥渕谩s del doble que la media鈥. 鈥淟os datos son terror铆ficos鈥, advirti贸 en rueda de prensa la pasada semana.

Agust铆n Argulo recuerda que las comunidades que m谩s trabas est谩n poniendo para implantar un estatuto b谩sico de los bomberos forestales son, precisamente, Castilla y Le贸n. Tambi茅n Arag贸n. Las hay que van por delante del estatuto: Castilla-La Mancha, Andaluc铆a, Extremadura, Galicia y La Rioja. 鈥淓sas comunidades no se meten, pens谩bamos que pondr铆an m谩s pegas pero la 煤nica condici贸n que han puesto es que puedan seguir manteniendo su modelo de gesti贸n鈥, se帽ala. 

En el Pa铆s Vasco, Catalunya y Pa铆s Valenci脿 los bomberos profesionales llevan la direcci贸n de la extinci贸n de los incendios forestales. Desde el Pa铆s Valenci脿, Ferran Edo, delegado de CGT, sindicato que ha convocado numerosas huelgas y est谩 detr谩s de las mejoras laborales del sector en ese territorio, insiste tambi茅n en que 鈥渓os pol铆ticos aguantan la respiraci贸n hasta que pasa septiembre, no parecen interesados en reformular cosas y, cuando pasan, ya es demasiado tarde鈥. 鈥淟os incendios de sexta generaci贸n pueden ocurrir y acabar谩n ocurriendo鈥, alerta. 

Para mejorar la operatividad del servicio y la conciliaci贸n, considera necesario que en su servicio se implemente el tercer turno, dado que hay una franja horaria de cuatro horas 鈥 de 7.30 a 11.30h鈥 que no hay ninguna unidad de guardia, por lo que propone turnos de 12h de trabajo en un d铆a y dos de libranza. Permitir铆a, adem谩s de cubrir la franja matutina, que 鈥渢odas las unidades est茅n descansadas cuando se incorporen a extinguir un gran incendio鈥.

La prevenci贸n es clave. Cuando llega a la ciudad el olor a quemado y el viento escampa a decenas de kil贸metros la ceniza del monte que arde, recuperar la masa forestal exige a帽os. Castilla y Le贸n ostenta el r茅cord de ser la comunidad l铆der por segundo a帽o consecutivo de hect谩reas quemadas 鈥攎谩s de 50.000鈥. Desde ayer suma un trabajador fallecido y dos heridos.

Enlace relacionado ElSaltoDiario.com 18/07/2022.

 




Fuente: Sasmadrid.org