April 1, 2022
De parte de A Las Barricadas
165 puntos de vista

En el anterior art铆culo se lleg贸 a vislumbrar el teletrabajo como potencialmente revolucionario en una sociedad en la que est谩 colapsando el sistema capitalista concentrado en megaurbes pobladas por personas trabajadoras cada vez m谩s infelices. Y como signo de ello hablamos del fen贸meno de 鈥渓a gran renuncia鈥. Habl谩bamos tambi茅n de como el trabajo a distancia permite una parcial liberaci贸n de los actuales centros de trabajo donde impera la jerarqu铆a y la dominaci贸n. El nomadismo y la posibilidad de abandonar la megaurbe que facilita el teletrabajo puede ser la oportunidad para que los libertarios encuentren su asiento en municipios donde poner en pr谩ctica las teor铆as municipalistas.

Pero, 驴qu茅 es el municipalismo libertario? Nos valdremos de las ideas del ecoanarquista Murray Bookchin para responder a esta pregunta.El proceso general de 鈥渃omunalizaci贸n鈥 ser铆a un proceso que se expresa en la capacidad de autoorganizaci贸n colectiva que emana directamente de la propia libertad de los individuos. M谩s concretamente, el municipio ser谩 la unidad de convivencia b谩sica que puede facilitar que ese proceso de comunalizaci贸n fluya y adopte la forma de democracia directa en asambleas municipales y, yendo m谩s all谩, creando un espacio de interacci贸n racional, 茅tica y p煤blica. El municipalismo libertario se construye como pol铆tica org谩nica, es decir, como una pol铆tica que emerge de la base de una asociaci贸n cooperativa humana, dirigi茅ndose hacia la creaci贸n de un aut茅ntico cuerpo pol铆tico y de formas participativas de ciudadan铆a.

De una forma m谩s sencilla lo explica Janet Biehl: el lugar de partida del municipalismo libertario es una comunidad de individuos cuyas viviendas est谩n dispuestas en torno a un espacio p煤blico (una plaza, un parque, una calle concreta y diferenciada) donde la vida privada se transforma en vida p煤blica. Aqu铆 la gente se encuentra regularmente y 鈥渃ara a cara鈥. La proximidad residencial y los problemas e intereses comunes son los que constituyen la vida c铆vica compartida. Este ser铆a el embri贸n del 谩mbito pol铆tico de la comunidad. Las personas se transforman de individuos aislados a ciudadanos interdependientes y comprometidos con el bienestar com煤n. Crear谩n instituciones pol铆ticas, o transformar谩n las existentes, que se regir谩n por la participaci贸n comunitaria, recuperando as铆 la capacidad de autoorganizaci贸n.

De la utop铆a a la posibilidad real

El municipio libertario ha sido hasta ahora un lugar pr谩cticamente ut贸pico. Principalmente por la dificultad de tener unos ingresos dignos procedentes del campo o de la artesan铆a. La peque帽a comunidad s贸lo tiene cabida en el 谩mbito rural (aunque tambi茅n pueda desarrollarse en los barrios de las ciudades), donde el principal problema era la sostenibilidad econ贸mica. Las posibilidades econ贸micas que ofrece la agricultura y ganader铆a de subsistencia son escasas. Las necesidades b谩sicas actuales para el desarrollo personal y familiar no se pueden cubrir con un empleo rural a no ser que se posean grandes cantidades de terreno. Sin embargo, el teletrabajo permite unos ingresos procedentes del exterior que har铆an sostenible la vida en el municipio y que muy pronto empezar铆an a repercutir en su interior. A estos ingresos habr铆a que a帽adir las posibilidades de autonom铆a que se podr铆a alcanzar a nivel alimentario y energ茅tico con las consiguientes repercusiones medioambientales. Las posibilidades asociativas surgir铆an a todos los niveles ayudadas por el aumento de tiempo libre que implica la vida en un peque帽o municipio.

Despu茅s de una gran crisis econ贸mica que comenz贸 en el 2008, despu茅s de una pandemia que comenz贸 en el 2020 y con el comienzo ahora de una guerra en Europa, se espera una transformaci贸n profunda donde cobra m谩s importancia un municipalismo donde la verdadera democracia vuelva a tomar fuerza. Vivimos en una situaci贸n de distintas crisis que se solapan y que parecen dirigirse hacia el colapso. Desde el 2008 vemos como la desigualdad econ贸mica y la pobreza va creciendo haciendo cada vez m谩s evidente 鈥渓a explotaci贸n del hombre por el hombre鈥 (Marx). Desde el 2020 padecemos una pandemia cuya causa se relaciona con la p茅rdida de biodiversidad haciendo cada vez m谩s evidente el 鈥渁lcance destructivo del hombre sobre la naturaleza鈥 (Boockchin). Ahora una guerra generada por una potencia nuclear evidencia el poder destructivo que tiene 鈥渆l hombre sobre el hombre鈥 (Se utiliza el t茅rmino hombre en el sentido que le da la filosof铆a, es decir, id茅ntico a ser humano).

Una eco-comunidad municipal democr谩tica permite un equilibrio con la naturaleza y posibilita la cooperaci贸n e igualdad. Y ahora es posible gracias a que la tecnolog铆a digital permite la informaci贸n y el trabajo a distancia. La ecotecnolog铆a permite una autonom铆a mediante energ铆a solar o e贸lica y aplicable tambi茅n a la alimentaci贸n sana mediante huertos inteligentes y ecol贸gicos. Permite sobre todo recuperar la libertad pol铆tica, que es la libertad para poder decidir sin delegar en nadie el rumbo de nuestro destino en comunidad.

Puede parecer que esto ser铆a para unos pocos, solo para los trabajos que puedan admitir el teletrabajo y solo para aquellos que opten por lo rural. Pero se tratar铆a de algo mucho m谩s amplio (Por ejemplo: jubilados compran una aldea: https://www.dailymotion.com/video/x7fx6um), donde todas las personas ganar铆an, ser铆a una oportunidad para que los trabajadores y trabajadoras volvieran a tomar conciencia de clase y recuperasen la solidaridad y la capacidad de transformar la sociedad; un 茅xodo a lo rural supondr铆a un semivaciamiento de lo urbano que har铆a las ciudades m谩s habitables y saludables, donde tambi茅n habr铆a m谩s posibilidades de crear espacios de participaci贸n pol铆tica en los barrios. El crecimiento en poblaci贸n de los peque帽os municipios rurales tambi茅n generar铆a nuevos puestos de trabajo por la necesidad de servicios. El desarrollo m谩s detallado de estas posibilidades lo dejamos para otro art铆culo. Continuar谩.

Javier Escudero Pardo




Fuente: Alasbarricadas.org